Israel aseguró que Irán se infiltra en Sudamérica con su ideología terrorista

Israel aseguró que Irán se infiltra en Sudamérica con su ideología terrorista

26/11/2008

AJN.- La canciller israelí aseguró que los lazos entre los movimientos de guerrilleros sudamericanos y las organizaciones terroristas iraníes se han afilado y se pueden observar más fácilmente. Además, los medios israelíes informaron que la Defensa israelí ha visto durante años la Triple Frontera entre Paraguay, Argentina y Brasil como un foco del terrorismo iraní y de Hezbollah. En declaraciones a la Agencia Judía de Noticias, Avi Pazner, presidente mundial del Keren Hayesod-UIA, denunció que Irán “exporta terrorismo” y alertó a los países sudamericanos “sobre el riesgo” de los vínculos con el régimen islámico. clic

La canciller israelí Tzipi Livni reveló hoy que Irán introduce elementos terroristas en América del Sur con la intención de expandir su campo ideológico, político y económico.
Según lo informado en la Radio del Ejército, Livni aseguró en una reunión que mantuvo con su par de El Salvador, Marisol Argueta de Barillas, que los lazos entre los movimientos de guerrillas sudamericanas y las organizaciones terroristas iraníes se han afilado y se pueden observar más fácilmente.
Además, agregó que Irán busca constantemente la asistencia política de otros estados de todo el mundo para romper las sanciones internacionales contra el país por su programa nuclear.
La Cancillería israelí aseguró en una evaluación publicada el año pasado que estaba preocupada por las actividades de Irán en América del Sur, incluido un gran número de funcionarios en las embajadas que podrían formar parte del terrorismo.
El diario israelí Haaretz, que informó sobre las declaraciones de Livni, también comentó que el Ministerio de Defensa hebreo ha visto durante años la Triple Frontera entre Paraguay, Argentina y Brasil como un foco del terrorismo iraní y de Hezbollah.
Además, Irán abrió embajadas en Nicaragua, Ecuador y Chile, con los que también aumentó sus lazos comerciales y visitas de altos funcionarios, y agrandó sus misiones en Venezuela, Uruguay, México y Colombia.
La Cancillería israelí dijo que en su evaluación de 2007 estas embajadas tuvieron un “número astronómico” de diplomáticos, desproporcionados a sus intereses.
En Nicaragua, por ejemplo, hay treinta diplomáticos iraníes, con un número similar en Venezuela y otros países.
Lo que Israel teme es que se trate de operativos de inteligencia que estén envueltos en el terrorismo, particularmente, señalaron, por la emergente alianza entre el líder iraní Mahmoud Ahmadinejad y el presidente venezolano Hugo Chávez.
Por esta razón, Israel ya ha advertido acerca de la situación a algunos países de América latina, y los que comparten la preocupación israelí, ya solicitaron al Estado judío que los asista en inteligencia y antiterrorismo.
En declaraciones a la Agencia Judía de Noticias, Avi Pazner, presidente mundial del Keren Hayesod-UIA (una entidad fundada en 1920 cuya misión es recaudar fondos de todo el mundo para Israel) y vocero oficial del gobierno israelí alertó que “Irán exporta terrorismo”.
“Los presidentes de Latinoamérica deberían ser muy cautelosos en sus vínculos” con la República Islámica, afirmó el funcionario.
En diálogo telefónico con la Agencia Judía de Noticias (AJN) desde Jerusalem, Pazner sostuvo que la prueba de que Irán exporta terrorismo son los atentados a la Embajada de Israel y a la AMIA en Buenos Aires, en marzo de 1992 y julio de 1994 respectivamente.
“En el momento en que (un mandatario) deja que Irán penetre en su país, se expone a un peligro, porque aunque el régimen no ataque hoy, probablemente lo hará en algunos años”, aseguró Pazner a AJN.
JR-GB

Anuncios

Si la fe no se encarna en el amor todo se reduce al subjetivismo, advierte el Papa

Vaticano

Si la fe no se encarna en el amor todo se reduce al subjetivismo, advierte el Papa

.- El Papa Benedicto XVI aseguró que “las consecuencias de una fe que no se encarna en el amor son desastrosas, porque todo se reduce al arbitrio y al subjetivismo más nocivo para nosotros y para los hermanos”.

En la audiencia general de hoy, el Santo Padre continuó con la catequesis sobre San Pablo y habló sobre las consecuencias que brotan de ser justificados por la fe y por la acción del Espíritu en la vida cristiana.

Desde el Aula Pablo VI, el Papa afirmó que el Apóstol de las Gentes, en la Carta a los Gálatas, “acentúa claramente la gratuidad de la justificación, subrayando también la relación que existe entre la fe y las obras“.

El Pontífice explicó que “a menudo caemos en los mismos malentendidos que caracterizaron a la comunidad de Corinto: aquellos cristianos pensaban que habiendo sido justificados gratuitamente en Cristo por la fe, ‘todo fuese lícito para ellos’. Y pensaban y a menudo parece que lo piensan también los cristianos de hoy, que sea lícito crear divisiones en la Iglesia, Cuerpo de Cristo, celebrar la Eucaristía sin preocuparnos de los hermanos más necesitados, aspirar a los carismas mejores sin darnos cuenta de que somos miembros unos de otros, etc. Las consecuencias de una fe que no se encarna en el amor son desastrosas, porque todo se reduce al arbitrio y al subjetivismo más nocivo para nosotros y para los hermanos”.

“Por el contrario -añadió-, debemos ser conscientes de que precisamente porque somos justificados en Cristo, ya no nos pertenecemos, sino que somos templos del Espíritu y estamos llamados por tanto a glorificar a Dios en nuestro cuerpo con toda nuestra existencia. Rebajaríamos el valor inestimable de la justificación si comprados a un caro precio por la sangre de Cristo, no lo glorificáramos con nuestro cuerpo”.

Benedicto XVI subrayó que el amor de Cristo “nos reclama, nos acoge, nos abraza, nos sostiene hasta atormentarnos, porque obliga a cada uno a no vivir para sí, encerrado en el propio egoísmo, sino para ‘aquel que ha muerto y resucitado por nosotros’. El amor de Cristo hace que seamos en El aquella nueva criatura que entra a formar parte de su Cuerpo místico que es la Iglesia”.

“Así pues, la centralidad de la justificación sin las obras, objeto primario de la predicación de Pablo, entra en contradicción con la fe operante en el amor; es más, exige que nuestra misma fe se exprese en una vida según el Espíritu”, indicó.

Refiriéndose a la “contraposición sin fundamento entre la teología de San Pablo y la de Santiago”, el Papa afirmó que mientras el primero “está preocupado sobre todo por demostrar que la fe en Cristo es necesaria y suficiente, Santiago hace hincapié en las relaciones que se derivan entre la fe y las obras. Por tanto, sea para Pablo que para Santiago la fe que obra en el amor testimonia el don gratuito de la justificación en Cristo”.

Benedicto XVI concluyó destacando que “si la ética que San Pablo propone a los creyentes no decae en formas de moralismo y se demuestra actual para nosotros, es porque cada vez recomienza de la relación personal y comunitaria con Cristo, para realizarse en la vida según el Espíritu”.

“Esto es esencial: La ética cristiana no nace de un sistema de mandamientos; es consecuencia de nuestra amistad con Cristo. Esta amistad influye en la vida: si es verdadera se encarna y se realiza en el amor por el prójimo. Por eso, cualquier decaimiento ético no se limita a la esfera individual, sino que es al mismo tiempo desvalorización de la fe personal y comunitaria: deriva de esta e incide sobre ella de modo determinante”.

Apoyo a secuestrados

Al final de la audiencia, en sus saludos a los peregrinos de lengua española, el Santo Padre recordó “la marcha para pedir la libertad de los secuestrados, que tendrá lugar el próximo viernes en Colombia. Elevo a Dios una ferviente plegaria para que acabe ese flagelo y se logre pronto la concordia y la paz en esa amada Nación”.

Noticias Relacionadas

¿PODRÍA SER MAHDI, EL DUODÉCIMO IMÁN, EL ANTICRISTO?

¿PODRÍA SER MAHDI, EL DUODÉCIMO IMÁN, EL ANTICRISTO?

¿Quién es el Imán Mahdi?

El Imam Mahdi: ¿Qué es un Imán?

¿Qué es un Imam? De acuerdo con las creencias islámicas, un Imam es un líder o gobernante ungido. Especialmente entre las creencias de los chiitas, cuando la palabra es escrita en mayúsculas, un Imam es considerado (aunque no es requisito), como un líder de oración o clérigo. Los sunitas creen que un Imam puede ser un profeta también. Los chiitas creen que no todos los profetas pueden ser Imam, pero que un Imam puede ser un profeta también. Se cree que un Imam es un ungido de Alá y es un ejemplo perfecto de dirigente de la humanidad en todo sentido. La interpretación de los chiitas es que sólo Alá puede ordenar un Imam y que ningún hombre tiene el poder de hacerlo. El doceavo Imam es llamado también el Imam Oculto y el Mahdi (el guiado).

El Iman Mahdi: ¿Quién es el Imam Mahdi?

Dentro de los chiitas, (los cuales predominan en Irán), se profetiza que vendrá un doceavo Imam el cual es el gran salvador espiritual. Este Imam es llamado Abu al-Qasim Mohamed, o también se le llama Mohamed al Mahdi. Se dice que nació del onceavo Imam, Hasan Al-Askari y de su esposa, la nieta de un emperador. Existen opiniones encontradas acerca de si ella se llamaba Fátima o Nargis Khatoon.

La mayoría de los relatos de la historia dicen que al Mahdi se ocultó de niño, cerca de los cinco años (alrededor del siglo XIII). Se dice que ha estado “ocultándose” en cuevas desde entonces, pero que regresará sobrenaturalmente justo antes del Día del Juicio. De acuerdo con el Hadith el protocolo para el Imam Oculto es:

Será un descendiente de Mohamed y el hijo de Fátima
Tendrá una frente ancha y nariz puntiaguda
Regresará justo antes del fin del mundo
Su aparición será precedida por un número de eventos proféticos durante tres años de horrendo caos mundial, tiranía y opresión
Escapará de Medina a la Meca, miles le jurarán lealtad
Gobernará sobre los árabes y el mundo por siete años
Erradicará toda tiranía y opresión trayendo armonía y paz total
Dirigirá una oración en la Meca durante la cual Jesús estará a su lado y se le unirá
Extraordinariamente, la teoría del Imam Mahdi juega un papel importante dentro de las actuales preocupaciones mundiales con Irán. El Presidente musulmán chiita de Irán, Ahmadinejad, está profundamente comprometido con el mesías islámico, al Mahdi. A través de los años ha habido muchos que han proclamado ser el Imam Oculto, pero Ahmadinejad cree que todavía está por venir. El afirma ser el que personalmente debe preparar al mundo para la venida del Mahdi. Para poder salvar al mundo, éste debe estar en un estado de caos y subyugación. Ahmadinejad afirma que él fue “encomendado por Alá a allanar el camino para la aparición gloriosa del Mahdi.” Esta encomienda apocalíptica incluye declaraciones espeluznantes.

El Imam Mahdi: ¿Porque es esto especialmente importante ahora?

Mientras que los cristianos esperan la segunda venida de Jesús, los judíos esperan el Mesías y los musulmanes esperan el doceavo Imam. Sin embargo, de los tres, el Mahdi designado por Alá es el único que demanda un camino violento para conquistar el mundo. El señor Ahmadinejad, y su gabinete, dicen que ellos han “firmado un contrato” con al-Mahdi en el cual se consagran a trabajar para él. ¿Qué envuelve este trabajo? A la luz de las preocupaciones sobre las capacidades nucleares de Irán, se informa que Mahmoud Ahmadinejad ha dicho que Israel debe ser borrado del mapa. En septiembre del 2005 habló ante las Naciones Unidas. Durante ese discurso, afirma haber estado en un aura de luz, y haber sentido un cambio en la atmósfera en el cual ninguno de los presentes podía parpadear. Se dice que el Primer Ministro de Irán también ha hablado en términos apocalípticos, y parece disfrutar el conflicto con el Oeste a quien llama el Gran Satanás. Todo esto ocurre mientras proclama que debe preparar al mundo para la venida del Mahdi por medio de un mundo totalmente bajo el control de los musulmanes. Él está trabajando duro para provocar los horrores alrededor del mundo que deben tener lugar para que su al-Mahdi traiga la paz.

Esta idea y meta, junto con un odio violento a los infieles, a América y a Israel, nos recuerdan profecías bíblicas del venidero anticristo y el juramento de fidelidad de millones a un mesías falso y engañador quien afirma traer paz. ¿Podrá este doceavo Imán Mahdi y su siervo Ahmadinejad encender la chispa de los últimos días para la venida del verdadero Salvador? 

http://www.beastfromtheeast.org/Perry_Videos.html

Diccionario de los Papas y Concilios

Diccionario de los Papas y Concilios

Este Diccionario de los Papas y Concilios contiene las 265 biografías de todos los sumos pontífices, desde San Pedro a Benedicto XVI. El libro ha sido escrito por un equipo de historiadores, especializados cada uno en las distintas etapas históricas, pero los autores no han redactado estas páginas sólo para especialistas sino que, pensando en el gran público interesado en la Historia de la Iglesia, han sabido hacer compatible el rigor histórico con la divulgación. 

Las 265 biografías de los Papas aparecen en las páginas de este libro por orden cronológico, de modo que el lector puede conocer de cada uno de ellos sus orígenes familiares, su carrera eclesiástica, su magisterio, la manera como gobernó la Iglesia y las relaciones con el resto de los Estados.

Con el fin de ofrecer la mayor información posible y facilitar su lectura, se describen los concilios en un apartado propio. De este modo se obtiene una mejor visión de conjunto de cada uno de ellos, especialmente de los concilios que se desarrollaron a lo largo de más de un pontificado. Este libro incorpora también una serie de índices que facilitan su lectura y permiten al lector una rápida localización de los temas de interés. Además contiene un glosario con unas breves definiciones que explican el significado de los términos específicos que aparecen tanto en las biografías de los Papas como en la descripción de los concilios.

Descargar módulo:

Santa Palabra – Espíritu Santo

Santa Palabra & Espíritu Santo

por Daniel Kirk

Introducción:

Cuando yo estaba en la Universidad había un dicho popular entre los cristianos: ‘All Word puffs up, all spirit blows up, Word & Spirit together grows up’ (pura Palabra, nos enorgullece; pura Espíritu nos infla; Palabra y Espíritu juntos, nos hace crecer). Quiero explorar algunos de los estereotipos que los evangélicos conservadores y los evangélicos carismáticos tienen el uno del otro y argumentar que como en un buen matrimonio que da más que la suma de dos individuos, para que el cristiano madure hacia el varón perfecto que es Cristo, es esencial que su vida sea saturada por ambos; el Espíritu y la Palabra.

Trasfondo: Credos

Un poco de trasfondo: si bien los credos no hablan de la Santa Escrituras todo su contenido proviene de ahí. El credo de los apóstoles esta basado en la Trinidad y describe a Dios en tres relaciones hacia el hombre. Dios el Padre mueve nuestros pensamientos a Dios en la creación y la providencia, y nos hace pensar en el Dios quien creó y sostiene toda vida. Dios el Hijo nos hace reflexionar sobre Dios en la redención, el Dios quien perdonó y rescató a la humanidad de sus pecados y las consecuencias de ellos. Dios el Espíritu Santo nos recuerda de Dios en su revelación; orientándonos, controlándonos, equipándonos y dirigiendo nuestras vidas. Según esta definición, el Espíritu Santo en su rol de revelación y la Santa Escritura siendo la revelación de Dios a nosotros, manifiestan una obvia y estrecha relación del uno con el otro.

Y eso es una cosa que define a los evangélicos: creen que la Biblia se llama la Palabra de Dios porque los escritores humanos no escribieron sus propias opiniones, sino que el Espíritu Santo supervisó la producción de la Escritura comunicando las palabras de Dios por medio de los autores bíblicos.

Trasfondo: 39 Artículos

En los 39 Artículos de la fe Anglicana también la Santa Palabra y el Espíritu Santo van juntos:
Artículo V: El Espíritu Santo, procedente del Padre y del Hijo, es de una misma sustancia, majestad, y gloria, con el Padre y con el Hijo, verdadero y eterno Dios.
Artículo VI: La Escritura Santa contiene todas las cosas necesarias para la salvación. De modo que cualquiera cosa que ni en ella se lee ni con ella se prueba, no debe exigirse de hombre alguno que la crea como artículo de Fe, ni debe ser tenida por requisito para la salvación.

La División entre la Santa Palabra y el Espíritu Santo

Pero si esto es cierto ¿porqué muchas veces vemos a evangélicos divididos por lo que se puede describir como una ‘espiritualidad de la palabra’ o una ‘espiritualidad del Espíritu’? cuáles se puede decir son los extremos de los evangélicos de lado conservador y del lado carismático. Esta división marca sus estilos de evangelismo y de alabanza. Tan profunda puede llegar a ser esta división que a veces es difícil que quienes son de una tendencia puedan quedarse en una congregación compuesta de los de la tendencia contraria. Peor aún incluso nos podemos sentirnos tan amenazados el uno por el otro que llegamos a ser hostiles y lo encontramos difícil de conversar.

Parece que en lo más básico, la división se trata de si experimentamos a Dios por nuestra razón o por nuestros sentimientos; ¿somos objetivos o subjetivos en nuestro entendimiento de Dios? Según algunos los evangélicos conservadores entonces son los ‘objetivos’ porque todo se mide por la palabra objetiva. Los evangélicos carismáticos son los ‘subjetivos’ porque juzgan su entendimiento de Dios por emociones subjetivas.

· Cerebrales y Sentimentales

A nivel de psicología popular tenemos una división de personalidades en los que se toman decisiones usando las funciones ‘Cerebral’ y ‘Sentimental’. Los ‘Cerebrales’ toman decisiones usando lógica, objetiva e impersonal, categorías comprendidas en verdadero y falso, correcto e incorrecto y utilizan una objetividad distanciada, preguntando ¿es esto cierto o valido? Mientras tanto los ‘Sentimentales’ toman decisiones usando valores personales y subjetivos, categorías de gusto y disgusto, lo bueno y lo malo, y se involucran de manera personal haciendo la pregunta ¿es importante para mí?

· Racionalismo y Misticismo

Una manera de entender esto más presuntuosamente es hablar de epistemología. Hablando sencillamente, hay dos tipos de epistemología religiosa, es decir dos teorías de conocimiento. La primera representa el intento humano de obtener conocimiento de Dios y este también se puede dividir en dos categorías; racionalismo y misticismo. El racionalismo ha sido muy influyente en el Occidente desde la Ilustración y trata de encontrar la verdad sobre Dios por medio de la racionalidad humana. El misticismo tiene una tradición adentro de la iglesia pero es más característica del Oriente y trata de encontrar a Dios por medio de la dimensión no-intelectual de la experiencia espiritual.

Se podría especular también que los evangélicos conservadores con su énfasis en verdades proposicionales se sienten más cómodos en la paradigma moderna mientras los carismáticos con su énfasis en sentimientos experienciales, se acomodan más en el mundo post-moderno – lamentablemente, no hay tiempo el día de hoy para explorar esta teoría en profundidad.

· Los extremos Conservadores

El lado conservador tiene la tentación de caer en una posición teológica que se llama escatología sub-realizada – en ella parece ser que casi la única forma en que Dios actúa de manera sobre natural es por la conversión de pecadores. Los dones sobrenaturales del Espíritu Santo según los cesacionistas no son para hoy en día. Cuando en 1 Cor 13:9-10 se habla de que cuando viniera lo perfecto, la profecía (y otros dones) desaparecerían. Los cesacionistas argumentan que lo perfecto llegó cuando el canon se cerró y la iglesia tenía la Biblia cómo hoy se conoce. Examinaremos esto más tarde aunque cabe aclarar que la mayoría de evangélicos conservadores no son cesacionistas, muchos también tienen una posición agnóstica sobre el tema. Sin embargo pueden caer en un cesacionismo práctico donde cualquier posible manifestación del Espíritu es visto con mucha preocupación.

Una vez que estaba en un culto conservador emocionado por un himno con letra profunda levanté mis manos. Después uno de los líderes me criticó diciendo que no lo debía hacer por si acaso mi acción pudiera confundir a un no creyente quien podría rechazar el evangelio por mi culpa. Parece que levantar mis manos (algo que los salmistas hacían con frecuencia) mostraba que era carismático, entonces mi teología estaba mal y podía contaminar a otros.

· Los extremos Carismáticos

El lado carismático tiene la tendencia de tener una escatología sobre-realizada – todo los beneficios del reino de Dios se realizan hoy, aún antes de la segunda venida de Cristo. Entonces tenemos el movimiento de ‘Sanidad y Prosperidad’. Según este movimiento Jesús sanó a todo los enfermos que se le acercaba y hoy día por el Espíritu Santo todos pueden ser sanados. Dios es un Dios de amor y bendición y si le seguimos podemos ser prósperos en toda área de nuestras vidas especialmente en lo material. Obviamente esto no pasa en todos los grupos carismáticos sin embargo no se oye mucho de que sería igualmente fácil de desarrollar una teología de sufrimiento de las páginas de la Biblia. Puede ser más importante ver al Espíritu Santo trabajando poderosamente que corregir los excesos a la luz de la Palabra.

Me acuerdo de que en una iglesia carismática que yo visité había varias lenguas públicas pero sin interpretación. Yo pregunté después al pastor cómo eso cuadraba con 1 Cor. 14:26-28 dónde dice que si no hay interpretación el hablador debe callarse, él sin embargo no le dio mucha importancia.

Aunque no creo que esto pase en las iglesias carismáticas a nivel de doctrina si hay una tentación por ejemplo en las nuevas ‘iglesias emergentes’ de no basar toda su fe cristiana en la Biblia. Lo extremo del subjetivismo puede llegar a un punto en que la autoridad de la Biblia y su inspiración divina son cuestionadas.

Creo que parte del problema que tenemos es que cada grupo vea lo peor del otro grupo y lo compare con lo mejor de su posición. Esto es una tendencia humana inevitable, sin embargo si debemos tratar a nuestros enemigos con amor ¡que tanto más a otros hermanos en Cristo!

La Unidad del Espíritu y la Santa Palabra

Pero como ha dicho mi viejo maestro Max Turner hay problemas con esta división tan drástica:

Peor, es el dualismo experiencial personal exagerado que tiende a ser proyectado sobre la separación Carismática/evangélica para crear un dualismo experiencial entre evangélicos relativamente sin poder, faltando en charismata, y carismáticos viviendo en victoria, poder y la plenitud de charismata. Es este último dualismo que normalmente apoya el ‘argumento popular’ para buscar un bautismo en el Espíritu post-conversión.
Pero el problema para el argumento práctico es que el dualismo se viene abajo cuando lo examinas. Sanidad no es un don dado sólo a Carismáticos’; aun si es más practicado por ellos. De la misma manera las ‘palabras del Señor’ o ‘revelaciones’ (en el sentido general del NT, no en el sentido técnico de la teología sistemática) no son solamente impartidas a neo-Pentecostales. Son también ampliamente evidentes (expresadas en lenguaje distinto) en la literatura evangélica.
En otras palabras, no hay una división abrupta entre la experiencia evangélica y la experiencia de los nuevos Pentecostales. No hay ningún entendimiento de que uno ‘sale de la esfera del Cristianismo natural’ y entra por la puerta del bautismo en el Espíritu, al ‘cristianismo supernatural’, como se le dice popularmente; tampoco de dejar atrás a un cristianismo sin carisma para llegar a uno de los carismas. La diferencia básica es uno de grado y no de tipo; uno de énfasis no de absolutos.

Don Carson dice de la misma manera: ‘Sin mucho esfuerzo podría mostrar muchos ejemplos interesantes del uso de dones ‘carismáticos’ en grupos que definitivamente no son carismáticos.’

Puede ser que todo lo que hemos descrito sean caricaturas. Si bien hay gente que se parece más a los cerebrales o a los sentimentales, la personalidad de un individuo entra en una escala que va de un extremo al otro. Es decir que nadie es 100% cerebral o 100% sentimental. Igual que alguien puede ser extrovertido pero a veces necesita algo de soledad alguien con una tendencia de pensar de manera cerebral puede en un momento dado usar más sus sentimientos para tomar una decisión. El racionalismo y el misticismo al fin no nos pueden acerca a Dios porque los dos movimientos están basados en una epistemología humana. El racionalismo es inadecuado porque la razón no puede crear sus propias presuposiciones, necesita información para trabajar y si Dios es el creador de todo el universo no lo puedes investigar con ciencia deductiva. El misticismo no nos ayuda porque tiene una diversidad de interpretaciones, una experiencia mística siendo subjetiva y no-verbal puede servir igual a un mormón, un musulmán o una metodista.

La segunda categoría de epistemología religiosa es de la revelación divina. Por eso, como evangélicos nuestro conocimiento de Dios es principalmente y sumamente encontrado por medio de la Biblia. La razón humana y la experiencia espiritual son regalos de Dios sin embargo la palabra divina de la revelación bíblica tiene una autoridad que sobre pasa la razón y la experiencia mística. Las intervenciones sobre naturales de Dios en la historia son el ancla alrededor de la cual la revelación bíblica es enfocada y esto le da una objetividad y credibilidad que lo aparta de cualquier otra religión. Pero los eventos reveladores necesitan ser interpretados y ese es el rol del profeta y el apóstol. i.e. en 1 Cor 15:3

‘Cristo murió… evento histórico
…por nuestros pecados… interpretación del evento
… conforme a las Escrituras’ fuente de la interpretación

No tenemos que plantear otra vez lo esencial que es la Biblia para cada cristiano. La Biblia no ‘contiene’ la palabra de Dios, no se convierte en palabra de Dios, es la palabra de Dios. Entonces es esencial que en toda nuestra vida como iglesia y como discípulos de Cristo la palabra de Dios nos gobierne. Pero al mismo tiempo no tiene que existir una contradicción entre la creencia de una verdad proposicional y un encuentro personal con Dios. Para conocer a alguien de manera personal necesitamos información cognitiva y una experiencia personal.

Cuando estaba en Inglaterra había oído de Cesar Guzmán, sabía que era director del Centro de Estudios Pastorales aquí pero no lo conocía en persona. Unos días antes de salir de Inglaterra el año pasado lo oí dar una ponencia en Oak Hill y hablé un poco con el después del evento. Añadido ahora a un conocimiento teórico tuve una experiencia personal acerca de él. Ahora te puedo decir que es inteligente, chistoso, guapo y que habla ingles con un acento bien raro.

El apóstol Juan nos da el propósito de su evangelio en Juan 20:31:

‘éstas cosas se han escrito para que Verdad proposicional
creáis que Jesús es el Cristo, el Hijo de Dios…
…y para que creyendo, tengáis vida en su nombre… Experiencia personal

Las verdades proposicionales y la experiencia personal; el Espíritu Santo y la Santa Palabra tienen que ir mano en mano, no se deben dividir.

Reflexiones sobre 1 Cor 12-14

¡Todo eso como introducción! Ahora nos vamos a enfocarnos un poquito en los dones del Espíritu Santo, siendo un punto de división entre ambos grupos. Una diferencia entre la posición carismática y conservadora es que a veces los carismáticos hacen su teología del Espíritu a base de los escritos de Lucas especialmente Hechos mientras los conservadores lo hacen de los escritos de Pablo. Desde mi punto de vista es más difícil desarrollar un pneumatología de Hechos que es escritura narrativa y deja muchos huecos por donde la gente de cualquier posición puede leer de acuerdo a sus intereses. Entonces veremos de pasada a 1 Cor 12-14 siendo un pasaje Paulino pero muy utilizado también por los carismáticos.

· Debemos buscar los dones Espirituales
Pablo empieza esta pasaje diciendo ‘no quiero, hermanos, que ignoréis acerca de los dones espirituales’. Aunque era obvio que los Corintios tenían una escatología sobre-realizada, Pablo no hablaba en contra de los dones del Espíritu sino los animaba a buscarlos. ¿Pero cual fue su propósito en esto? Igual que en Efesios 4:7-14 fue con el fin de que el cuerpo de Cristo fuera edificado hasta que todos lleguemos a la unidad de la fe y del conocimiento del Hijo de Dios, a un varón perfecto, la medida de la estatura de la plenitud de Cristo’ (Ef. 4:13). En ambos pasajes en Efesios y Corintios Pablo pone mucha atención a la unidad que debe traer el Espíritu (Ef. 4: 3-4, 1 Cor. 12.11). Entonces no es un accidente que el capitulo 13 venga en medio de los dos capítulos sobre los dones espirituales.
Al final, lo que era aun más importante que los dones, eran los motivos de los Corintios. Tenían que tener unidad no división entonces la abundancia de su amor por Dios tenía que ser evidente. Juan Carlos Ortiz (el líder pentecostal Argentino) reflexionó una vez en que el movimiento Pentecostal debería haber puesto más énfasis en el fruto del Espíritu Santo que en los dones, porque el carácter de Cristo en nosotros es aun más importante que los dones que mostramos. Todo esto como calificación sobre el 12.1. Sin embargo el 14.1 lo dice de manera más clara: Seguid el amor; y procurad los dones espirituales. ‘Seguid el amor’ utiliza un tiempo imperativo y es por ello un mandamiento. ‘Procurad los dones espirituales’ también es un mandamiento y espera una respuesta de obediencia.
· ¿Los dones Espirituales todavía son para hoy?

Aun cuando había abusos de los dones Espirituales Pablo empieza enfatizando que todo creyente tiene el deber de buscar los dones que da el Espíritu. Sin embargo como hemos mencionado ha habido una corriente teológica que ha sido muy influenciado en el pasado que se llama el ‘cesacionismo’. Varios de los padres de la iglesia primitiva explicaron la falta de milagros en su tiempo diciendo que eran más necesarios cuando comenzó la iglesia para acreditar el mensaje cristiano. Los milagros ya habían hecho su trabajo entonces no eran necesarios en la vida cotidiana de la iglesia. Juan Calvino tomó este punto de vista para utilizarlo en su polémica en contra del Catolicismo y los milagros que se suponían que hacían los santos y las reliquias. B.B. Warfield tomó esta posición y en su contexto del auge del liberalismo a fines del siglo XIX, lo radicalizó para decir que ya no había milagros verdaderos después de la época apostólica.

Un texto fundamental para esta posición ha sido el de 1 Cor 13:8-12 donde Pablo dice claramente que la profecía, las lenguas y la sabiduría se acabará. ¿Por qué? Porque son ‘parciales’ (ek merous) y cuando viene lo perfecto (to teleion) lo parcial desaparece. To teleion se ha interpretado por los ‘cesacionistas’ para decir que Pablo esta hablando del canon de las Escrituras completada. Sin embargo esta posición, como dice Max Turner, Don Carson y otros, no se puede sostener de manera exegética. No hay ningún evidencia que indique que Pablo sabia que se iba a formar un canon después de la muerte de los discípulos y el casi esperaba que viviría hasta la parousia; la segunda venida de Cristo (1 Cor. 15:51). No podría esperar que los Corintios entendiera el canon de la Escritura por la frase to teleion y el tampoco no sabía que estaba escribiendo a otros.

Más importante aun es que nuestro conocimiento parcial se deja atrás cuando conocemos como Dios nos conoció (13:12b). La diferencia entre el conocimiento de los Corintios antes y después de la llegada de lo perfecto (to teleion) es tan grande que Pablo puede decir ahora vemos por espejo, oscuramente, mas entonces veremos cara a cara (13:12ª). El esta usando lenguaje de teofanía que apunta a la Parousia (de manera tan obvia que Calvino podría decir ‘es una tontería hacer que esto se refiera al tiempo intermedio). Y finalmente esta interpretación se basa en el entendimiento de que profecía fue una revelación ínterin de doctrina que es sobrepasada por el canon. Pero como veremos más tarde profecía en el Nuevo Testamento no fue primeramente una revelación autoritaria de teología sino que tenía un contenido y una función que no sería afectada para nada con el cumplimiento del canon.

Hay otras posibles interpretaciones de to teleion pero solamente la interpretación de que la profecía, conocimiento y lenguas terminan con la llegada de la Parousia hace entender el lenguaje que utiliza Pablo al final de 1 Cor. 13.

· ¿El bautismo del ES después de la conversión?

Si aceptamos que los dones del Espíritu Santo todavía son para hoy y los debemos estar buscando de manera activa ¿quiere decir que tenemos que aceptar la doctrina Pentecostal de una segunda bendición del Espíritu Santo después de la conversión? Hay teólogos Pentecostales que encuentran una teología de ‘separación’ entre el recibimiento del Espíritu Santo para salvación y el Espíritu de Profecía para poder y misión, en el libro de Hechos. Luego vean apoyo para esa posición en 1 Cor. 12:8-11. Que los dones aquí mencionados: palabras de sabiduría, palabra de ciencia, sanidades, milagros, profecía, discernimiento de espíritus, lenguas etc., son dones del ‘Espíritu de Profecía’ según Lucas, para la edificación del cuerpo que viene aparte de la llegada inicial del Espíritu Santo para salvación y santificación. Sin entrar al texto con mucho detalle esta posición no se puede sostener ni aquí ni tampoco en Hechos.

James Dunn ha argumentado de manera convincente que Lucas (como los otros autores del NT) veía al arrepentimiento en fe, bautismo y la recepción del Espíritu Santo como una unidad teológica y que hay un orden lógico como muestra Hechos 2:38 (Arrepentíos, y bautícese cada uno de vosotros en el nombre de Jesucristo para perdón de los pecados; y recibiréis el don del Espíritu Santo). Alguien cree en las buenas nuevas, se somete al bautismo lo antes posible (como expresión de arrepentimiento y compromiso con Jesús) y recibe el Espíritu como la presencia de Dios, en poder, por su pacto. El versículo 39 hace claro que la promesa del Espíritu Santo en 1:4-5 es equivalente al bautismo en el Espíritu Santo para cuantos el Señor… llamare. Entonces vemos que todos los que son llamados a salvación por Dios son bautizados en el Espíritu Santo.

De manera igual los Pentecostales se han equivocado en su insistencia que el don de lenguas es prueba esencial del bautismo del Espíritu Santo. Turner explica que esta insistencia es resultado más bien de una tradición eclesiástica y un fenómeno social que de argumentos teológicos. Es interesante como en 1 Cor. 12.8-11 & 28 pone a lenguas en último lugar en la lista de dones espirituales. Es evidente que Pablo aunque dice que utilizaba lenguas personalmente más que cualquier otro (1 Cor. 14.18), no le da tanto importancia al don de lenguas como los mismos Corintios, y en el contexto de una congregación prefería hablar unas pocas palabras entendibles que miles en lenguas. Hoy día para los carismáticos la cuestión de hablar en lenguas ya no es de importancia transcendental como lo fuera en el pasado cuando se hizo tanto daño con esa doctrina.

También la insistencia de una segunda bendición separada y subsiguiente aunque todavía es artículo de fe en las iglesias Pentecostales tradicionales; ha sido ajustada a una teología más bíblica por muchos grupos carismáticos que han escuchado las críticas de sus hermanos conservadores. Sin embargo aunque Don Carson dice que ‘no hay evidencia bíblica de una teología de ‘segunda bendición’ si la encuentra para una segunda, tercera, cuarta y quinta bendición. También hay ‘grados’ de unción, bendición, servicio, y santo gozo y otros dones más conocidos que se nota en los que tiene un corazón que ha sido especialmente tocado por el Dios todopoderoso.’

· Los dones mayores

Aquí ponemos detenernos un ratito para ver el asunto de la profecía. Pablo pone un énfasis en este don en 1 Cor 14.1 ‘Seguid el amor; y procurad los dones espirituales, pero sobre todo que profeticéis’. La profecía es quizás el don más controversial por la asociación que tiene que ver con la inspiración de las escrituras. Cuando hablamos de profecía no estamos hablando de predicación inspirado como unos conservadores lo han traducido, ese don se ve en 12:28 & 14:26 y es llamado ‘enseñanza’. Eso se nota claramente dada la prohibición para qué las mujeres prediquen aunque se permite profetizar. Según el capitulo 14 muchas de las funciones de profecía son semejante a la de la predicación. En el versículo 3 la profecía habla a los hombres para edificación, exhortación y consolación. En el 24, dice que puede ministrar a los que no son creyentes, trayendo convicción de pecado y aun conversión. Carson explica que no hay conflicto como unos imaginan entre la profecía y la autoridad primordial de las escrituras:

Cuando Pablo supone en 1 Cor. 14:30 que el don de profecía depende en la revelación, no estamos limitado a una revelación autoritaria que amenaza a la finalidad del canon. El argumentar de tal manera es confundir la terminología de la teología sistemática protestante con la terminología de los escritores de las Escrituras. La profecía que Pablo tiene en mente es ‘reveladora’ y ‘movida por el Espíritu’ y puede ser (como dice Turner y otros) que se trata mayormente con cuestiones sobre aplicación de la verdad del evangelio (aunque no hay restricción bíblica de esa manera). Nada de esto es necesariamente autoritaria, infalible o amenazante al canon.

Yo creo que la razón más grande para no buscar el don de profecía como nos exhorta la escritura es el miedo de hacer cosas que deshonran a nuestro Dios. Obviamente es crucial que toda profecía sea evaluada por las escrituras: Asimismo, los profetas hablen dos o tres, y los demás juzguen. 1 Cor 14.29. Pablo añade en 1 Tes 5:19-22 que no debemos menospreciar las profecías; tenemos que examinar todo a la luz de la escritura y retener lo bueno. Lo que hace muy claro Pablo es que este don como todos los otros se tiene que utilizar con orden para evitar el exceso y para enfocarse en Jesús porque fundamentalmente el desorden no agrada a Dios (33) porque Dios no es un Dios de confusión, sino de paz.

Estos tres capítulos terminan en 1 Cor 14:39-40: Así que, hermanos, procurad profetizar, y no impidáis el hablar en lenguas;(para los no-carismáticos) pero hágase todo decentemente y con orden (para los carismáticos). ¿Cuál es el propósito de esta exhortación? Es de buscar los dones espirituales sin causar desorden. Los siguientes versículos: 1 Cor 15:1-3 dicen: Además os declaro, hermanos, el evangelio que os he predicado, el cual también recibisteis, en el cual también perseveráis; por el cual así mismo, si retenéis la palabra que os he predicado, sois salvos, si no creísteis en vano. Porque primeramente os he enseñado lo que así mismo recibí. Que Cristo murió por nuestros pecados, conforme a las Escrituras… Buscar los dones es para la edificación y crecimiento del cuerpo, no para un estatus espiritual. Es para que el reino de Dios venga, para que el evangelio sea predicado y más personas sean salvas.

Conclusión

Cuando yo iba a casarme pedí a mi mama que leyera un pasaje de Cantar de los Cantares. Lo leyó y dijo que no lo podía leer en el culto de nuestro matrimonio. Yo asombrado dije ‘porque no, eres evangélica y seguramente crees que ‘toda la Escritura es inspirada por Dios, y útil para enseñar, para redargüir, para corregir, para instruir en justicia…’. 2Tim 3:16 Me contestó un poco molesto ‘¡pero hay partes de la Biblia que no se debe leer en la Iglesia!’

Nos reímos, pero si somos evangélicos conservadores ¿que hacemos con 1Cor 14:1? Seguid el amor; y procurad los dones espirituales, pero sobre todo que profeticéis. Quizás no somos cesacionistas teológicamente hablando pero quizás somos así en la práctica. Si dejamos este mandamiento de lado no estamos siendo fieles a la escritura y podemos entristecer al Espíritu Santo. Esto puede conducirnos a una fe estéril y seca que ponga más énfasis en lo cerebral que lo existencial y corremos el riesgo de enorgullecernos.

Si somos evangélicos carismáticos tenemos que asegurarnos de que todas nuestras prácticas sean evaluadas por la santa Palabra. ¿Caemos en el error de buscar nuevas experiencias, en vez de buscar solamente a Cristo, nuestro salvador y Señor? ¿El evangelio que predicamos tiene a la cruz de Cristo al centro? ¿Predicamos que solamente por Cristo, quien murió y resucitó por todos, hay perdón de pecados, salvación de una vida perdida que termina en el infierno, y vida abundante como hijo de Dios? Entonces en vez de ‘inflarnos’ por puro Espíritu podremos ‘crecer y madurar’.

Si es así podemos decir de corazón: toda la Escritura es inspirada por Dios, y útil para enseñar, para redargüir, para corregir, para instruir en justicia… A fin de que el hombre de Dios sea perfecto, enteramente preparado para toda buena obra. (2 Tim 3:17)

Creo que fue Stott quien dijo en otro contexto que los cristianos fundamentalistas se parecían a un globo enjaulado que no tenía libertad de moverse, los cristianos liberales a un globo libre que desaparece en la distancia pero los cristianos evangélicos como un globo que se deja mover en el viento mientras sigue siendo atado a la tierra, que simboliza la palabra de Dios. Espero de corazón que nosotros podemos encontrar ese balance tan importante.

Una última cita de Carson con el que termina su comentario buenísimo sobre 1 Cor. 12-14 y dice:

Para resumir, la iglesia debe estar hambrienta por una sumisión personal y corporativa a la señoría de Cristo. Debemos desear saber más de la presencia de Dios en nuestras vidas, y orar por una muestra de un poder vivificante, reformador y sin límites con nosotros, atemorizado de cualquier paso que domestique a Dios. Pero tal oración y hambre siempre tiene que ser balanceada con una sumisión gozoso a los parámetros de la disciplina bíblica.

Publicado por Javier García el 02 Nov 2006

http://www.iglesiaanglicana.cl/sitio/noticias.php?subaction=showfull&id=1162476274&archive=&start_from=&ucat=17&

Despues del Eden

¿Que valor tiene el testimonio de la propia escritura acerca de su origen divino?

¿Que valor tiene el testimonio de la propia escritura acerca de su origen divino?

“La biblia se diferencia de las demas literaturas religiosas en que se lo juega el todo por el todo en la pretensión de que Dios se reveló realmente en unos acontecimientos concretos documentados públicos. A menos que tomemmos esta pretension en serio, la Biblia apenas si tiene sentido,por grande que sea el estímulo espiritual que nos procuren sus pasajes selectos”  C.H.Dodd

Obivamente no podemos utilizar este concepto como demostración de que hay un elemento divino en la escritura, aunque es un dato muy importante que nadie debería despreciar. Además por un principio legal, tal testimonio no puede ser desechado a priori.

Es importante comprender que no vamos a la biblia en procura de pruebas sino de  información

Al ser la Biblia examinada sin prejuicios se hace dificil rechazar la posibilidad de una intervención divina en la formación de la escritura y relegar sus libros a la categoría de literatira histórico religiosa de origen puramente humana.

La palabra de DIos se entrelaza con la historia del pueblo israelita, no solo en sus inicios, sino a lo largo de los siglos hasta que Malaquias cierra el registro veterotestamentario.

Llama la atención del Antiguo Testamento su coherencia y su armonía. No es una simple acumulación de hechos históricos, ideas y experiencias religiosas, sino como un proceso regido por una finalidad

Esta caracterstica de la Biblia no es facil de explicar, si no admitimos la realidad de la acción de Dios, tanto en la revelación como en la preservación y ordenadamiento de esta en la escritura.

Al pasar al Nuevo Testamento, se observa igualmente el lugar preponderante de la palabra de Dios.

Los evangelistas, testigos de cuanto Jesus hizo y dijo (Jn. 1:-3), ven en él la culminacion de la revelación de Dios. Era la palabra de Dios encarnada, el gran interprete de Dios (Jn. 1:14,18)

Ponen en sus labios palabras que muestran la autoridad y el origen divino de sus eneñanzas (Mat. 5:21-48;7:28,29;Jn.7:16;13:2,26;8:28;12:49;14:10,24 y pasajes paralelos de Marcos y Lucas. Luego vendrá el testimonio y el magistero de los apóstoles bajo la guía del Espíritu Santo (Jn. 14:26;16:13)

Así lo entendieron los propios apóstoles, persuadidos de que sus palabras eran ciertamente “La palabra de Dios” (I Ts. 2:13, ver Hch. 4:31;6:2,7;8:14,25,11:1;12:24;17:3;18:11;19:10,Col. 1:25;I Tes. 4:15;2 tim. 2:9;Ap. 1:2,9)

Fué la convicción general de los profetas y los apóstoles de que ellos eran los instrumentos para comunicar el mensaje recibido de Dios. Dios existe, por tanto es algo muy lógico que él se haya dado a conocer. La Escritura se atribuye la función de ser testimonio y registro de esa revelación.

Bibliografía

Jose M. Martinez, Hermenéutica Bíblica, Ed. Clie

Anteriores Entradas antiguas