Dios es música (libros)


Dios es música (libros)

Toda la historia de la salvación del hombre; la belleza de la Creación; la admirable obra de la redención y la acción santificadora del Espíritu Santo en los tiempos que corren para la evangelización, es una grandiosa sinfonía comprendida y desarrollada como una sinfonía trinitaria de la historia de la liberación humana.

Análisis Digital,14/07/10 – Este corpus trata de describir cómo la música muestra una historia de absolución y cómo se convierte en un camino de encuentro con Dios y nos aleja de los típicos prejuicios. Por ejemplo, la autora descubre en la Novena sinfonía de Beethoven un cántico ascético y divino en el que se puede vislumbrar la historia del Amor creador y redentor del Todopoderoso.
Según Márquez “la música demuestra una presencia espiritual enorme y provoca la necesidad imperiosa de darla a conocer”. Asimismo, pretende argüir que el libro tiene un objetivo final: que el lector comprenda la grandeza de lo que hay detrás de la inspiración musical; y por eso su autora resalta que “la música tiene un núcleo trascendente que no hay que perder de vista, ya que es justamente lo que ha dado vida a las grandes composiciones”.
De hecho, gracias a ella podemos plantearnos una percepción creyente e interpretación coherente de la historia de la manumisión, desde el arte de la música. Una forma de hacer inteligible esa historia de amor de Dios con respecto al hombre, desde unas claves distintas a las que nos tiene acostumbrados la literatura teológica.
La idea del libro es pues, ayudar al lector, mientras se escucha el CD incorporado, para que pueda imaginar y contemplar el mundo como un gran auditorio, donde precisamente Dios es el gran compositor, Jesucristo su mayor intérprete o solista, y donde, al mismo tiempo, interviene la humanidad entera a modo de coro y orquesta.
La lectura sirve pues, para descubrir a Dios como autor de todo, pero, además, nos puede ayudar a reconocer su mano providente en los detalles más insignificantes de la vida cotidiana; y las ilustraciones de “la pintora de la luz”, Isabel Guerra, realzan la belleza de esta idea tan sugerente, con citas como: “el hombre desafina”, “Dios da de nuevo tono”… (citas de la Escritura que no son del todo textuales).
Sergio Alguacil
Autor:………Pilar Márquez
Editorial:…..Promoción Popular Cristiana
fuente: Análisis digital

http://www.eltestigofiel.org/informacion/noticias.php?idn=6848

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: