Warren/Robinson dos estilos de oración


Warren/Robinson dos estilos de oración

domingo, 25 de enero de 2009

obama-orando.jpgSegún una nota publicada en el Periódico New York Times el pastor anglicano Gene Robinson abiertamente homosexual y casado con un hombre dió acerca de la oración hecha por Rick Warren en el acto de toma de poder de Barack Obama.  Robinson manifestó que “…el dios al que él ha orado no es el Dios que el conoce”.     

Como se sabe el obispo episcopal también hizo una oración en un acto oficial invitado por el mismo Obama en el cual pide entendimiento a Dios que hace que “en nuestra diversidad somos más fuertes”.  son dos estilos de oración totalmente diferentes, pero ambas nos llevan a la reflexión.  Es por ello que transcribimos las dos oraciones y que el lector saque sus propias conclusiones, claro está el foro de comentarios está abierto para la “diversidad” de opiniones

La Oración de Rick Warren

Warren, hizo la oración de investidura mencionándo a Jesús en inglés, en español, en árabe (Isá) y en hebreo (Yeshuá), y concluyó la misma el Padrenuestro, tal y como se lee a continuación.

”      Dios Todopoderoso, Padre Nuestro, todo lo que vemos y lo que no podemos ver existe solo por Ti. Todo viene de Ti, todo te pertenece, todo existe para tu gloria. La Historia es tu historia.

La Escritura nos dice: “Escucha, Israel, el Señor es nuestro Dios, Uno es el Señor”. Y Tú eres compasivo y misericordioso y amas a todos los que has hecho.

Ahora, hoy, nos regocijamos. No sólo porque en América ha habido una transferencia de poder pacífica por 43ª vez. Celebramos un punto crucial en la historia con la inauguración de nuestro primer presidente americano-africano de los Estados Unidos. Estamos muy agradecidos de vivir en esta tiera, una tierra de posibilidades sin igual, donde el hijo de un inmigrante africano puede subir al más alto nivel de nuestro liderazgo. Y sabemos hoy que el doctor King y una gran nube de testigos están gritando en el Cielo.
rickwarrenoracionpresidencial.jpg
Da a nuestro presidente, Barack Obama, la sabiduría de dirigirnos con humildad, el coraje de dirigirnos con integridad, la compasión para dirigirnos con enerosidad. Bendice y protégele, a él, a su familia, al vicepresidente Biden, al Gabinete y a cada uno de nuestros líderes libremente elegidos.

Ayúdanos, oh Dios, a recordar que somos americanos. Unidos no por la raza o la religión o la sangre, sino por nuestro compromiso con la libertad y justicia para todos.

Cuando nos centramos en nosotros mismos, cuando nos peleamos, cuando te olvidamos, perdónanos.

Cuando presumimos de que nuestra grandeza y prosperidad es sólo nuestra, perdónanos.

Cuando no tratamos a nuestros compañeros, seres humanos, y a toda la tierra con el respeto que merecen, perdónanos.

Y a medida que afrontamos estos días difíciles, que nazca una nueva claridad en nuestras intenciones, responsabilidad en nuestras acciones, humildad en nuestros esfuerzos y civilidad en nuestras actitudes, incluso cuando diferimos.

Ayúdanos a compartir, a servir y a buscar el bien común de todos. Que todas las personas de buena voluntad se unan para trabajar juntas por una nación más próspera, saludable, justa, y por un planeta pacífico.

Que nunca olvidemos que un día, todas las naciones, todas las personas, estaremos de pie ante Ti para rendir cuentas.

Ahora presentamos a nuestro nuevo presidente, y a su esposa Michelle y a sus hijas, Malia y Sasha, bajo tu amoroso cuidado. 

Lo pido humildemente, en el Nombre de quien cambió mi vida: Yeshuá, Isá, Jesús. Jesús, que nos enseñó a orar:

Padre Nuestro, que estás en el Cielo, santificado sea tu Nombre. venga a nosotros tu Reino. Hágase tu voluntad en la tierra como en el Cielo. Danos hoy nuestro pan de cada día, y perdona nuestras ofensas, como perdonamos a los que nos ofenden. No nos dejes caer en la tentación, y líbranos del Mal. Porque tuyo es el Reino, el Poder y la Gloria, por siempre. Amén.”  

La creatividad de Gene Robinson 

El polémico obispo anglicano enfatizó en la diversidad y pidió a Dios bendiciones de ira, lágrimas e inconformidad

Oh Dios de nuestra diversidad de entendimiento, oramos para que …

Nos bendigas con lágrimas – en un mundo en el que más de mil millones de personas subsisten con menos de un dólar al día, donde las mujeres jóvenes en muchos países son golpeadas y violadas por querer una educación, y miles mueren diariamente por mala nutrición, por malaria y por sida.

generobinson2009-2201.jpgNos bendigas con la ira – por la discriminación (tanto aquí como en el extranjero) contra los refugiados y los inmigrantes, las mujeres, las personas de color, los homosexuales, las lesbianas, las bisexuales y las personas transgénero.

Nos bendigas con la incomodidad – ante “respuestas” fáciles y simplistas que hemos preferido escuchar de nuestros políticos, en lugar de la verdad, acerca de nosotros mismos y del mundo que debemos enfrentar si queremos estar a la altura de los desafíos de la futuro.

Nos bendigas con la paciencia – y el conocimiento de que ninguno de nuestros problemas serán “solucionados” rápidamente y con el entendimiento de que nuestro nuevo presidente es un ser humano, y no un mesías.

Nos bendigas con humildad – abiertos comprentder nuestras propias necesidades que deben ir siempre equilibradas con las de el mundo. 

Nos bendigas con la libertad desde la verdadera tolerancia – reemplazándola con genuino respeto y cálido abrazo en nuestras diferencias, y un entendimiento de que en nuestra diversidad somos más fuertes.

Nos bendigas con la compasión y la generosidad – recordando que en toda religión Dios nos juzga por forma como trataos a las persnas más vulnerables de la comunidad humana, ya sea en la ciudad o en el mundo.

Y Dios, te damos gracias por tu hijo Barack, que asume el cargo de Presidente de los Estados Unidos.

Dale sabiduría en estos años, e inspírale con el estilo del liderazgo reconciliador de Lincoln, con la habilidad del Presidente Kennedy para lograr nuestros mejores esfuerzos, y con el sueño del Dr. King por una nación para todas las personas.

Dale un corazón tranquilo, pues el capitán del Estado necesita calma constante en todo tiempo para dirigir.

Dale palabras de impulso porque necesitará inspiración y motivación ante los sacrificios comunes que debemos afrontar en los retos que se nos avecinan.

Hace ciego ante llos colores, recordándole sus propias palabras de que bajo su dirección, no habrán estados rojos ni azules, sino Estados Unidos.

Ayúdale a recordar su propia opresión por ser minoría, su propia experiencia ante la discriminación, pues podria cambiar la vida de las personas que aún son víctimas.

Dale la fuerza necesaria para encontrar el tiempo para la intimidad familiar, y ayúdale a recordar que a pesar de que es presidente, como padre sólo vive una vez la infancia de sus hijas.

Y, por favor, Dios, manténlo a salvo. Sabemos que pedimos mucho a nuestros presidentes, y le estamos pidiendo demasiado a este. Sabemos el riesgo que él y su esposa están tomando por todos nosotros, y te imploro, oh buen y gran Dios, que lo mantengas seguro. Sostenle en la palma de su mano – para que pueda hacer 

el trabajo que hemos asignado, que pueda encontrar la alegría en este llamado, y finalmente nos conduzca como nación a la integridad, a la prosperidad y a la paz.

AMEN.

Escrito por entreCristianos

 Ese, no es mi Dios…

Esta es la frase de todos aquellos que se han alejado de la verdad bíblica. Siempre he escuchado a muchos, inclusive familiares, decir en ocasiones: Ese, no es mi Dios! Por supuesto que ese, el Dios de la Biblia, no es su dios. Esta entrada es el resultado de dos comentarios que leí, uno en un blog, y el otro en un periódico americano.En Seeing Clearly, un comentarista, respondiendo a otro comentariste quien dijo, “Él [Dios] se deleita utilizando las dificultades en nuestras vidas para llevarnos a una mejor adoración suya.” Cierto que su teología de la providencia de Dios no está muy afinada, pero lo que sí me preocupó fue la respuesta a este comentarista. En el siguiente comentario, un hombre escribe, 

“Este no es el Dios al que sirvo. Hay cosas a las cuales debemos decir, “Yo no sé.” No creo en un Dios que se deleita usando las dificultades para llevarnos a Él.Si un padre se deleitara castigando a sus hijos, le llamaríamos un abusador.” [1]

Además, en  US News apareció un reportaje acerca del nombramiento del presidente electo norteamericano, Barack Obama, del obispo episcopal Gene Robinson, un homosexual declarado, diciendo lo siguiente,

“Estoy a favor de que Rick Warren esté en la mesa. Pero no estamos hablando de una discusión; estamos hablando de poner a alguien al frente y centro de lo que será la más vista inauguración en la historia, y pedir su bendición a la nación. Y el Dios al que él [Warren] le ora no es el Dios que yo conozco.”
Un sí para ambos hombres. Tanto el comentarista como Robinson tienen razón de que su dios no es el Dios de los cristianos. Debemos siempre tener presente que nosotros no creamos a Dios, ni podemos conocerle fuera de Su revelación especial. Según Romanos 1, es cierto que todos los hombres tienen la capacidad de conocer a Dios en su revelación general, es decir, la creación, pero esa capacidad ha sido devastada por el pecado. Fue por ello que Dios se reveló en Su palabra, para que los hombres pudieran conocerle.

Muchos tratan a Dios como si fuera un objeto. “Es mío!,” dicen. Dios es eterno. Nosotros somos sus criaturas, y la única manera de conocerle es a través de Su palabra. Pero que ha hecho Robinson? Ha desechado la verdad y autoridad de la Biblia, para adorar a un dios creado a su imágen. Robinson le ora a un dios falso. No es eso lo que dice Romanos 1?
“21 Pues habiendo conocido a Dios, no le glorificaron como a Dios, ni le dieron gracias, sino que se envanecieron en sus razonamientos, y su necio corazón fue entenebrecido. 22 Profesando ser sabios, se hicieron necios, 23 y cambiaron la gloria del Dios incorruptible en semejanza de imagen de hombre corruptible, de aves, de cuadrúpedos y de reptiles. 24 Por lo cual también Dios los entregó a la inmundicia, en las concupiscencias de sus corazones, de modo que deshonraron entre sí sus propios cuerpos, 25 ya que cambiaron la verdad de Dios por la mentira, honrando y dando culto a las criaturas antes que al Creador, el cual es bendito por los siglos. Amén.”Romanos 1: 21-25

Es decir, por rechazar al Dios verdadero, revelado en la creación, Dios los entregó a la inmundicia, “de modo que deshonraron sus propios cuerpos.” Quien es Gene Robinson? Un obispo homosexual que cree que su dios acepta su homosexualidad. Digo yo, ese no es el Dios de la Biblia. Robinson dice: el Dios de la Biblia no es mi dios.

Pero, no dice la Biblia que Dios mismo nos ha concedido el sufrimiento a nosotros los creyentes? Porqué este comentarista cree que si Dios nos hace sufrir es un abusador? Sencillamente porque ha rechazado al Dios de la Biblia. Todo lo que Dios le da a sus hijos adoptados en Cristo, es lo mejor para ellos, y sirve para que Él sea glorificado. Veamos unos ejemplos bíblicos,
“Porque a vosotros os es concedido a causa de Cristo, no sólo que creáis en él, sino también que padezcáis por él” Filipenses 1: 29

“12 Amados, no os sorprendáis del fuego de prueba que os ha sobrevenido, como si alguna cosa extraña os aconteciese, 13 sino gozaos por cuanto sois participantes de los padecimientos de Cristo, para que también en la revelación de su gloria os gocéis con gran alegría.” 1 Pedro 4: 12-13

Dios no sólo le concede a los creyentes la fe para creer en Cristo, sino que también le concede sufrimientos, para que padezcamos por Cristo, y así sea Él glorificado. No es lo mismo que escribe Pedro? Este sufrimiento que nos es dado por Dios nos conlleva a el eterno gozo.

Este es el Dios de la Biblia. Este es el Dios que está siendo rechazado por millones de personas, que han creado dioses a imágen suya. Por ello es nuestro deber predicar al Dios de la Biblia con fervor, para que el mundo conozca la verdad.

1http://seeingclearly.wordpress.com/2008/03/06/is-the-creation-account-of-genesis-a-poem-as-rob-bell-claims/#comment-1101

sujetosalaroca.org

Anuncios

1 comentario (+¿añadir los tuyos?)

  1. Renton
    Ene 25, 2009 @ 22:26:26

    un comentarista, respondiendo a otro comentariste quien dijo, “Él [Dios] se deleita utilizando las dificultades en nuestras vidas para llevarnos a una mejor adoración suya.” Cierto que su teología de la providencia de Dios no está muy afinada, pero lo que sí me preocupó fue la respuesta a este comentarista. En el siguiente comentario, un hombre escribe,

    “Este no es el Dios al que sirvo. Hay cosas a las cuales debemos decir, “Yo no sé.” No creo en un Dios que se deleita usando las dificultades para llevarnos a Él.Si un padre se deleitara castigando a sus hijos, le llamaríamos un abusador.

    Es tremendo el desconocimiento bíblico de las personas lo cual les lleva a abrazar a un cristianismo humanista.

    Todo, todo lo que nos pasa es porque Dios así lo dispone, y lo dispone de esa manera por nuestro bien, para que aprendamos a acercarnos a Él, a confiar en Él y sólo en Él…

    hermanos, no queremos que ignoréis acerca de nuestra tribulación que nos sobrevino en Asia; pues fuimos abrumados sobremanera más allá de nuestras fuerzas, de tal modo que aun perdimos la esperanza de conservar la vida.
    Pero eso sucedió, para que no confiásemos en nosotros mismos, sino en Dios que resucita a los muertos

    (2 Cor 8-9)

    No sabemos por lo qué tuvieron que pasar los apóstoles, pero sí sabemos que tras sus tribulaciones, estaba Dios corregiéndoles en el modo de desenvolverse en el mundo.

    Con el siguiente pasaje se entenderá mejor qué quiero decir:

    Así ha dicho Jehová: Maldito el varón que confía en el hombre, se apoya en su propia fuerza, y su corazón se aparta de Jehová
    ( Jeremías 17:5)

    O sea, Dios no quiere que hagamos las cosas por fe en nuestras fuerzas, en nuestra capacidad intelectual o por fe en la capacidad de otra persona porque eso inevitablemente acaba conduciéndonos hacia la soberbia.

    Uno finalmente puede llegar a decir Hoy ha sido genial mi prédica porque he convertido a X personas, o he impuesto mi punto de vista, o he conseguido captar la atención de… etc.

    Es a esto a lo que alude Pablo, Pero eso sucedió, para que no confiásemos en nosotros mismos, sino en Dios

    La Bíblia nos enseña que si Dios no ha cambiado el corazón de una persona, la mejor prédica del mundo, el mejor argumento del mundo es inútil porque nada de eso es capaz de poner carne y espíritu a un montón de huesos secos.

    Dios quiere que aprendamos a hacer las cosas a su manera porque tan negativo es apartarse de Dios como intentar hacer su Voluntad (predicar el Evangelio) de la manera que Él no quiere que se haga.

A %d blogueros les gusta esto: