El Éxodo Bíblico en los textos egipcios

View this document on Scribd
Anuncios

La responsabilidad de Ratzinger

La responsabilidad de Ratzinger

EL PAÍS / Hans Küng

Tras la Audiencia Papal del arzobispo Robert Zollitsch se hablaba de una “gran consternación” y de “profunda conmoción” por parte del Papa debido a los numerosos casos de abusos. Zollistch, presidente de la Conferencia Episcopal Alemana, pidió perdón a las víctimas y nombró, una vez más, las medidas tomadas y por tomar. Pero ni él ni el Papa han contestado a las preguntas fundamentales que de ningún modo pueden ser pospuestas. Según la última encuesta del Emnid (Instituto Alemán de Investigación de Opiniones) sólo el 10% de los participantes cree que la Iglesia está haciendo lo suficiente para superar esta situación; pero el 86% de los alemanes reprocha a quienes dirigen la Iglesia falta de disposición al esclarecimiento. La negación obispal de cualquier relación entre la ley del celibato y el abuso de menores ha de confirmarles en sus críticas.

Pregunta 1. ¿Por qué sigue el Papa, enfrentado a la historia, definiendo el supuesto “sagrado” celibato como un “preciado regalo” y pasando por alto el mensaje bíblico que permite explícitamente a todos los cargos el matrimonio? El celibato no es “sagrado”, ni siquiera “dichoso”, sino más bien “desdichado” por excluir a innumerables buenos candidatos al sacerdocio y haber expulsado de sus cargos a multitud de sacerdotes por su disposición a casarse. La ley del celibato no es una verdad de fe, sino una ley eclesiástica del siglo XI que debió ser abolida tras las protestas de los reformadores en el siglo XVI.

Una respuesta seria hubiera exigido que el Papa al menos prometiera la revisión de esta ley, tan ansiada por una absoluta gran mayoría del clero y el pueblo. También el presidente del Comité Central de Católicos Alemanes, Alois Glück, y el obispo auxiliar de Hamburgo Jaschke exigen un comportamiento menos crispado frente a la sexualidad y una igualdad entre sacerdotes célibes y casados.

Pregunta 2. ¿Realmente opinan, tal y como repitió el arzobispo Zollitsch, “todos los expertos” que el abuso de menores por parte de clérigos y la ley del celibato no tienen nada que ver? ¡Quién puede acaso conocer la opinión de “todos los expertos”! Innumerables son, sin embargo, las declaraciones de psicoterapeutas y psicoanalistas que sí ven una relación: la ley del celibato obliga a los sacerdotes a abstenerse de cualquier actividad sexual; pero sus impulsos prevalecen, virulentos, con el riesgo de que sean apartados y compensados en una zona tabú.

Una respuesta seria exige que se tome en serio la correlación entre el abuso y el celibato, en lugar de negarla. Así en sus estudios de 25 años de duración -Knowledge of sexual activity and abuse within the clerical system of the Roman Catholic Church, 2004- el psicoterapeuta Richard Sipe deja clarolo siguiente: el estilo de vida célibe, sobre todo el que conlleva este tipo de socialización (a menudo internado, después seminario sacerdotal) puede alimentar una inclinación pedófila. Sipe constata una inhibición del desarrollo psicosexual que se manifiesta más a menudo en célibes que en el resto de la población media. Pero a menudo los déficits en el desarrollo psicológico y las inclinaciones sexuales se hacen conscientes después de la ordenación.

Pregunta 3. ¿No deberían los obispos, en lugar de pedir sólo perdón a las víctimas, admitir por fin de una vez su propia culpa? Durante décadas han convertido la cuestión del celibato en un tabú y los casos de abuso se han encubierto con silencio absoluto y traslados. A los obispos parecía importarles más la protección de sus sacerdotes que la de los niños. Pero existe una diferencia entre los casos individuales de abuso en colegios fuera de la Iglesia católica y los sistémicos y por ello, a menudo, se acumulan casos en la Iglesia católica romana, donde sigue imperando una moral sexual rigurosamente tensa que culmina en la ley del celibato.

Una respuesta seria hubiera exigido que el presidente de la conferencia episcopal declarara motu propio, en vez de esperar a que la ministra de Justicia diera un ultimátum de 24 horas a la autoridad eclesiástica, para que en un futuro la jerarquía eclesiástica no siguiera tratando los delitos penales al margen de la justicia estatal. ¿O habrá que pagar primero millones en indemnizaciones para que esta jerarquía entre en razón? En el año 2006 la Iglesia católica de Estados Unidos pagó la suma de 1.300 millones de dólares; en Irlanda en 2009 el Gobierno acordó con las órdenes religiosas la creación de un fondo de indemnización de unos ruinosos 2.100 millones de euros. ¡Estas cantidades reflejan un alto porcentaje estadístico de delincuentes célibes respecto a la totalidad de delincuentes sexuales!

Pregunta 4. ¿No debería sobre todo el Papa Benedicto XVI asumir su responsabilidad en lugar de quejarse de una campaña contra su persona? Nunca nadie perteneciente a la Iglesia tuvo tantos casos de abuso sobre su escritorio como él. Como recordatorio:

– Ocho años como catedrático de Teología en Regensburgo: debido a su estrecho vínculo con el director de la orquesta de la catedral, su hermano Georg, estaba perfectamente informado sobre los sucesos en el Regensburger Domspatzen (el coro de la catedral de Regensburgo). No se trata en estos momentos de las, lamentablemente, habituales bofetadas de aquella época, sino posiblemente de delitos sexuales.

– Cinco años como arzobispo de Múnich: acaban de conocerse nuevos abusos por parte de un sacerdote y delincuente sexual trasladado durante el obispado de Ratzinger. Su leal vicario general de entonces, mi compañero de estudios Gerhard Gruber, asumió toda la responsabilidad, pero no consiguió apenas exonerar al arzobispo, también administrativamente responsable.

– Veinticuatro años como prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe: es aquí donde bajo absoluto secreto (Secretum pontificium) todos los delitos sexuales de clérigos fueron y son registrados e investigados. En su carta del 18 de mayo del 2001 sobre los “graves delitos” dirigida a todos los obispos, Ratzinger volvió a ligar los casos de abuso al secreto papal cuya vulneración se pena con el castigo eclesiástico.

– Cinco años como Papa sin hacer nada respecto a esta siniestra práctica.

Una respuesta seria reclamaría que el hombre que desde hace décadas tiene la responsabilidad del encubrimiento mundial, justamente Joseph Ratzinger, pronunciara su propio mea culpa. Tal y como lo exigió el 14 de marzo de 2010 el obispo de Limburgo Tebartz-van Elst en un discurso por radio a todos los creyentes: “Porque una indignante injusticia no puede ser encubierta ni aceptada necesitamos una inversión que dé lugar a la verdad. Inversión y penitencia tienen su comienzo en el pronunciamiento de la culpa, el ejercicio y la apreciación del arrepentimiento, la asunción de la responsabilidad y la oportunidad de un nuevo comienzo”.

La comunidad judía comienza a celebrar esta noche la festividad de Pesaj

La comunidad judía comienza a celebrar esta noche la festividad de Pesaj
Se trata de una de las festividades más importantes dentro de la tradición judía. Se recuerda la salida del pueblo judío de Egipto, de la esclavitud a la libertad.
El mundo judío comenzará a celebrar esta noche la festividad de Pesaj (Pascua Judía) y distintos referentes religiosos dialogaron con la Agencia Judía de Noticias sobre el valor de la libertad que el pueblo judío destaca durante esta fiesta. “El relato de Pesaj no es simplemente una descripción de un proceso de liberación. También es una gran lección que Dios nos da para enseñarnos primero y antes que nada el valor de la libertad”, afirmó el rabino Abraham Skorka, de la Comunidad Benei Tikvá.
Por su parte el rabino Alejandro Avruj de la comunidad Emanu-El dijo que “el mensaje de la fiesta de Pesaj toma actualidad en cada generación. En tanto, el rabino Tzvi Grunblatt, de Jabad Lubavitch, relató que “Pesaj es la festividad fundacional del pueblo judío”.

El mundo judío comenzará a celebrar esta noche la festividad de Pesaj (Pascua Judía), que es la festividad que conmemora la salida del pueblo judío de Egipto, relatada en el libro bíblico del Éxodo, y que marca el nacimiento del pueblo judío.

La festividad es uno de los tres Shloshet HaRegalim (Fiestas de Peregrinaje) del Judaísmo, ya que durante la época en que el Templo de Jerusalem existía, se acostumbraba a peregrinar al mismo y realizar ofrendas.

La festividad dura siete días (ocho en la Diáspora), y durante la misma está prohibida la ingestión de alimentos derivados de cereales (trigo, cebada, centeno, avena y espelta) fermentados, llamados en hebreo Jametz.

En su lugar, durante la festividad se acostumbra a comer Matzá o pan ácimo. Según la tradición, el pueblo judío salió de Egipto con mucha prisa y sin tiempo de prepararse, por lo que no hubo tiempo para dejar leudar el pan para el camino, y de esta creencia deriva la prohibición de ingerir Jametz.

El Seder (cena tradicional de Pesaj) del lunes se celebrará en el hogar con una comida familiar, en la que los mayores contarán a los más chicos, guiados por un texto de referencia (Hagadá), la salida de sus antepasados de la opresión egipcia y su peregrinar por el desierto.

En declaraciones a la Agencia Judía de Noticias (AJN), el rabino Abraham Skorka, de la Comunidad Benei Tikvá, apuntó que “el relato de Pesaj no es simplemente una descripción de un proceso de liberación. También es una gran lección que Dios nos da para enseñarnos primero y antes que nada el valor de la libertad”.

“Además, Pesaj está relacionado con la fiesta de la entrega de la Torá. Los versículos nos dicen que Moisés, por orden de Dios, va a ayudar, va a ser el enviado para sacar a los hijos de Israel de la tierra de Egipto para que tengan un encuentro con Dios en el Monte Sinaí”, relató el religioso.

Skorka señaló que  “se es libre cuando realmente uno puede comprometerse y expresar en su vida valores de justicia, de rectitud y todo aquello que nos enseña la Torá, que es lo que Dios nos reveló cuando estuvimos en el Monte Sinaí. Esa es la esencia de ser libre”.

Por su parte, el rabino Alejandro Avruj de la comunidad Emanu-El, consideró que “lo más importante en esta fiesta de Pesaj, en la mesa familiar, es buscar cada uno en lo personal y familiar cuáles son las cosas que deberíamos dejar a un costado para empezar a ser auténticos coherentes con lo que queremos ser como personas y como familias.

“El mensaje de la fiesta de Pesaj toma actualidad en cada generación, en cada tiempo, en cada contexto. La búsqueda como individuo, como familia, como sociedad, como país, de las libertades que cada uno necesita para alcanzar el máximo potencial del ser es algo de lo que tenemos que hablar, trabajar y descubrir en cada tiempo”, sostuvo el religioso en diálogo con esta agencia.

Avruj indicó: “Generalmente nos colocamos ante los faraones que no nos permiten expresarnos o desarrollarnos o ser completamente libres, pero una de las grandes tareas de cada Pesaj es buscar el Faraón que cada uno tiene adentro y que es el que mayores limitaciones y condicionamientos nos impone”.

“El símbolo más importante de las fiestas que es la matzá, hay que adquirir la humildad del pan de la pobreza para reconocernos en nuestras propias limitaciones y poder descubrir que la más importante de las felicidades es aquella que uno alcanza al compartir la felicidad”, expresó el rabino.
El religioso insistió que esta fiesta invita a compartir el pan de la pobreza, para que “podamos ver cada uno como familia en esa noche en que proyecto solidario podemos comprometernos y de esa manera ayudar a otros a quitarse los faraones de encima de los cuales todos somos parte: la marginación, la pobreza, la falta de compromiso social”.
En tanto, el rabino Tzvi Grunblatt, de Jabad Lubavitch, relató que “Pesaj es la festividad fundacional del pueblo judío”.

“Dios convierte al pueblo judío en un pueblo y lo libera dándole una misión y un destino. El hombre sin una misión sigue siendo un esclavo”, señaló el religioso.

Por su parte el rabino de la comunidad BetEl, Daniel Goldman, explicó que, según su análisis, “Pesaj es azar y destino. Un azar no inabarcable de fenómenos que se interconectan   para provocar consecuencias que la abrumadora mayoría  de las veces quedan fuera de todo cálculo.”

“En ese contexto las preguntas que invitaría a preguntar en la mesa del Seder  son la cuatro preguntas sobre azar y destino. Uno debe preguntarse ‘si hice bien las cosas en el pasado, si tuve opciones. Si me llevo bien en el presente y si tengo opciones”, explicó.
Grunblatt consideró: “Hoy tenemos que lograr nuestra propia liberación inspirándonos y aprendiendo cómo fue ese primer Pesaj. Pero desde la salida de Egipto y hasta la llegada del Mashiaj (Mesías) cada año se va subiendo un peldaño más en absorber esta libertad que Dios nos da hasta llegar a completarla de manera total”.

Según el rabino de la comunidad Dor Jadash, Rubén Saferstein, “para todo el pueblo de Israel hoy, Pesaj es un legado para todas las generaciones y en estos tiempos que vivimos, que los acontecimientos se suceden tan rápido y se olvidan con tanta velocidad, recordar y festejar este acontecimiento nos seguirá significando.”

Grunblatt resaltó también la importancia de la familia en la noche del Seder como un aspecto “clave”. “Que el hijo pregunte y se interese por lo judaico, eso ya es un logro en sí mismo. Aquel que no pregunta es porque no le interesa. Y que el padre sepa lo que responder y responda lo correcto, es otro tema trabajar y para eso hay que estudiar”, aseguró.

En torno a esto el rabino Goldman explicó que “el Seder tiene una magia especial, un carácter especial que permite encontrar el texto y contexto en familia. Es la familia en la búsqueda de la libertad y la libertad en búsqueda de la familia”.

Skorka anunció la realización del “segundo Seder, que es una tradición de Benei Tikvá desde sus inicios que sea en comunidad”.

“La idea es dar la posibilidad que aquellos que no saben como oficiar un Seder, lo aprendan. El Seder es un momento de educación, análisis y de diálogo entre todos aquellos que nos hayamos congregado en derredor de la mesa. Es un buen momento de analizar la historia de Pesaj a la luz de las coyunturas presentes, explicó.

Link permanente: http://www.mdzol.com/mdz/nota/200022

Benedicto XVI invita a católicos y luteranos a un testimonio común

Benedicto XVI invita a católicos y luteranos a un testimonio común

Análisis de Giovanni Maria Vian, director del diario vaticano

CIUDAD DEL VATICANO, martes 23 marzo 2010 (ZENIT.org).-Publicamos el análisis que ha escrito sobre la visita de Benedicto XVI a la iglesia evangélica luterana de Roma, el 14 de marzo, el director del diario vaticano “L’Osservatore Romano”, Giovanni Maria Vian.

***
La visita de Benedicto XVI a la comunidad luterana de Roma ha confirmado una vez más lo que Joseph Ratzinger, jovencísimo profesor en Freising, había descubierto leyendo los textos del tiempo de la Reforma con sus estudiantes: que el patrimonio común entre los cristianos divididos desde hace casi cinco siglos es muy importante. Hasta el punto de que representa una base que, profundizada y compartida, puede acercarlos todavía más. El cardenal Ratzinger ya lo había dicho en 1998 durante un encuentro con la misma comunidad evangélica de Roma, y desde entonces el acercamiento ha proseguido. Tanto que el Papa ahora ha repetido que el primer punto no es la división, sino la alegría y la esperanza, porque la unidad ya existente puede y debe reforzarse.

Alegría y esperanza que se sintieron con evidencia en la conmovedora celebración común del domingo Laetare, la “pequeña Pascua” (Klein-Ostern) recordada por el pastor Jens-Martin Kruse en su homilía sobre el exordio de la segunda carta a los Corintios; con acentos que en algunos momentos se cruzaron con la homilía que pronunció el Obispo de Roma -acogido y saludado con gran cordialidad por la presidenta de la comunidad Doris Esch y por toda la asamblea- sobre el pasaje del Evangelio en el que san Juan narra el deseo de algunos griegos de ver a Jesús. Durante una liturgia ordenada y al mismo tiempo muy participada, en la que la oración del pastor hacia la cruz se alternó con la proclamación del Credo, los cantos y las invocaciones.

Precisamente el tiempo litúrgico que prepara a la Pascua y los pasajes de la Sagrada Escritura leídos recuerdan a los cristianos que alegría, esperanza y cruz -dijeron el pastor Kruse y Benedicto XVI- son realidades que siempre van juntas. Como deben caminar juntos los cristianos, y no uno al lado del otro, sosteniéndose mutuamente en las tribulaciones, subrayó significativamente el pastor. Incluso en una situación de pecado como la de la división, una herida que sólo el Señor puede curar: sólo mirando a Cristo se puede llegar a la unidad, porque únicamente él puede realizarla, repitió el Papa en una explicación ejemplar y conmovedora del Evangelio.

Del mismo modo que los griegos querían ver a Jesús, también hoy -afirmó Benedicto XVI- todo ser humano busca a Dios. Y también hoy Cristo resucitado puede venir para todos “los griegos”, es decir, para toda persona humana, en la Iglesia y fuera de sus fronteras visibles. Testimoniar esta realidad, frente a la cual muchos quizá son inconscientes, y abrir así espacios a Dios en las sociedades que quieren olvidarlo o eliminarlo, es hoy la tarea principal de los cristianos. Una tarea que el Papa ha sido el primero en asumir y a la cual sigue exhortando con firme afabilidad, a pesar de las incomprensiones y ataques.
fuente: Zenit

http://www.eltestigofiel.org/informacion/noticias.php?idn=6588

San Alberto Magno: no hay oposicion entre fe y ciencia

San Alberto Magno: no hay oposicion entre fe y ciencia

Uno de los grandes méritos de San Alberto fue estudiar con rigor científico las obras de Aristóteles, convencido de que todo lo que realmente es racional es compatible con la fe revelada y las Sagradas Escrituras

CIUDAD DEL VATICANO, 24 MAR 2010 (VIS).-En la audiencia general de este miércoles, celebrada en la Plaza de San Pedro, el Papa habló sobre San Alberto Magno, “uno de los más grandes maestros de la teología escolástica”.

El Santo Padre recordó que el santo nació en Alemania a comienzos del siglo XIII, y se dedicó al estudio de las “artes liberales”: gramática, retórica, dialéctica, aritmética, geometría, astronomía y música, es decir, de la cultura general, mostrando aquel típico interés por las ciencias naturales, que se convertiría pronto en el campo favorito de su especialización”.

Entró en la Orden de los Predicadores y tras la ordenación sacerdotal pudo perfeccionar el estudio de la teología en la universidad más célebre de la época, la de París. De esta ciudad le acompañó a Colonia Santo Tomás de Aquino, “un alumno excepcional”. Por sus dotes, el Papa Alejandro IV quiso valerse de los consejos teológicos de San Alberto y después lo nombró obispo de Ratisbona.

San Alberto, dijo el Papa, contribuyó al “desarrollo del segundo Concilio de Lyon, en 1274, convocado por el Papa Gregorio X para promover la unión entre la Iglesia latina y la griega, tras la separación por el gran cisma de Oriente de 1054; aclaró el pensamiento de Tomás de Aquino, que había sido objeto de observaciones e incluso de condenas totalmente injustificadas”.

El santo alemán murió en Colonia en 1280 y el Papa Pío XI lo canonizó y proclamó doctor de la Iglesia en 1931. “Fue sin duda un reconocimiento apropiado a este gran hombre de Dios y distinguido erudito, no sólo de las verdades de fe, sino de muchas otras áreas del conocimiento”. Por eso, “el Papa Pío XII lo nombró patrono de las ciencias naturales y también es conocido como “Doctor Universalis”, debido a la amplitud de sus intereses y conocimientos”.

Benedicto XVI subrayó que San Alberto “muestra ante todo que no existe oposición entre fe y ciencia; (…) nos recuerda que hay amistad entre ciencia y fe, y que los hombres de ciencia pueden recorrer, a través de su vocación en el estudio de la naturaleza, un verdadero y fascinante camino de santidad”.

“Alberto Magno -continuó- abrió la puerta a la recepción completa de la filosofía de Aristóteles en la filosofía y teología medieval, una recepción que elaboró en modo definitivo posteriormente Santo Tomás de Aquino. La acogida de una filosofía, por decir así, pagana, precristiana, fue una revolución cultural en aquel tiempo. Sin embargo, muchos pensadores cristianos temían la filosofía aristotélica, (…) sobre todo porque en la manera en que había sido interpretada podía parecer “del todo inconciliable con la fe cristiana. Se planteaba un dilema: fe y razón están en contraste?”.

El Papa resaltó que “uno de los grandes méritos de San Alberto fue estudiar con rigor científico las obras de Aristóteles, convencido de que todo lo que realmente es racional es compatible con la fe revelada y las Sagradas Escrituras”.

“San Alberto -añadió- fue capaz de comunicar estos conceptos en modo sencillo y comprensible. Auténtico hijo de Santo Domingo, predicaba con agrado al pueblo de Dios, que era conquistado por su palabra y el ejemplo de su vida”.

El Papa concluyó pidiendo a Dios que “nunca falten en la santa Iglesia teólogos doctos, piadosos y sabios como San Alberto Magno y que ayude a cada uno de nosotros a hacer propia la “fórmula de la santidad” que siguió en su vida: “Querer todo lo que quiero para la gloria de Dios, como Dios quiere para su gloria todo lo que El quiere”, es decir, conformarse siempre a la voluntad de Dios para querer y hacer todo solo y siempre para su gloria y nuestra salvación y la salvación del mundo”.

fuente: VIS

La muerte espiritual de Cristo – base escritural y teologica

Está en ingles, pero en cuanto pueda lo traduzco, este estudio contiene los mejores comentarios cristianos historicos que hablan sobre el tema, la negación de la muerte total de Jesus es algo nuevo, algo del siglo XX en que cayeron  algunos por culpa del protestantismo neoortodoxo y modernista que pretende negar lo sobrenatural de la escritura, como la existencia del infierno, los angeles, los demonios, el diablo, el regreso de Jesús etc. Asi mismo quieren negar que Jesús fue al hades y ahi derrotó por completo el hades y la muerte.
Parte 1
http://www.victoryword.100megspop2.com/tenrsn/jds/tenrsn3.htm
Parte 2:
http://www.victoryword.100megspop2.com/tenrsn/jds/tenrsn3_1.htmll
Parte 3:
http://www.victoryword.100megspop2.com/tenrsn/jds/tenrsn3_2.html

¿Que es el Seol o Hades?

Este escrito del hermano David Cox contiene lo que la biblia dice sobre el Seol, algunos creen que seol es el sepulcro, o confunden el lago de fuego o segunda muerte con el infierno.
El Infierno y El Cielo
Con Estudios sobre: El Hades,
el Paraíso, El Cielo, y El Poso
v1 ©2005 www.davidcox.com.mx/folletos
Se puede fotocopiar e imprimir libremente este folleto
Este folleto es un resumen breve de un estudio más profundo sobre La Doctrina del Castigo de Dios. (folleto)
Secciones: El Seol y el Hades, Elisium, Tártaras, Rebelión de Coré, el Paraíso, el Pozo, el Abismo, y el Infierno, Las Torturas del Infierno, La Finalidad de la Muerte, El Por Venir, El Cielo y el lugar de Placer, Jesús entre su muerte y resurrección.
Ve también 34 Infierno
Los temas del castigo y juicio son mencionados unas 234 veces en los 264 capítulos del Nuevo Testamento. Es interesante que sepamos más sobre el infierno por medio de las enseñanzas de Jesucristo que cualquier otro. Ocupó un lugar importante en la mente de Jesús, y avisó a quienes que les escuchó para que ellos eviten tal lugar y el castigo que en ello hay.
El “Seol” y el “Hades”
La Biblia describe el Seol como el lugar de “tinieblas y sombras de muerte” Job 10:21. Mientras la muerte separa la persona del mundo de los vivos, pero para los salvos es una reunión con los muertos conocidos (Gén. 15:15; 25:8; 35:29; 37:35; 49:33; Núm. 20:24, 28; 31:2; Deu 32:50; 34:5; 2ª Sam. 12:23).
El A.T- habla del “Seol” que es “el lugar de los muertos”, y nunca usa esta palabra para el “sepulcro” donde están los cadáveres descomponiéndose normalmente (Números 16 para la excepción de Coré). “Seol” significa en hebreo “demandar”, y probablemente viene del concepto que es el lugar que demanda la presencia de cada ser humano sin excepción (Hebreos 9:27). Nadie puede escapar la fuerza de la muerte. “Hades” viene de un conjunto de palabras, “no” y “visto”. El Seol o Hades es el mismo lugar, y es un lugar temporal.
Antes de la resurrección de Jesús, hubo dos tipos de personas allí en el Seol, los redimidos y los inconversos. Hubo tres compartimientos (Proverbios 7:27 “las cámaras del Seol”). Estos lugares fueron el Paraíso (para los salvos), el abismo o Infierno (para los inconversos), y Tártaras (para los demonios).
Probablemente el concepto de un abismo o pozo tiene algo de ver con un sentir de caerse en aquel lugar, que es cuando alguien es afuera de control de sí mismo.
“Hades” es una palabra solamente en el Nuevo Testamento que corresponde al “Seol” del A.T. La Septuaginta (la traducción del Antiguo Testamento al griego que usaron los autores del Nuevo Testamento) usa la palabra “hades” para el hebreo “Seol”. Hades es una palabra distinta que la palabra “muerte”.
Los griegos en su mitología dividieron el hades en dos lugares, el Elisium, o el lugar de los buenos, y el Tártaras, el lugar de castigo para los malos. Anotamos que esto es muy parecido a lo que Jesús enseño en la historia de Lázaro y el hombre rico Lucas 16:19-31 nada más que Jesús usó los nombres “seno de Abraham” (un lugar de placer) y “Hades” (un lugar de tormenta).
Rebelión de Coré – En Números 16:30,33 la Biblia hace el comentario sobre los rebeldes de Coré, que “Jehová hiciere algo nuevo, y la tierra abriere su boca y los tragare con todas sus cosas, y descendieren vivos al Seol… descendieron vivos al Seol, los cubrió, la tierra, y perecieron.” De esto relato, debemos entender que Seol no es nada más la muerte, sino una existencia continuada después de la muerte física donde hay extremo sufrimiento para algunos (Prov. 15:24). Sin duda la Biblia presenta un lugar de castigo y tortura física y real.
Antes de la resurrección de Jesucristo, los salvos se fueron al seol después de la muerte (Gén. 37:35; 42:38; 44:29, 31), a la cámara que se llama el paraíso (Lucas 23:43) o el seno de Abraham (Lucas 16:22). Sabemos que Jacobo es un creyente, pero vemos que Jacobo entendió que iba al Seol (Génesis 37:25, 42:38; 44:29; 44:31) aun que claramente esperaba en la salvación de Dios. David en Salmo 16:10 afirmó su convicción que Dios no iba a dejar su alma en el Seol. En el libro de Job, Job quiso ir al Seol para librarse de la tormenta que Satanás estaba haciéndole en la tierra (Job 7:9-10; 11:8; 14:12-13; 17:13, 16; 21:13; 24:19; 26:6).
Hasta la resurrección de Jesús hubo tres cámaras o departamentos en el Seol-Hades que se llaman el paraíso (que era un lugar de agrado para los salvos), y otro lugar que se llama el abismo, pozo, o el infierno en el N.T. (que era un lugar de tormenta). Vemos que Jesús avisó al ladrón en la cruz que aquel mismo día iban los dos al paraíso (Lucas 23:43), y también sabemos que después de su muerte se fue al Seol-Hades (Hechos 2:24, 27, 31; Salmo 16:10; Hechos 13:33-39). De esto concluimos que el paraíso en este punto se ubicaba en una parte del Seol-Hades. Después de la resurrección, hay solamente el lugar de los demonios (Tártaras) y el infierno o gehena (el pozo o abismo) en el Hades-Seol, y por eso Hades llegó de ser sinónimo con el lugar de tormenta.
De Lucas 16 vemos estos el infierno y el lugar de placer muy claramente, y que hay un gran sima (un gran espacio, un golfo) entre los dos lugares que impide o hace imposible que se traspasan de un lugar al otro.
El Pozo, Abismo, Infierno
El “pozo” y el “abismo” son palabras del A.T. que representan el lugar de tormenta en el Seol, que es un lugar real que es espantoso. Jesús lo describió con palabras bien tenebrosas para motivar a los hombres de evitarlo a cualquier costo (Mat. 5:29-30; 10:28; 18:9; 23:33; Marcos 9:43-47; Lucas 12:5).
El lugar fue creado por Dios para castigar a Satanás y sus demonios (Mat. 25:41; 2ª Pedro 2:9) y Dios tiene que engrandecerlo para cada ser humano que se va a allí (Isaías 5.14; Habacuc 2:5). Pero aun nunca se sacia, es “tragón” (Prov. 27:20; 30:15-16).
El infierno – El infierno (Gehena en griego) viene de las palabras valle (“Ge”) y “Hinom” un nombre, y es el nombre de un valle actual en Israel, que tiene barrancas muy empeñadas. En 2ª Crónicas 33:6, el Rey Manasés se hizo a Israel de pasar a sus niños por el fuego (sacrificio humano) en adoración al dios Moloc. Después lo odiaban, y lo usaron para cosas inmundas, como para tirar basura, animales muertos, los cadáveres de los extranjeros y criminales muertos. Pusieron a fuego siempre allí para quitar el olor.
La Biblia siempre habla de Gehena como abajo y adentro de la tierra (Job 11:8; Lucas 10:15), y es aun allí abierto a los ojos de Dios (Job 26:6; Salmo 139:8,11; Prov. 15:11; Hebreos 4:13). Los malvados y los que se olvidan de Dios están allí (Salmo 9:17), con los fariseos (Mateo 23:33), y los hipócritas (Mateo 24:51). Es el lugar de juicio y condenación (Mateo 23:33; 25:46).
Las torturas del infierno – son reales y intensos como lo vemos en Lucas 16:24. Hay dolor intenso (Job 26:5). Las personas en el infierno tienen todas sus capacidades mentales y sentimientos físicos, y sus conciencias. Es una prisión donde uno no tiene libertades sino que uno está detenido bajo las leyes de allí (Salmos 116:3; 118:5). No hay descanso allí (Apoc. 14:9-11). Hay un fuego actual (Mateo 5:22; Lucas 16:23) pero los cuerpos no son consumidos por este fuego. Causa el dolor pero no se acaba o termina nunca. Hay azufre que es actualmente brea como chapapote (Isaías 34:8-10; Apoc. 14:10; 19:20; 20:10; 21:8). Hay el crujir de dientes que significa grande angustia y dolor (Mateo 13:42; Lucas 16:24). Hay el lloro (Mateo 13:42) que es una expresión de angustia o dolor. Hay gusanos que comen el cuerpo para la eternidad (Marcos 9:47-48). Sobre todo es un lugar no deseado por los que están allí (Mateo 5:29-30; 18:8-9; Lucas 16). Además parece que hay niveles de castigo Mateo 10:15; 11:22, 24; Lucas 10:12, 14; 20:47).
Tártaras
El tercer cámara de Seol parece de ser Tártaras, y se menciona una sola vez en 2ª Pedro 2:4 donde dice que los demonios están ahora allí en prisiones esperando su juicio. En Apocalipsis 6:8 Dios va a librarles por un rato para atormentar a los seres humanos antes de los eventos finales.
La Finalidad de la Muerte
El hombre es dado un poco de tiempo sobre la tierra (Job 7:1-3), y en Hebreos 9:27 dice “Y de la manera que está establecido para los hombres que mueran una sola vez, y después de esto el juicio.”. Job 7:9,10 dice “el que desciende al Seol no subirá; No volverá más a su casa, ni su lugar le conocerá más.” Antes de la muerte es la única oportunidad para evitar el lugar de castigo (Sal. 9:17, Ezequías 31:16) por aceptar a Jesús.
El por venir
Estos lugares son temporales esperando el juicio de Dios (Job 21:29-30), porque en Apocalipsis, dice que Dios va a vaciar el infierno (Gehena) delante de Él en el Gran Trono Blanco para juzgar a las naciones (Apocalipsis 20:13). Entendemos que “naciones” refiere a los inconversos. Después de este juicio, Dios echará a todos ellos en el lago de fuego (Apoc. 20:14; 21:8), que entendemos que es peor que el infierno, y es un lugar de tormenta física también, y desde allí, sí va a ser para siempre y permanente, tiempo sin fin.
El Cielo – Lugar de Placer y Dios
Recordamos que vida empezó con Dios en un huerto. La palabra persiana “paraíso” viene de los reyes del oriente que hicieron un huerto protegido y cultivado para sus placeres. Salomón tuvo unos famosos huertos con abundante agua, un símbolo de lujo y recreo en las tierras áridas. Isaías 51:3 y Ezequiel 36:35 hablan del huerto del futuro Israel. Jesús lo usó “paraíso” en Lucas 23:43 (ladrón en la cruz que se arrepintió) como fuera algo entendido entre ellos y que no necesita explicación. Apocalipsis 2:7 dice “Al que venciere, le daré a comer del árbol de la vida, el cual está en medio del paraíso de Dios.” Entonces al final del tiempo los salvos irán a estar con Dios en “el paraíso” otra vez.
También los del Antiguo Testamento tuvieron un concepto de una resurrección de justos y de injustos (Óseas 13:14; Isaías 14:9), y entonces el Seol era un lugar temporal hasta este tiempo. Jesús también enseñó claramente que vendrá dos resurrecciones, una de los salvos para la vida eterna, y otra de los inconversos para juicio y condenación (Juan 5:28-29).

Jesús entre su muerte y resurrección
En el A.T. el paraíso era una cámara del Seol donde Jesús se fue después de su muerte (Efesios 4:8-10; Hechos 2:24, 27, 31; Salmo 68:18; Isaías 42:7) para predicarles (1ª Pedro 3:19) o explicarles explícitamente los detalles de la salvación que ellos esperaban. También Jesús afirmó que el día de su muerte el ladrón iba a estar con Él en el paraíso (Lucas 23:43), pero en Juan 20:17 inmediatamente después de su resurrección todavía no había subido al cielo a ver el Dios el Padre todavía.
Entonces después de la resurrección de Jesucristo, se fue al Paraíso, una cámara en el Seol-Hades, y luego llevó consigo a todos del paraíso con Él al cielo. También cuando resucitó Jesús, muchos muertos del A.T. se resucitaron con Jesús y caminaban la tierra Mat. 27:52-53.
Luego Pablo menciona claramente que “subió” al tercer cielo, al paraíso (2ª Corintios 12:2-4). El primero cielo es la atmósfera de la tierra, el segundo es donde radican el sol y las estrellas, y el tercer cielo es donde radican Dios y los ángeles. Después de la resurrección de Jesús, la Biblia presenta que los cristianos van directamente al cielo con Dios cuando mueren (Fil. 1:23 “estar con Cristo”; 2ª Cor. 5:6-8 “ausentes del cuerpo y presentes al Señor”; Hechos 7:59).