Anécdotas de la Historia


Anécdotas de la Historia

El anteniense Timón, contemporáneo de sócrates, era llamado el misántropo porque gastó todas sus riquezas en beneficio de sus amigos y conciudadanos. La ingratitud y la falsedad de todos ellos hicieron que Timón los odiara y expresara su irritación con frases hirientes, sobre todo cuando se cebaba en las mujeres.
Mientras paseaba, Timón vio dos mujeres ahorcadas en una higuera, se detuvo a contemplarlas y, mientras reflexionaba sobre el ejercicio de la justicia, concluyó que ojalá todos los árboles dieran el mismo fruto.

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: