No me lo digas – muéstramelo


Julio 20, 2009

No me lo digas –  muéstramelo

  • “Y entonces Jesús les dijo, ‘Vayan por todo el mundo y anuncien las buenas nuevas a toda criatura.’”1

A menudo siento que la mayoría de mi educación me enseñó cómo ganar dinero pero no cómo vivir. Eso lo tuve que aprender de manera difícil… y aun estoy aprendiendo cómo hacerlo.

No obstante, aprendí muchas lecciones valiosas. Una que nunca he olvidado fue de mi profesor de periodismo. Repetidamente en letras rojas resaltadas él escribiría en mis papeles escritos, “demuéstrame. ¡No me lo digas! “

Él quiso decir que me aplicara en mis escritos al ilustrando puntos importantes dentro de las historias, que, por supuesto, era la manera en la que Jesús enseñó a menudo. (“Él les habló en parábolas y el pueblo lo oyó con placer.”)

Me gusta aplicar las enseñanzas del “demuéstrame. ¡No me lo digas!” no sólo a mi escritura, pero también a mi vida, a mi enseñanza, y especialmente a mi vida de familia y a mi testimonio para Cristo. Es decir una de las maneras más grandes en las que podemos enseñar y ser testigos para Cristo es modelar el cristianismo verdadero y lo qué estamos intentando enseñar a los demás. Hasta que hagamos esto, nuestras palabras no llevarán mucho peso.

Como lo dijo San Francisco de Asís dijo, “siempre prediquen el evangelio. Y en caso de ser necesario usen sus palabras.”

Y como alguien más lo dijo:
“La verdad viva deseo ver,
no puedo vivir en lo qué era antes,
así que cierra tu biblia y muéstrame como
vive ahora el Cristo del que me hablas.”

Recuerden también que, “para ganar algo necesitamos tener las ganas de hacerlo.”

Se sugiere la siguiente oración: “Dios mío, por favor ayúdame a vivir la vida de Cristo para que otros, al verte en mi y lo que has hecho por mí, desearan que tu estés en ellos. Permite que mi vida sea un reflejo de tu amor y un vivo testimonio de ti.  Gracias por escuchar y responder a mi oración. De todo corazón en el nombre de Jesús, Amén.”

1. Marcos 16:15 (NLT).

<:))))><

Anuncios

1 comentario (+¿añadir los tuyos?)

  1. Renton
    Jul 20, 2009 @ 11:26:30

    Me gusta aplicar las enseñanzas del “demuéstrame. ¡No me lo digas!” no sólo a mi escritura, pero también a mi vida, a mi enseñanza, y especialmente a mi vida de familia y a mi testimonio para Cristo

    Los cristianos hemos de predicar el Evangelio no sólo de palabra, sino también de acto, ya que si no, caemos en aquello que repugnaba a Jesús: la hipocresía.

    En la cátedra de Moisés se sientan los escribas y los fariseos.
    3Así que, todo lo que os digan que guardéis, guardadlo y hacedlo; pero no hagáis conforme a sus obras, porque dicen, pero no hacen.

    Mateo 23:2-3

    Con ello Jesús demuestra que la Ley es buena, lo malo es la hipocresía de los que dicen pero no hacen… cuántos de nosostros conocemos a personas que predica el Evangelio pero no lo hace?

    😐

A %d blogueros les gusta esto: