Un ex-testigo de Jehová revisa el libro “La vida ¿Cómo se presentó aquí? ¿Por evolución, o por creación?”

Un ex-testigo de Jehová revisa el libro “La vida ¿Cómo se presentó aquí? ¿Por evolución, o por creación?”

Por: Corey Carroll

Texto original en Talk Origins

Traducido y adaptado por: Ferney Yesyd Rodríguez

Comentarios anexos tomados de “15 respuestas al sin sentido creacionista” Por John Renie. Scientific American. Julio de 2002.

Antes que todo es necesario hacer algunas aclaraciones: Primero, los Testigos de Jehová son básicamente creacionistas de tierra antigua (creacionistas que aceptan una tierra antigua, más no aceptan el origen de las especies partir de antepasados comunes); ellos interpretan cada “día” de la creación del Génesis como un período de tiempo más largo que 24 horas. Segundo, este libro es el material de cabecera que usan los Testigos de Jehová en su campaña para luchar contra la Teoría de la Evolución. Tercero, los Testigos de Jehová no se involucran en asuntos políticos, así que es improbable que ellos presionen la enseñanza del “creacionismo científico” en las escuelas.

Este libro fue el que realmente cambió mi fe en que los Testigos de Jehová son la religión que tiene toda la “Verdad”. Hace unos 5 años, mi familia y yo habíamos estudiado este libro en los estudios semanales de libros de la sociedad, que se realizan en la casa del creyente. Cada estudio dura una hora y normalmente en cada estudio se cubren 10 a 12 párrafos.

Éste libro fue el que me hizo un firme creacionista. Hasta que empecé a leer los artículos de Talk Origins.

El libro está dividido en dos partes principales. Los primera parte muestra “los problemas con el argumento de la evolución”, en un esfuerzo por demostrar el creacionismo (algo que es lógicamente inválido). La última parte del libro revela los verdaderos motivos qué este se propone. Mire eso en el último capítulo, “¿Qué elección debe hacer usted?”, en la página 248, párrafo 5 dice:

“No debe sorprenderse de que la teoría de evolución este tan extendida en los tiempos modernos a pesar de la evidencia en contra de ésta. El mensaje real de esta creencia, es que no hay ningún Dios, y que él es innecesario. ¿De dónde se originaría semejante mentira monumental? Jesús identificó la fuente cuando dijo: “El Diablo… es un mentiroso y el padre de la mentira”. – Juan 8:44.”

Así, los motivos del libro son mostrar que básicamente, la evolución es una teoría satánica. Mi propio padre ha usado este táctica conmigo, diciéndome que yo he sido “engañado” por Satanás y sus demonios, y la influencia demoníaca de la universidad, Talk Origins, y todas las otras fuentes de conocimiento evolutivo. Él incluso me ha citado textos de las escrituras como Colosenses 2:8, Mateo 11:25, 1 Corintios 1:19, Isaías 29:14, y 1 Corintios 3:19.

Al dar un primer vistazo, usted puede ver que al libro carece de contenido informativo. Está escrito basándose en uno de grado octavo. Encima de la la mitad del libro se muestran cuadros bastante coloridos, junto a un texto. Se copian citas pequeñas en los márgenes de las páginas, como: “La evidencia científica primaria es lastimosamente una pequeña serie de huesos” (p.85), y “Por qué sobreviven aún los monos y simios “inferiores”, por qué no sobrevive un solo “hombre-mono superior”? (p.84)

“Este argumento, sorprendentemente común refleja diversos niveles de ignorancia sobre la evolución. El primer error es que la evolución no enseña que los humanos desciendan de los monos; esta establece que tanto humanos como simios tienen un ancestro común . El error más profundo es que esta objeción es equivalente a preguntar, “¿Si los niños descienden de los adultos, por qué aún existen adultos?” Las nuevas especies evolucionan por ramificación de las ya establecidas, cuando las poblaciones de organismos llegan a aislarse de la rama principal y adquieren suficientes diferencias para permanecer distintas por siempre. La especie parental pude sobrevivir indefinidamente de allí en adelante, o puede llegar a extinguirse.”

[Renie2002] (Comentario añadido. No aparece en el original en inglés)

bookjehova33.jpgLos cuadros de la vida en la Tierra se pintan como nobles, maravillosos, a la imagen de Dios. Mire los cuadros de humanos. Un cuadro de estos es particularmente cómico, el de la página 33, en el que se muestran los animales que se crearon en sexto día, exactamente iguales que los “tipos” de hoy (ellos muestran un elefante, una jirafa, un oso, un perro, un tigre, un conejo, y una vaca, todos modernos). Otro cuadro cómico está en la p.34, con una pintura de Adán y Eva en el Jardín del Edén. Note a Eva con maquillaje. ¿¡Oh, supongo yo que Dios la creó con lápiz labial y delineador!?

El “contenido” del libro a grandes rasgos, se muestra en los capítulos siguientes:

2. Desacuerdos sobre la evolución… ¿Por qué?
4. ¿Pudiera originarse al azar la vida?
5. Lo que sí dice el registro fósil
6. Lagunas enormes… ¿Las puede salvar la evolución?
7. Los “hombres-monos”… ¿qué eran?
8. Las mutaciones… ¿base para la evolución?

Capítulo 1, “la vida… ¿cómo empezó”? simplemente es una introducción y contiene poca información útil. Reconociendo que el creacionismo no es realmente una ciencia, sin embargo, intenta demostrar que la evolución no es una ciencia, porque nadie puede “realmente decir” lo que pasó en el pasado. Nada original.

En el capítulo 2 es particularmente notorio el uso deshonesto de citas. Citando fragmentos selectivos de referencias, el capítulo hace aparecer a la Biología evolutiva como una ciencia a punto de derrumbarse. Esto prepara el camino para el resto de argumentos destinados a refutar la evolución en el libro. La mayoría de las citas sólo se están refiriendo a preguntas de cómo ocurre la evolución1 y sobre el tiempo y modo de la evolución, en ninguna se cuestiona el hecho de que la evolución halla ocurrido.

El capítulo 3, “¿Qué dice Génesis?, es especialmente cómico. Aparentemente ésta es su “Teoría Científica del Creacionismo”, en la que se nota que ellos no sostienen que toda la vida se creó en seis días literales de 24 horas. Más bien, ellos dicen que cada “día” del Génesis podría abarcar milenios. Sin embargo, yo he escuchado decir a algunos Testigos que los dinosaurios murieron durante el diluvio, y qué Jehová empezó a preparar la Tierra para la vida hace un 48,000 años (implicando que toda la vida se ha creado dentro de 48,000 años), debido a su interpretación de un “día” Bíblico como 7,000 años. Sin embargo, ellos creen que el hombre sólo tiene 6,000 años de antigüedad sobre la Tierra.

El capítulo 4, “¿Pudiera originarse al azar la vida?” contiene los argumentos de probabilidad usuales contra la abiogénesis. Después hacen parecer que la teoría de la evolución depende de una teoría de abiogénesis para poderse completar (lo que no hace falta); aquí citan “La Evolución desde el espacio” de Hoyle y anexan un cuadro de probabilidades de Impacto. Los argumentos en este libro se basan en el supuesto de que la vida para empezar debe requerir de una célula moderna con ADN, proteínas, enzimas, etc. No se da ninguna idea sobre la evolución de la célula a partir de los elementos más simples.

“El azar juega parte en la evolución (por ejemplo, en las mutaciones aleatorias que pueden generar nuevas características), pero la evolución no depende del azar para crear organismos, proteínas u otras entidades. Opuesto a esto, la selección natural, el principal mecanismo conocido de la evolución, trabaja de forma no aleatoria preservando las características “deseables” (adaptativas) y eliminando las “indeseables” (no adaptativas). Tan fuerte como las fuerzas de selección permanecen constantes, la selección natural puede empujar la evolución en una dirección y producir sofisticadas estructuras en sorpresivamente corto tiempo.Como analogía considere las 13 letras de la secuencia “TOBEORNOTTOBE” (Ser o no ser). Tomaría 78,800 años para encontrar esta frase entre 2613 secuencias de tal longitud, si tomáramos hipotéticamente un millón de monos, cada uno tecleando una frase por segundo. Pero en los años 1980s Richard Hardison del Glendale College escribió un programa de computadora que generaba frases al azar mientras preservaba las letras que ocupaban el lugar correcto (en efecto, seleccionando la frase más parecida a la de Hamlet). En promedio, el programa recreo la frase en solo 336 pasos, en menos de 90 segundos. Aún más asombroso, este programa podría reconstruir la obra de Shakespeare en solo cuatro días y medio.”

[Renie2002] (Comentario añadido. No aparece en el original en inglés)

El capítulo 5, “Lo que sí dice el registro fósil”, afirman que la evolución predice:

  1. Formas de vida muy simples que aparecen gradualmente
  2. Formas simples que gradualmente cambian haciéndose complejas
  3. Muchos “eslabones” de transición entre diferentes tipos
  4. Los comienzos de nuevos rasgos corporales, como extremidades, huesos, y órganos.

Después subestimando y descuidando los hechos con respecto a la probabilidad de fosilización de un organismo, ellos hacen parecer que no existe ninguna forma de transicional. Notablemente, atacan la evolución del caballo, asumiendo erróneamente que la evolución del caballo es progresiva, gradual y continua y que consiste en el reemplazo de un “tipo” de animal por otro (de Eohippus a Equus).

El capítulo 6, “Lagunas enormes… ¿Las puede salvar la evolución?” expone las diferencias en vertebrados, a saber, peces, anfibios, reptiles, aves y mamíferos. Es un ejemplo del típico argumento de “Nosotros no entendemos cómo un [ala, pico, cáscara de huevo, etc…] podría haberse desarrollado, por consiguiente no pasó.” En particular, argumentan que Archaeopteryx no es un fósil transición entre los reptiles y las aves, porque tiene plumas y no escamas. Por supuesto, no señalan las características reptilianas del esqueleto de Archaeopteryx, porque es evidencia contraria que ellos no quieren discutir.

El capítulo 7, “Los “hombres-monos”… ¿qué eran?” En esta parte, intentan demostrar que ninguno de los homínidos temprano eran transicionales o ancestros del Homo sapiens. Insisten en el hombre de Piltdown (el cual fue un fraude, pero que fue desenmascarado como tal por los mismos científicos. N. del T.), y la especulativa naturaleza de las diferentes representaciones de los artistas sobre diferentes cráneos antiguos en la vida real, mientras ignoran las tendencias en el agrandamiento del cerebro, el cambios en los dientes, y los cambios en la forma de la cara. También resulta notable, el dibujo de la página 94 del cráneo de un Australopithecus, un chimpancé, y un cráneo humano. IMHO, del cráneo del chimpancé no es dibujado con precisión; ¿Dónde están los grandes dientes puntiagudos?2

También, intenta desacreditar las dataciones con radiocarbono que dan edades mayores de 6,000 años para restos humanos, usando los puntos de vista de Robert Gentry, un creacionista que afirma que el mundo fue creado en seis días (haciendo parecer que lo toman de una reputable “revista científica” vea Pág. 96). también intenta explicar los homínidos más tempranos como razas degeneradas de Homo sapiens.

Capítulo 8, “las Mutaciones – ¿Una base para la evolución?” Aquí usan uno de los peores argumentos que se puedan encontrar en el libro entero. En primer lugar, hacen parecer que todas las mutaciones son deletéreas. En realidad, hay un espectro de mutaciones, que van desde las deletéreas, las neutrales a las beneficiosas. Además, una mutación que es deletérea en un ambiente podría ser ventajosa en otro. Luego, ellos usan este argumento que se basa en una conjetura falsa:

En su libro, The Wellsprings of Life, el escritor de ciencia Isaac Asimov admitió,: “La mayoría de las mutaciones son para mal”. Sin embargo, él afirmó: “De seguro, a la larga, las mutaciones hacen el curso de la evolución”. Pero en verdad lo hacen? ¿Podría cualquier proceso que produzca más daño de 999 veces de cada 1000 ser considerado beneficioso? ¿Si usted quisiera construir una casa, contrataría usted a un constructor que, para cada parte de trabajo correcto, realice miles que sen erróneas? ¿Si un chofer de un automóvil mientras está manejando tomara miles de decisiones incorrectas por cada buena, querría usted montar con él? ¿Si un cirujano cuando está operando hiciera miles de movimientos malos para cada movimiento correcto, querría usted que él lo operase?

[WBTS1985], p.101-102, parte 9

Este argumento no es aplicable, porque nosotros estamos tratando con poblaciones, no con los individuos. Tal como los programas de la computadora muestran los trabajos de la selección natural. Ningún evolucionista está diciendo que un organismo cualquiera consigue 1000 mutaciones buenas de repente y evoluciona “ascendentemente”. Más bien, las especies desarrollan relativamente pocas mutaciones, y con el tiempo, aquellas que son ventajosas a la supervivencia se propagan a través del pool genético (el pool genético hace referencia a todos los genes presentes en una población. N. del T.). Los mutaciones neutras se distribuyen por casualidad, y los deletéreos se seleccionan en contra (con la muerte del organismo que porta el gen deletéreo).

“…los biólogos han catalogado muchas características producidas por mutaciones puntuales (cambios en posiciones precisas en el ADN de un organismo) – por ejemplo la resistencia de las bacterias a los antibióticos.Las mutaciones que se dan en la familia de genes reguladores del desarrollo animal homeobox (Hox) también pueden tener efectos complejos. Los genes Hox dirigen donde deben crecer las patas, alas, antenas y segmentos del cuerpo. En las moscas de la fruta, la mutación llamada Antennapedia hace que las patas crezcan en el lugar donde deben crece las antenas. Estas extremidades anormales no son funcionales, pero su existencia demuestra que los errores genéticos pueden producir complejas estructuras, las cuales por selección natural pueden probarse para posibles usos. Aún más, los biólogos moleculares han descubierto mecanismos de cambio genético que van más allá de las mutaciones puntuales, y estas expanden las formas en las que nuevas estructuras pueden aparecer. Módulos funcionales dentro de los genes pueden dividirse en formas nuevas. Genes enteros pueden accidentalmente duplicarse en el ADN de un organismo, y los duplicados son libres de mutar en genes para nuevas características complejas.Las comparaciones de ADN de una amplia variedad de organismos indican que esta fue la forma como la familia globina de las proteínas sanguíneas evolucionó hace millones de años.”

[Renie2002] (Comentario añadido. No aparece en el original en inglés)

bookjehova34.jpgEl resto del libro se consagra a demostrar la existencia de Dios usando el argumento del diseño. Los siguientes capítulos hablan sobre el maravilloso Universo, las condiciones en la Tierra que hacen posible la vida, el diseño de los seres vivos (ignorando, por supuesto, el mal diseño de muchos seres vivos), las adaptaciones animales, el instinto, y finalmente, el “Milagro Humano”. Entonces el libro entra en el capítulo de “Por qué muchos aceptan la evolución?”, y “Puede confiar usted en la Biblia”? Después de establecer las “razones” de porque la gente cree en la evolución, y el inerrancia de la Biblia, ellos empiezan a enseñar las doctrinas de los T. de J. (La resurrección, la vida eterna en la tierra, etc, etc) y intenta convencer al lector a que llegue a convertirse.

En todos los aspectos, doy al libro una muy mala evaluación. La información útil en el libro probablemente está en el orden del 5%.

bookjehova35.jpg bookjehova32.jpg

Notas

[1]

El libro “La vida ¿Cómo se presentó aquí? ¿Por evolución, o por creación?” presenta una mal comprensión de la evolución y de sus mecanismos extremadamente pasmosa. Noten las siguientes observaciones:

“Los pinzones que Darwin observó en las Galápagos simepre siguen siendo pinzones; por eso, lo que él observó fue variedad, no evolución.” ([WBTS1985], p. 111)

“El cambio de coloración de la geómetra del abedul no es evolución, sino simplemente variedad dentro de un género o tipo básico” ([WBTS1985], p. 106).

Estas afirmaciones dejan claro que los Testigos de Jehová NO saben qué es evolución, ni qué es, ni cómo opera la selección natural. Bien vendría que evolución es “el cambio en la estructura genética de las poblaciones”, con esta definición es posible demostrar que la evolución ocurre en la naturaleza.

Los Testigos de Jehová también ignoran los pasos que involucran la selección natural:

  1. Los individuos en una población tiene niveles variables de agilidad, tamaño, capacidad para obtener comida y diferente éxito en reproducirse.
  2. Libradas a si mismas, las poblaciones tienden a expandirse exponencialmente, llevando esto a que los recursos escaseen.
  3. En el curso de su existencia algunos individuos son mas exitosos que otros, lo que los lleva a sobrevivir en mayor grado y a reproducirse mas exitosamente.
  4. Estos organismos de mayor supervivencia y reproducción dejarán mas descendientes que aquellos individuos menos adaptados.
  5. Con el tiempo las variaciones heredables darán lugar a cambios genotípicos y fenotípicos de la especie cuya resultante es la transformación de la especie original en una nueva especie, distinta de la especie que le dio origen.

Para conocer mejor las bases teóricas de la evolución biológica lo invitamos a leer nuestro artículo: “Introducción a la Biología evolutiva” en la sección “Ciencias de los orígenes”

[2] Una discusión más detallada sobre las tergiversaciones de los creacionistas sobre la evolución humana la puede hallar en un artículo especial de esta sección, Mentiras de los creacionistas sobre la evolución humana.

Referencias

[Renie2002] (1, 2, 3) John Renie. 15 respuestas al sin sentido creacionista. Scientific American. Julio de 2002.
[WBTS1985] (1, 2, 3) “La vida ¿Cómo se presentó aquí? ¿Por evolución, o por creación?”, Watchtower Bible and Tract Society of New York, Inc. , 1985.
Anuncios

Citas deshonestas en el libro “La Vida: ¿Cómo se presentó aquí? ¿Por creación o evolución?”

Citas deshonestas en el libro “La Vida: ¿Cómo se presentó aquí? ¿Por creación o evolución?”

Por Hernán Toro

“Desafortunadamente, creacionistas deshonestos han manifestado la voluntad de tomar comentarios de científicos fuera de contexto para exagerar o distorsionar el desacuerdo. Cualquier persona documentada con el trabajo del paleontólogo Stephen Jay Gould de la Universidad de Harvard conoce que adicional a la coautoría del modelo de equilibrio punteado, Gould fue uno de los más elocuentes defensores y articuladores de la evolución. (El equilibrio punteado explica patrones en el registro fósil que sugieren que la mayoría de los cambios evolutivos ocurrieron dentro de breves intervalos geológicos – lo cual podría ser no menos de cientos de generaciones). Sin embargo, los creacionistas se deleitan en sacar frases de la voluminosa prosa de Gould y hacerla parecer como si él estuviese dudando de la evolución, ellos también presentan el equilibrio puntuado como si este admitiera que las nuevas especies se materializaron de la noche a la mañana o que las aves nacieron de los huevos de los reptiles. Cuando confronte una cita textual de una autoridad científica que perece cuestionar la evolución, insisto en revisar la declaración en contexto. Casi invariablemente, el ataque sobre la evolución resultará ser ilusorio.”

—John Renie. 15 respuestas al sin sentido creacionista. Scientific American. Julio de 2002.

A continuación se muestran algunas citas de científicos hechas en el libro de los Testigos de Jehová a las cuales se les cambió el significado para hacer parecer la postura creacionista como seria y bien fundamentada. Sin embargo, al revisar la fuente original se puede corroborar que tales autores dijeron otra cosa. Note como los señores de la Watchtower cambiaron de adrede el significado de los textos.

¿La teoría de la evolución está en dificultades?

Cita deshonesta de los Testigos de Jehová:

Hitching, evolucionista y autor del libro The Neck of the Giraffe (El cuello de la jirafa), declaró: “Después de centuria y cuarto, el darvinismo, a pesar de la aceptación de que es objeto en el mundo científico como el gran principio unificador de la biología, afronta una sorprendente multitud de dificultades”.

[WBTS1985], p. 15

Corroboración textual de la fuente citada:

Después de centuria y cuarto, el darvinismo, a pesar de la aceptación de que es objeto en el mundo científico como el gran principio unificador de la biología, afronta una sorprendente multitud de dificultades. La evolución y el darvinismo a menudo se toman por lo mismo. Pero no lo son. La evolución de la vida a través de un largo período de tiempo es un hecho, si hemos de creer a la evidencia recopilada durante los dos últimos siglos de la geología, paleontología, biología molecular y muchas otras disciplinas científicas. No obstante la gran cantidad de creyentes en la creación divina que alegan esto…, la probabilidad de que la evolución haya ocurrido se acerca a la certeza en términos científicos.

The Neck of the Giraffe, Francis Hitching, p. 4

¿Carl Sagan afirmó que el registro fósil apoya la idea de un “Gran diseñador”?

Cita deshonesta de los Testigos de Jehová:

“Los datos básicos del registro fósil apoyan la creación, no la evolución. El astrónomo Carl Sagan reconoció cándidamente lo siguiente en su libro Cosmos: “La prueba fósil pudiera ser consecuente (sic) con la idea de un Gran Diseñador”.

[WBTS1985], pág. 70

Corroboración textual de la fuente citada:

“La idea de que cada organismo hubiese sido construido meticulosamente por un Gran Diseñador proporcionaba a la naturaleza significado y orden, y a los seres humanos una importancia que todavía anhelamos. Un Diseñador constituye una explicación natural, atractiva y muy humana del mundo biológico. Pero, como demostraron Darwin y Wallace, hay otra explicación igualmente atractiva, igualmente humana y mucho más convincente: la selección natural, que hace la música de la vida más bella a medida que pasan los eones.

La evidencia fósil podría ser consistente con la idea de un Gran Diseñador; quizás algunas especies quedan destruidas cuando el Diseñador está descontento con ellas e intenta nuevos experimentos con diseños mejorados. Pero esta idea es algo desconcertante. Cada planta y cada animal está construido de un modo exquisito; ¿no debería haber sido capaz un Diseñador de suprema competencia de hacer desde el principio la variedad deseada? Los restos fósiles presuponen un proceso de tanteo, una incapacidad de anticipar el futuro, lo cual no concuerda con un Gran Diseñador eficiente (aunque sí con un Diseñador de un temperamento más distante e indirecto)”

“Cosmos” por Carl Sagan, 7a. ed. Ed. Planeta, 1983, págs. 28 y 29

¿Los científicos admiten que los australopitecinos eran simples antropoides?

Cita deshonesta de los Testigos de Jehová:

“Si hoy hubiera de hallarse vivos a algunos australopitecinos, serían puestos en los jardines zooológicos con los demás antropoides. Nadie los llamaría “hombres-monos”. Lo mismo es cierto de otros “primos” fósiles semejantes, como un tipo de australopitecino más pequeño llamado “Lucy”. De este espécimen Robert Jastrow dice: “Este cerebro no era grande en tamaño absoluto; tenía la tercera parte del tamaño de un cerebro humano”. Es obvio que este australopitecino era también sencillamente un “antropoide”.

[WBTS1985], Pág. 94*

Corroboración textual de la fuente citada:

“Aparentemente, algunos monos arborícolas encontraron de su gusto el terreno abierto y se quedaron en él, porque cuando los fósiles aparecen de nuevo, pertenecen ya a los descendientes de los monos establecidos en la sabana. Pero la progenie de los monos arborícolas ya no eran monos, sino un nuevo tipo de animal que caminaba sobre dos patas, a la manera del hombre. Y este nuevo animal tenía un cerebro superior; en comparación con el peso de su cuerpo, era casi dos veces más grande que el cerebro del mono.

Según el testimonio de los fósiles, este animal erecto e inteligente apareció en África hará unos cuatro millones de años. Su nombre es Australopithecus afarensis. Era un hábil cazador que competía con los demás carnívoros de su época y no retrocedía ante la envergadura de animales como el león y la hiena, más corpulentos entonces de lo que son en la actualidad. El Australopithecus era un animal delicadamente formado, de tan sólo 1,20 m de altura y carente de garras, colmillos para desgarrar u otras armas naturales; pero sobrevivió sin protección. Su arma era su cerebro.

Su cerebro no era grande en tamaño absoluto: medía un tercio del tamaño de un cerebro humano y pesaba escasamente 400 g; pero, por otra parte, el animal al que gobernaba tampoco era grande. El Australopithecus, con un cuerpo pequeño, requería relativamente pocas células cerebrales para el control de sus músculos, por lo que disponía de más materia gris para las facultades de memoria, planificación y pensamiento abstracto.”

“El telar mágico”, Robert Jastrow, Biblioteca científica Salvat, 1985. p.119.

¿Stephen Jay Gould admitió que no hay pruebas fósiles de la evolución humana?

Cita deshonesta de los Testigos de Jehová:

“Los humanos de tipo moderno, con capacidad para razonar, trazar planes, inventar, edificar sobre el conocimiento ya adquirido y usar lenguajes complejos, aparecen de súbito en el registro fósil. Gould en su libro The Mismeasure of Man (El hombre mal medido), señala: “No tenemos prueba de cambio biológico en el tamaño ni en la estructura del cerebro desde la aparición de Homo sapiens en el registro fósil hace unos cincuenta mil años” ”

[WBTS1985], p. 86

Es claro que desde la aparición del hombre moderno no hay evidencia de evolución, porque la evolución para llegar al hombre moderno se dió antes de la aparición del hombre moderno. ¿No? Es absurdo, además de deshonesto, que los Testigos de Jehová nieguen la evidencia de la evolución humana, trayendo a colación el que no se haya dado variación después de la aparición del hombre moderno.

Otro detalle interesante a analizar es que el libro del cual extraen la cita los testigos no trata sobre evolución humana, aunque Gould claramente la acepta. Para los que queden con duda acerca de la postura de Gould, pueden ver la siguiente cita, extraída de dos páginas antes de la cita de los testigos:

“Una cuestión más importante – que justifica la necesidad del conocimiento biológico – es la notable falta de diferenciación genética entre los grupos humanos (argumento biológico clave para desmitificar el determinismo). Esa falta de diferenciación es un resultado contingente de la evolución, no una verdad necesaria y a priori. El mundo podría estar ordenado de otra manera. Supongamos que hubiesen sobrevivido una o varias especies de nuestro genus ancestral Australopithecus: situación, en teoría, perfectamente plausible, porque las nuevas especies surgen por desprendimiento de las antiguas (los antepasados suelen sobrevivir durante algún tiempo), y no mediante la transformación global de toda la población. En tal caso, nosotros – es decir, el Homo sapiens – habríamos tenido que afrontar todos los dilemas morales que entraña el trato con una especie humana de capacidad mental netamente inferior. ¿Qué habríamos hecho con ella? ¿Esclavizarla? ¿Eliminarla? ¿Coexistir con ella? ¿Emplearla para el trabajo doméstico? ¿Confinarla en reservas o en zoológicos?”

La falsa medida del hombre. Stephen J. Gould. Antoni Bosch, editor. 1981. Página 341.

¿Charles Darwin consideró absurdo pensar que el ojo de los vertebrados se hubiese formado por evolución?

bookjehova31.jpgCita deshonesta de los Testigos de Jehová:

“Considere órganos corporales como el ojo, el oído, el cerebro. Todos son tremendamente complejos, mucho más que las más intrincadas invenciones del hombre. Un problema para la evolución ha sido el hecho de que todas las partes de tales órganos tienen que trabajar juntas para que haya vista, oído y pensamiento. Tales órganos habrían sido inútiles hasta que todas las partes individuales estuvieran completas. De modo que surge la pregunta: ¿Es posible que el elemento no guiado del azar, del cual se piensa que es una fuerza impulsora de la evolución, pudiera haber juntado todas estas partes al tiempo apropiado para producir mecanismos tan elaborados?

Darwin reconoció que esto era un problema. Por ejemplo escribió: “Suponer que el ojo […] pudiera haberse formado por [evolución], confieso tranquilamente que parece totalmente absurdo”.”

—Citado en [WBTS1985], p. 18*

Corroboración textual de la fuente citada:

“Parece absurdo de todo punto – lo confieso espontáneamente- suponer que el ojo, con todas sus inimitables disposiciones para acomodar el foco a diferentes distancias, para admitir cantidad variable de luz y para la corrección de las aberraciones esférica y cromática, pudo haberse formado por selección natural. Cuando se dijo por primera vez que el Sol estaba quieto y la Tierra giraba a su alrededor, el sentido común de la humanidad declaró falsa esta doctrina; pero el antiguo adagio de vox populi, vox Dei, como sabe todo filósofo, no puede admitirse en la ciencia. La razón me dice que sí se puede demostrar que existen muchas gradaciones, desde un ojo sencillo e imperfecto a un ojo completo y perfecto, siendo cada grado útil al animal que lo posea, como ocurre ciertamente; si además el ojo alguna vez varía y las variaciones son hereditarias, como ocurre también ciertamente, y si estas variaciones son útiles a un animal en condiciones variables de la vida, entonces la dificultad de creer que un ojo perfecto y complejo pudo formarse por selección natural, aún cuando insuperable para nuestra imaginación, no tendría que considerarse como destructora de nuestra teoría.”

Charles Darwin, “El Origen de las Especies”, Espasa-Calpe, 1988, pág. 230

¿El altruismo plantea problemas a la teoría evolutiva?

Cita deshonesta de los Testigos de Jehová:

“La capacidad humana de mostrar altruísmo -el dar sin propósito egoísta- crea otro problema para la evolución. Como señaló un evolucionista: “Todo cuanto ha evolucionado mediante selección natural debería ser egoísta” Y, por supuesto, muchos humanos son egoístas. Pero como reconoció posteriormente ese partidario de la evolución: “Es posible que otra cualidad singular del hombre sea la capacidad de ejercer altruismo genuino, desinteresado, verdadero” (The Selfish Gene, por Richard Dawkins, 1976, pp. 4, 215)

[WBTS1985], p. 177

Corroboración textual de la fuente citada:

“En la actualidad, la teoría de la evolución está tan sujeta a dudas como la teoría de que la Tierra gira alrededor del sol, pero las implicaciones totales de la revolución de Darwin no han sido comprendidas, todavía, en toda su amplitud. (…) el presente libro no tiene el propósito de efectuar una defensa general del darwinismo. En cambio examinará las consecuencias de la teoría de la evolución con el fin de dilucidar un determinado problema. El propósito de este autor es examinar la biología del egoísmo y del altruismo. (…)

El planteamiento del presente libro es que nosotros, al igual que todos los demás animales, somos máquinas creadas por nuestros genes. (…) Argumentaré que una cualidad predominante que podemos esperar que se encuentre en un gen próspero será el egoísmo despiadado. Esta cualidad egoísta del gen dará, normalmente, origen al egoísmo en el comportamiento humano. Sin embargo, como podremos apreciar, hay circunstancias especiales en las cuales los genes pueden alcanzar mejor sus objetivos egoístas fomentando una forma limitada de altruismo a nivel de los animales individuales. (…)

Los seres humanos y los mandriles han evolucionado de acuerdo a una selección natural. Si se considera la forma en que ésta opera, se puede deducir que cualquier ser que haya evolucionado por selección natural será egoísta. Por lo tanto, debemos suponer que cuando nos disponemos a observar el comportamiento de los mandriles, de los seres humanos, y de todas las demás criaturas vivientes, encontraremos que son egoístas.”

“El Gen Egoísta, Richard Dawkins, Biblioteca científica Salvat, 1985, pp. 2, 3, 5.”

Estos creacionistas son capaces de tomar un libro que explica por qué la evolución permite el surgimiento de comportamientos altruistas y, extrayendo una frase de la 5a. página y otra del último párrafo del libro (p. 297), hacen parecer como si el autor viera problemático a tal altruismo. ¡Tienen el descaro de saltarse la totalidad del mensaje del libro que se halla claramente explicado en 293 páginas!

bookjehova32.jpg

Referencias

[WBTS1985] (1, 2, 3, 4, 5, 6) “La vida ¿Cómo se presentó aquí? ¿Por evolución, o por creación?”, Watchtower Bible and Tract Society of New York, Inc. , 1985

Verdades a medias y mentiras descaradas de los Testigos de Jehová sobre el registro fósil

Verdades a medias y mentiras descaradas de los Testigos de Jehová sobre el registro fósil

Por: Ferney Yesyd Rodríguez.

Analizar todos los argumentos presentados por el libro “La vida: ¿Cómo se presentó aquí? ¿Por evolución o por creación?” resultaría muy largo, sin embargo, se presentan respuestas claras a muchas de las objeciones hechas por los Testigos de Jehová a la Paleontologia.

La prueba de los fósiles

“La teoría de (evolución) de Darwin siempre ha estado estrechamente relacionada con prueba procedente de los fósiles, y probablemente la mayoría de la gente supone que los fósiles suministran una parte muy importante del argumento general que se presenta a favor de las interpretaciones darvivianas de la historia de la vida. Por desgracia esto no es rigurosamente verdadero. ¿Por qué no? El Bulletin pasó a decir que Darwin “quedó desconcertado por el registro fósil porque no presentaba la apariencia que él había predicho que presentaba (…) en aquel tiempo, tal como ahora, el registro geológico no ha presentado una cadena delicada de evolución lenta y progresiva”

[WBTS1985], p. 20. Énfasis añadido.

En realidad Darwin se preocupó por la pobreza del registro fósil, pero cada hallazgo paleontológico es un paso en firme para superar tal dificultad. Algunas respuestas a estas críticas son:

  1. La fosilización es un acontecimiento extraño en la naturaleza. La mayoría de los restos de los organismos son degradados por los microorganismos, solo algunos que caen en condiciones apropiadas (enterramiento en sedimentos y ausencia de oxígeno) tienen una probabilidad mayor de llegar a fosilizarse.
  2. Muchos de los cambios macroevolutivos (aquellos que generan nuevas especies) se dan en poblaciones aisladas, en un periódo de tiempo geológicamente corto por lo que, sumado a las limitaciones mencionadas en el punto anterior, hacen del resgistro fósil “un archivo de extrema imperfección” (como lo apuntó Darwin en El Origen)

  1. El registro fósil hoy se encuentra mucho más completo que en los días de Darwin. Esto lo sabe cualquier persona con interes en la paleontología.
  2. Hoy los científicos no mantienen la idea de una “evolución lineal”, sino que tienen en cuenta que la evolución puede generar muchas ramas a partir de un ancestro (evolución diversificadora), además que los ritmos de evolución no son neceariamente iguales en todos los grupos de organismos, por lo que no necesariamente sería muy lenta o gradual. Este punto en la actualidad es motivo de análisis y discusión científica.

Por todo lo anterior se puede concluir que la argumentación de los Testigos de Jehová omite adrede que Darwin explicó esta dificultad como resultado de la imperfección del registro fósil y que mienten al hacer creer que el registro fósil se encuentra en las mismas condiciones que en el siglo XIX.

Medias verdades sobre la evolución de las aves

En 1861, tan solo dos años después de la publicación de “El origen de las especies”, apareció un fósil que a los evolucionistas les cayó como anillo al dedo; Se trataba del fósil de un ave del tamaño de un cuervo que recibió el nombre de Archaeopteryx lithographica (Archaeopteryx significa “pluma antigua”). Este fósil se clasificó en el grupo de las aves ya que mostraba claras marcas de plumas en su cuerpo, sin embargo, Archaeopteryx era un ave muy particular pues tenía varias características que no vemos en las aves de hoy tales como la presencia de dientes, una cola larga y huesuda, y extremidades anteriores terminadas en tres garras. Tales características lo hacen más cercano a unos dinosaurios pequeños, carnívoros y moradores del suelo que recibieron el nombre de manirraptores.

El naturalista Thomas Henry Huxley, contemporáneo de Darwin, notó que este fósil era un excelente ejemplo de transición evolutiva entre dos grandes grupos de organismos, los reptiles y las aves, además sugirió que las aves están cercanamente emparentadas con los dinosaurios al comparar la anatomía de Archaeopteryx con la de Compsognathus, un pequeño dinosaurio hallado en el mismo depósito del ave fósil.

En la actualidad no hay ningún biólogo serio que dude que Archaeopteryx es una clara evidencia de la relación evolutiva entre los reptiles y las aves, y la gran mayoría de los paleontólogos y ornitólogos actuales consideran que las aves descienden de pequeños dinosaurios terópodos, tal como lo creyera Huxley hace 150 años. En la última década se ha reforzado la hipótesis del parentesco de las aves con los dinosaurios terópodos manirraptores ya que se han hallado nuevos y abundantes fósiles provenientes de China. No obstante, los creacionistas no pueden admitir que exista una evidencia tan arrolladora y en el libro creacionista de los testigos de Jehová se puede leer:

“Hubo un tiempo en que los evolucionistas creían que arqueopteris (Archaeopteryx), que significa “ala antigua” o “ave antigua”, era un eslabón entre el reptil y el ave. Pero ahora hay muchos que no creen eso. Los restos fosilizados de arqueopteris poseen las plumas perfectamente formadas sobre alas de diseño aerodinámico que hacía posible el vuelo. Los huesos de sus alas y de sus piernas eran delgados y huecos. Sus supuestos rasgos de reptil se hallan en aves de hoy

[WBTS1985], pág.79 & 80. Énfasis añadido.

bookjehova03.jpgEn esta cita vemos que los Testigos de Jehová mezclan mentiras y medias verdades. ¿Qué es eso de que “Hubo un tiempo en que los evolucionistas creían que Archaeopteryx era un eslabón entre el reptil y el ave”?. ¿Acaso los paleontólogos y ornitólogos actuales no lo creen? Claro que si. Esta afirmación tiene por objeto engañar al lector.

Ahora, ¿Es verdad que las características reptilianas de Archaeopteryx están presentes en las aves de hoy? Una revisión a la anatomía de este fósil comparada con la de un ave actual y un dinosaurio terópodo darán la última palabra.

Dientes

La presencia de dientes en Archaeopteryx es un carácter particular de las aves primitivas, más parecidas a los dinosaurios y que no encontramos en las aves actuales. Los Testigos de Jehová mienten al afirmar de Archaeopteryx que “sus supuestos rasgos de reptil se hallan en aves de hoy” pues en el presente las aves carecen de dientes. El registro fósil muestra que esto no era así hace 150 millones de años.

bookjehova04.jpg

Larga espina caudal

La cola de las aves actuales está reducida a unas pocas vertebras que reciben el nombre de pigóstilo, de la cual salen las plumas caudales. Sin embargo, Archaeopteryx tenía una cola larga y huesuda, similar a la de un dinosaurio terópodo. en la cual se unían las plumas de manera simétrica y la cual habría de ayudarle a mantener el equilibrio cuando corria o caminaba. La espina caudal larga de Archaeopteryx NO está presente en las aves actuales. Esto es evidente al comprar los esqueletos. ¿Pero por qué los Testigos de Jehová omitieron esto al afirmar que “sus supuestos rasgos de reptil se hallan en aves de hoy”?. Simple. No les conviene.

Mano con tres dedos separados

Archaepteryx tenía los tres dedos de la mano móviles. Estos eran largos –más largos que los del dinosaurio Compsognathus — estos NO estaban soldados como en las aves modernas. Nuevamente los Testigos de Jehová omiten este dato en su análisis porque de hacerlo se revelaría el parentesco de las aves con los dinosaurios.

bookjehova05.jpg

Costillas gastrales

Archaeopteryx poseía una serie de costillas gastrales muy delgadas ubicadas en la parte ventral del cuerpo y que no estan sujetas al resto del esqueleto. Esta característica fue muy común en los reptiles primitivos, de hecho el dinosaurio Compsognathus las tenía. Sin embargo, las aves actuales ya no las poseen. Nuevamente se ve que la afirmación hecha por lo Testigos de Jehová de que “sus supuestos rasgos de reptil se hallan en aves de hoy” es falsa.

¿Y el vuelo?

Archaeopteryx probablemente no era un buen volador. Esta ave primitiva carecía del esternón ancho y arqueado en el que se anclan los músculos del vuelo (los pectorales mayores y menores), además que carecía del “alula”, la cual es un penacho de pluma en uno de los tes dedos de la mano del ave que hace posible disminuir la velocidad en el momento del aterrizaje. Un tercer rasgo que hace suponer que Archaeopteryx era un mal volador era que sus húmeros (huesos del brazo) carecían de orificios para los sacos aéreos. Los sacos aéreos en las aves actuales se extienden desde los pulmones y alcanzan los huesos a través de orificios. Estos sacos aéreos potencian la capacidad respiratoria del ave al realizar una tarea con tanta demanda de oxígeno como lo es el vuelo.

bookjehova06.jpgLa anatomía de Archaeopteryx también muestra características reptilianas que aún se mantienen en las aves actuales como la presencia de un anillo esclerótico que ayuda a mantener al ojo en suposición. Esta característica común entre aves y reptiles es un indicio de su parentesco evolutivo. Otro aspecto importante es que durante mucho tiempo los biólogos consideraron que la presencia de plumas en el cuerpo era un caracter distintivo de las aves, pero hoy se han encontrado fósiles de diferentes especies de dinosaurios terópodos no avianos con el cuerpo cubierto de plumas o protoplumas. Esto hace pensar que las plumas aparecieron primero a partir de la modificación de las escamas reptilianas como aislantes térmicos y luego adoptarían la función de permitir el vuelo. Todos estos análisis comparativos indican que las aves son dinosaurios terópodos, así como podemos afirmar que los humanos somos mamíferos.

bookjehova07.jpg bookjehova08.jpgPor último, debe tenerse en cuenta que la aparición de los organismos en el registro fósil es muy importante. El registro de fósiles muestra en orden cronológico a los antecesores de los dinosaurios, luego a los dinosaurios terópodos y a las aves en la Era Mesozoica. Nunca se han encontrado fósiles de aves en rocas de la Era Paleozoica o en tiempos aún más antiguos. Todo esto es consistente con la teoría evolutiva.

Mentiras y medias verdades sobre la evolución de los mamíferos

Al igual que con Archaeopteryx el libro antivolucionista de los Testigos de Jehová presenta información a medias sobre la evolución de los mamíferos y remata con una conclusión falsa:

“También sucede que los mamíferos tienen tres huecesillos en sus oídos, mientras que los reptiles tienen uno solo. ¿De donde vinieron los dos huesos “extra”? La teoría evolucionista intenta explicar esto del siguiente modo: Los reptiles tienen por lo menos cuatro huesos en la quijada inferior, mientras que los mamíferos tienen solo uno; por eso, cuando los reptiles se convirtieron en mamíferos, supuestamente hubo un ajuste de huesos; algunos de la quijada inferior del reptil se movieron al oído medio del mamífero para componer los tres huesos que hay allí, y mientras hacían esto, dejaron uno solo para la quijada inferior del mamífero. Sin embargo, el problema es esta línea de razonamiento, es que no hay ninguna evidencia fósil que la apoye. Es simplemente conjetura.

[WBTS1985], p. 80. Énfasis añadido.

En realidad el registro fósil sí existe y muestra cómo los huesos de la mandíbula de los cinodontes se transformaron en los del oído medio de los mamíferos. Los cinodontos fueron el grupo más exitoso de reptiles terápsidos, estos vivieron desde el Pérmico tardío hasta mediados del Jurásico, abarcando 80 millones de años. Estos organismos son los antecesores de los mamíferos. Dentro del grupo de los cinodontos se encuentran los fósiles de Procynosuchus, Thrinaxodon, Cynognathus, Massetognathus, Olygokypus, entre otros hallados más recientemente.

El registro de fósiles muestra la transición de reptiles a mamíferos especialmente con el cambio de la articulación entre la mandíbula y el cráneo. Inicialmente, la mandíbula del reptil y la de los primeros reptiles tipo mamíferos (los sinápsidos), como el Ophiacodon del Pérmico se componía de varios huesos, como el articular, el angular, el sobreangular y el dentario; En ellos el hueso articular formaba visagra con el hueso cuadrado del cráneo. Luego encontramos las formas intermedias, una de ellas el Probainognathus, que vivió a mediados del Tríasico mantiene un mínimo de la articulación articular-cuadrada y a la vez presenta el desarrollo de una articulación entre los huesos dentario y el escamoso. Los mamíferos actuales muestran sólo la articulación dentario-escamoso.

bookjehova09.jpgLos huesos articular, cuadrado y estribo se transformaron en el martillo, yunque y estribo de los mamíferos actuales. En el Probainognathus los huesos de la antigua articulación reptiliana están yuxtapustos de forma tal que indican el camino evolutivo que permitió una mejora en el oído medio de los mamíferos actuales. Este cambio se puede seguir al comparar los desarrollos embrionarios de reptiles y mamíferos actuales, puesto que los embriones de los mamíferos vivientes son morfológicamente muy parecidos a los de las formas fósiles ayudan a comprender como ocurrió este proceso evolutivo.

bookjehova09b.jpgTradicionalmente los mamíferos se definen como tales gracias a la presencia de pelo, glándulas mamarias y la asistencia maternal a los recién nacidos por un tiempo prolongado. Existen también caracteres osteológicos (o de la anatomía esquelética) que pueden utilizarse para reconocer a los mamíferos; entre las formas vivientes, esos rasgos se refieren, principalmente, al tipo de cráneo, el número y forma de los huesecillos del oído medio y la forma en que se artícula la mandíbula con el resto del cráneo. Sin embargo, en las formas fósiles sólo pueden considerarse los caracteres osteológicos, ya que la anatomía blanda no se conserva. Pero varios de los caracteres óseos han tenido largas transformaciones y llegado a su forma actual de modo gradual, lo cual hace más difícil y hasta arbitrario clasificar a un fósil como mamífero. Esta dificultad para clasificar a muchos de los mamíferoides mesozoicos como mamíferos o reptiles tipo mamífero es justamente lo que se esperaría encontrar en el registro fósil de haber ocurrido evolución.

bookjehova10.jpgA continuación se presenta otra crítica de los Testigos de Jehová a la evolución de los mamíferos:

“He aquí otro problema que tiene que ver con los huesos: Las piernas de los reptiles están colocadas a los lados del cuerpo, de modo que el vientre queda sobre el suelo o muy cerca de éste. Pero en los mamíferos las piernas están bajo el cuerpo y lo elevan del suelo.”

[WBTS1985], p. 80.

Nuevamente hay un desconocimiento del registro fósil, o quizás peor, lo saben pero lo acultan adrede. Los reptiles mamiferoides ya presentaban una postura “mejorada” en la cual el cuerpo está elevado del suelo. Más aún, el registro fósil muestra que los “pelicosaurios”, los primeros sinapsidos o reptiles tipo mamífero, presentaban una posición semierecta, lo cual muestra una secuencia evolutiva en el cambio de postura.

bookjehova11.jpgPor último, debe hacerse hincapié que al organizar cronológicamente los fósiles de los más antiguos a los más recientes, se observan organismos cada vez con características cada vez más “mamiferoides” y menos “reptilianas”, lo cual es acorde con la teoría evolutiva. De ser cierta la creación se esperaría encontrar fósiles de caballos, humanos o ballenas en cualquier capa fosilífera, pero esto no es así.

Mentiras y medias verdades sobre la evolución de los primates y humanos

Sobre el primate Aegyptopithecus los Testigos de Jehová afirman:

“Esta criatura simiesca ha sido llamada antecesora nuestra. No existe prueba fósil de tal alegación”.

[WBTS1985], p. 91.

Los simios del Viejo Mundo, también llamados catarrinos, tienen en su cráneo contacto entre los huesos frontal y esfenoides, además que conservan dos premolares en cada cuadrante de su boca. Los humanos al tener estas características se clasifican como primates catarrinos. Este grupo de simios tiene como uno de sus representantes más antiguos el fósil de Aegyptopithecus zeuxis, el cual fue hallado en el yacimiento egipcio de El Fayum, con una antigüedad estimada en 33 y 34 millones de años.

Los biólogos no afirman que el Aegyptopithecus sea el directo antepasado del hombre en el período Oligoceno, pero es innegable que en esta época apareció el ancestro de todos los catarrinos. La alegación de los Testigos de Jehová de que “no existe prueba de tal alegación” tiende a desinformar y a engañar si tenemos en cuenta que el registro fósil muestra que en el Oligoceno aparecieron por primera vez los catarrinos. Los científicos consideran que un grupo de organismos provienen de un mismo ancestro si poseen ciertas características distintivas. En el caso de los catarrinos se puede decir que todos ellos (macacos, langures, chimpancés, gorilas y humanos, entre otros) provienen de un simio que desarrolló por primera vez las características ya mencionadas en tiempos del Aegyptopithecus.

bookjehova12.jpgSobre los Australopithecus afarensis los Testigos de Jehová afirman:

“Si hoy hubiera de hallarse vivos a algunos australopitecinos, serían puestos en los jardines zooológicos con los demás antropoides. Nadie los llamaría “hombres-monos”. Lo mismo es cierto de otros “primos” fósiles semejantes, como un tipo de australopitecino más pequeño llamado “Lucy”. De este espécimen Robert Jastrow dice: “Este cerebro no era grande en tamaño absoluto; tenía la tercera parte del tamaño de un cerebro humano”. Es obvio que este australopitecino era también sencillamente un “antropoide”.

[WBTS1985], p. 94

Primero hay que afirmar que los australopitecos1 eran simios con un cerebro similar en tamaño al de un chimpancé, pero lo que los hace interesantes es su postura bípeda. Ellos ya caminaban erguidos como nosotros. Eso precisamente los coloca como candidatos a ser ancestros de la humanidad.

bookjehova13.jpgLucy, como se ha denominado el fósil hallado por Donald Johanson en los 70’s, caminó sobre la Tierra hace 3.6 m.a. Lucy perteneció a la especie Australopithecus afarensis de la cual se poseen fósiles provenientes de Laetoli (Tanzania) y Hadar (Etiopía) los cuales tienen un rango de edad comprendido entre 3.18 – 3.4 m.a. Sin embargo, los fósiles más antiguos de esta especie son los provenientes de Maka y Belohdelie (Etiopía) los cuales tienen una antigüedad de 3.9 m.a. La especie a la que pertenece Lucy es la mejor conocida de los australopitecos. Capacidad craneana comprendida entre 400 y 500 c.c; Brazos más largos que las piernas; marcado dimorfismo sexual; ángulo entre el fémur y la tibia más cerrado (parecido al hombre) lo que indica una postura bípeda; cadera más corta que la de los chimpancés pareciéndose más a la de los humanos, falanges curvas; series dentales en forma de UV intermedias entre la forma V de los humanos y la forma de U de los chimpancés. Caracteres como la presencia de falanges curvadas, los brazos proporcionalmente más largos que las piernas, etc., son reminiscencias de un antepasado común braquiador, y a la hora de interpretar la morfología, estos huesos sólo enmascaran el cambio definitivo: los Australopithecus ya presentaban las modificaciones para el bipedismo en el complejo pélvico-femoral.

bookjehova14.jpgAdemás de los restos fósiles se cuenta con las huellas de Laetoli (Tanzania), las cuales confirman la bipedación de Australopithecus afarensis. Las huellas fosilizadas sobre las cenizas del volcán Sadimán tienen una edad de 3.6 m.a. Estas huellas fósiles confirman el bipedismo de los australopitecos, el cual es una de las características de nuestro grupo evolutivo (la tribú de los hominini).

Cuando los Testigos de Jehová afirman “Es obvio que este australopitecino era también sencillamente un antropoide” omiten las características particulares que hacen de los australopitecos unos primates que fueron los precursores de la humanidad. El hecho que tuvieran un cerebro pequeño no niega que caminaban como nosotros. Además, el registro fósil posterior muestra los cambios en el aumento de la capacidad craneal. Es obvio que los líderes religiosos de esta secta son sencillamente engañadores.

La cita de Robert Jastrow que mencionan los Testigos de Jehová está sacada de contexto, pero se analizará más adelante en este escrito.

En la página 94 se puede leer:

“Donald Johanson también dijo: Los australopitecinos (…) no eran hombres.”

Es obvio que no eran humanos, por eso se les dió un nombre diferente, pero sus características dentales, craneales y del complejo pélvico-femoral indican que fueron nuestros antepasados. Nuestra conexión con los otros grandes simios.

“El anatomista Zuckermar escribió: “El cráneo australopitecino al compararse con el cráneo humano y el simiesco (de antropoide) parece arrolladoramente símico… no humano.”

[WBTS1985], p. 94

La estrategía de los Testigos de Jehová es ver y reproducir solo lo que les conviene, el resto, si no les conviene, lo ignoran!

bookjehova15.jpgLa memoria selectiva de los Testigos de Jehová también queda latente al tomar el caso del fraude de Piltdown2 (Pág 90), aunque claro está, sin advertir que fueron los científicos quienes descubrieron y corrigieron el error.

Otro ejemplo de los enredos que causan los testigos de Jehová en su libro lo podemos hallar en la siguiente cita:

“Cierto evolucionista reconoce los siguiente: No tenemos prueba de cambio biológico en el tamaño, ni en la estructura del cerebro desde la aparición del Homo sapiens en el registro fósil”

Naturalmente que una vez tenemos la especie humana, el tamaño de nuestro cerebro no ha tenido un aumento tan significativo como se produjo antes. Curiosamente los autores de “La vida” no mencionan cual es tal evolucionista, pero es seguro que cualquier conocedor del registro fósil humano sabe que el tamaño del cerebro ha aumentado notablemente en los últimos tres millones de años.

En conclusión, el pretendido caracter científico del libro “La vida ¿Cómo se presentó aquí? ¿Por evolución, o por creación?” en matería de paleontológica y de biología evolutiva es nulo. Los argumentos esgrimidos dan la espalda a los hechos relevantes con la intensión de hacer ver pausible el creacionismo, tal actitud es absolutamente deshonesta y anticientífica.

bookjehova16.jpg

Referencias

[WBTS1985] (1, 2, 3, 4, 5, 6, 7) “La vida ¿Cómo se presentó aquí? ¿Por evolución, o por creación?”, Watchtower Bible and Tract Society of New York, Inc. , 1985

Notas

[1] Para conocer más sobre las falacias de los antievolucionistas sobre el lugar de los australopitecos en la evolución humano lo invitamos a leer nuestro artículo “Mentiras de los creacionistas sobre Lucy”
[2] El caso de Piltdown lo hemos analizamos ampliamente en Sindioses.org dentro de la sección “Mentiras y medias verdades de los creacionistas sobre el hombre de Piltdown”

La Evolución del ojo

La Evolución del ojo

Por: Ferney Yesyd Rodríguez

Con relativa frecuencia los creacionistas se preguntan: ¿Cómo podría formarse gradualmente el ojo humano? ¿Para que serviría el 50% de un ojo? He aquí la objeción tomada del texto antievolucionista de los Testigos de Jehová:

“Considere órganos corporales como el ojo, el oído, el cerebro. Todos son tremendamente complejos, mucho más que las más intrincadas invenciones del hombre. Un problema para la evolución ha sido el hecho de que todas las partes de tales órganos tienen que trabajar juntas para que haya vista, oído y pensamiento. Tales órganos habrían sido inútiles hasta que todas las partes individuales estuvieran completas. De modo que surge la pregunta: ¿Es posible que el elemento no guiado del azar, del cual se piensa que es una fuerza impulsora de la evolución, pudiera haber juntado todas estas partes al tiempo apropiado para producir mecanismos tan elaborados?

[WBTS1985], p. 18

El problema de los creacionistas es suponer que la evolución trabaja juntando los órganos de manera similar a una ensambladora de autos. Cuando una persona sin conocimiento en biología lee argumentos como los anteriores es engañada, pues se describe la evolución de la manera como no ocurre.

Los orígenes del ojo hay que buscarla en la capacidad fotosensible de algunas células. Muchos unicelulares pueden ubicarse espacialmente, es decir nadar hacía arriba o hacía abajo, gracias a que son sensibles a la luz. Esta sencilla distinción entre luz y oscuridad fue el primer paso en la evolución del ojo.

Para este primer paso puede considerarse posible al ver el fotorreceptor que existe en Euglena1, un protista fotosintético que tiene un organelo sensible a la luz conectado con el flagelo que le permite la locomoción. No se afirma que los ojos de los humanos se remonten al fotorreceptor (eyespot en inglés) de Euglena, solo se muestra que este primer paso es posible en la naturaleza.

El siguiente paso involucraría a un animal pluricelular. Tendríamos una capa de células sensibles a la luz. Esto lo podemos encontrar en las lombrices de tierra actuales y en anélidos acuáticos que ya presentan una capa ordenada de células fotosensibles.

bookjehova17.jpg bookjehova18.jpgLuego, la selección natural favoreció a aquellos organismos que tuviesen capacidad fotosensible ya que le permitiría a su poseedor nadar hacía a la superficie, conseguir alimento u ocultarse cuando una sombra se presentaba el organismo y así salvarse de un predador. Ahora si ésta capa de células se invaginase podría dar cabida a una mayor cantidad de células, y esto constituiría una ventaja. Esto no es cambio imposible pues solo sería necesaria una modificación en la forma de expresión de algunos genes ya existentes. Una capa de células fotosensibles invaginada puede obtener una nueva información no disponible para una capa plana, saber de donde provienen los haces de luz. Precisamente en el molusco gasterópodo Patella, (los gasterópodos son el grupo de las babosas y caracoles) se encuentra un estructura así.

bookjehova19.jpgEn el gasterópodo Pleurotomaria encontramos una estructura invaginada mucho más profunda; En el género Haliotis encontramos un ojo casi cerrado; en el género Turbo el ojo ya está cerrado pero sin lente, y finalmente encontramos ojos cerrados y con lente en los géneros Murex y Nucella. Así pues hay ejemplos en la naturaleza que muestran que estos estadios intermedios son posibles. Añado que la presencia de una lente mejora muchísimo la visión, pero bien pueden existir organismos sin esta estructura, lo cual invalida el argumento creacionista arriba citado que afirma que: “Tales órganos habrían sido inútiles hasta que todas las partes individuales estuvieran completas”

bookjehova20.jpg bookjehova21.jpg bookjehova22.jpgSobre la evolución del ojo, el científico John Rennie comenta:

“Generaciones de creacionistas han intentado contradecir a Darwin citando el ejemplo del ojo como una estructura que no podría haber evolucionado. La habilidad del ojo para proveer visión depende del arreglo perfecto de sus partes, dicen los críticos. La selección natural nunca podría haber favorecido las formas transicionales necesarias durante la evolución del ojo ¿Qué tan bueno es medio ojo? Anticipándose a esta crítica, Darwin sugirió que aún un ojo “incompleto” podría conferir beneficios (como ayudar a las criaturas a orientarse hacía la luz) y de ese modo sobrevivirían permitiendo futuros refinamientos evolutivos. La biología ha vindicado a Darwin: los investigadores han identificado ojos primitivos y órganos sensibles a la luz a través del reino animal y han ayudado a trazar la historia evolutiva del ojo a través de comparaciones genéticas. (Ahora parece que en varias familias de organismos los ojos han evolucionado independientemente.)”

—John Renie. 15 respuestas al sin sentido creacionista. Scientific American. Julio de 2002.

bookjehova23.jpg bookjehova24.jpgDarwin también notó que son las imperfecciones, aquellos hechos que pueden ser esgrimidos como evidencia del proceso evolutivo. En realidad la evolución actua “con lo que tiene a mano”, por esta razón muchos órganos muestran algunas características estructurales que no se habrían dado de haber sido inteligenemente diseñadas por un creador. Uno de estas características “chapuceras” se da en la estructura del ojo de los vertebrados.

En el ojo de cámara cerrada la retina es la capa de células fotosensibles que se encarga de hacer la traducción del estímulo (la luz) a un impulso nervioso. En el ojo del pulpo la capa de células nerviosas están orientadas directamente hacía la luz, mientras que las prolongaciones de las células nerviosas que forman el nervio óptico están al lado posterior en el que no llega la luz; de igualmente los vasos sanguíneos se encuentran en el lado posterior sin interponerse con la luz que incide sobre las células fottosensibles. Esto parece lógico, y seguramente los creacionistas mencionarán que tal disposición demuestra la planeación de antemano del creador al diseñar el ojo. Sin embargo, si miramos el ojo de los humanos la disposición de los axones de las neuronas pasan por delante de las células fotosensibles (los conos y los bastones), además de esto, el punto en el que se unen todos los axones de las células ganglionares generan un punto ciego en el ojo de los vertebrados.

bookjehova25.jpg bookjehova26.jpgPara evidenciar el punto ciego cierren el ojo derecho. Miren a cruz de la imagen de aquí abajo con el ojo izquierdo, a una distancia de alrededor de 25 cm. Prueben acercándose o alejándose de la imagen.

bookjehova27.jpgOtra forma de explorar el punto ciego es observando el punto de la imagen que sigue, también con el ojo izquierdo (y con el derecho cerrado). Prueben variando la distancia hasta que la línea cortada se vea llena.

bookjehova28.jpgLos pulpos no poseen un punto del espacio invisible, aunque si para los vertebrados. Esto como lo mencione porque la retina del cefalópodo está armada de forma distinta. El nervio óptico, en vez de salir desde el centro donde están los fotorreceptores, sale desde la parte más externa de la retina. Esto parece un detalle chapucero, no obra de un diseñador inteligente, y más acorde con el proceso de selección natural. ¿De haber aparecido el ojo directamente en su forma actual por una inteligencia previsora tendría el pulpo un ojo sin punto ciego y olvidaría tal detalle en su “obra maestra”?

También es interesante mencionar que hay muchas especies animales que viven en ambientes de total oscuridad y poseen ojos no funcionales, es decir sus ojos son estructuras vestigiales. Estas especies ciegas evolucionaron a partir de especies que tenían ojos funcionales, pero al colonizar ambientes oscuros la selección natural favoreció en algún momento a un mutante que desarrollaba ojos no funcionales, pues en un ambiente totalmente oscuro es más conveniente invertir la energía gastada en este órgano en otras estructuras, y así pasó esta variante a la población.

bookjehova28b.jpgLas especies con ojos vestigiales no apoyan para nada la hipótesis del “diseño inteligente”, pues ¿para qué colocaría un diseñador ojos a una especie cavernícola que no los necesita como el pez Astyanax mexicanus?. Las cavernas del mundo poseen varias especies de peces, salamandras y grillos con ojos que atestiguan el origen a partir de otras especies (evolución) y no una creación planificada.

bookjehova29.jpg

Referencias

[WBTS1985] “La vida ¿Cómo se presentó aquí? ¿Por evolución, o por creación?”, Watchtower Bible and Tract Society of New York, Inc. , 1985

Notas

[1] Existe una excelente página en inglés sobre la diversidad de ojos en el mundo animal y su evolución. La página recomendada es: “Eye, Eye, Eye, Eye: Questions about Eyes. Ensayos por David Denning y Molly Kirk”

Análisis al libro antievolucionista de los Testigos de Jehová

Análisis al libro antievolucionista de los Testigos de Jehová

Autores: Ferney Yesyd Rodríguez, Hernán Toro y Corey Carroll

El libro de los Testigos de Jehová “La Vida: ¿Cómo se presentó aquí? ¿Por evolución o creación?” ha llegado a muchos hogares y bibliotecas atacando la biología evolutiva sin que el ciudadano promedio pueda evaluar la veracidad de sus argumentos. De hecho, los Testigos de Jehová toman este libro como la guía que les dice que pensar sobre la teoría de la evolución, y probablemente queden engañados por él ya que quizás nunca leerán un autor que defienda el otro punto de vista. Los Testigos de Jehová devotos, y la mayoría de las personas que de ellos reciben “La Vida: ¿Cómo se presentó aquí?” ignoran que éste libro se encuentra colmado de errores científicos, mentiras descaradas, verdades a medias y citas de científicos sacadas de su contexto original. El propósito de este texto es exponer estos errores al lector interesado en la biología evolutiva y en el análisis racionalista del movimiento creacionista actual.

bookjehova01A.jpg

http://www.sindioses.org/cienciaorigenes/bookjehova01.html

Se busca un Papá

Se busca un Papá
Viernes 13 de Junio de 2008
Reflexiones - Se busca un Papá
DESCRIPCION DE TRABAJO: a largo plazo, que sea jugador de equipo, que este dispuesto a aceptar el desafío del trabajo permanentemente en un amiente a menudo caótico. Los candidatos deben poseer comunicación excelente y habilidades de la organización y estar dispuesto a trabajar horas extras, incluyendo noches y fines de semana listo para recibir llamadas las 24 horas del día.

¡Algunos viajes por la noche pueden ser requeridos, inclusive viajes a campings los fines de semana lluviosos y torneos interminables de deporte en ciudades lejanas! Los viáticos no se reembolsaran. Los deberes extensos de mensajero se le solicitaran.

RESPONSABILIDADES: El resto de su vida. Debe estar dispuesto a ser odiado, por lo menos temporalmente, cuando alguien necesite $5. Debe estar dispuesto a morderse lengua repetidas veces. También, debe poseer la energía física de un mulo y que sea capaz de ir del cero a 60 kph en tres segundos en caso de escuchar gritos en el patio de la casa.

Debe estar dispuesto a encarar los desafíos técnicos estimulantes, la reparación de pequeños aparatos, lavabos misteriosamente lentos y cremalleras atascadas. Debe investigar las llamadas telefónicas, mantener calendarios y coordinar la producción de múltiples proyectos y deberes. Debe tener la habilidad de planear y organizar las reuniones sociales para sus pequeños clientes .

Debe estar dispuesto a ser imprescindible en un minuto, e ignorado en el próximo. Siempre debe esperar lo mejor y estar preparado para lo peor. Debe asumir final, completa la responsabilidad para la calidad del producto final. Responsabilidades incluyen también la conservación de piso y trabajo de portero a través de las instalaciones.

POSIBILIDADES DE PROMOCION: Ninguna. Deberá estar en la misma posición durante años, sin quejarse, reestrenándose constantemente y para actualizar sus habilidades, y estar dispuesto a ser superado por aquellos a quienes sirve.

EXPERIENCIA PREVIA: Ningún requirió lamentablemente.

SUELDOS Y COMPENSACION: Cubiertos por si mismo sin posibilidad de aumento libre, ya que tendrá que invertir todo lo que recibe en la misma empresa.

BENEFICIOS: Ninguna en cuanto a salud , ninguna pensión, ningún reembolso de la enseñanza, ningunas vacaciones pagadas y ninguna opciones de acciones se ofrecen; este trabajo suministra las oportunidades ilimitadas para el crecimiento personal. Tiene derecho a reconocimiento una vez al año, en el día del Padre, pero tendrá que cubrir los gastos ocasionados en el día de ese reconocimiento.

Si está interesado déjelo saber.

Comuníquese a Inversiones Hogar .

En cuanto a mí, he aquí, mi pacto es contigo,y serás padre de multitud de naciones. Gen 17:4

Dolor es para su padre el hijo necio, Y gotera continua las contiendas de la mujer. Prov 19:13

Al que maldiga a su padre y a su madre,su lámpara se le apagará en la más densa oscuridad.Prov 20:20

Feliz Día del Padre..¡

¿EXISTEN JUDÍOS GENUINOS?

¿EXISTEN JUDÍOS GENUINOS?

ACERCA DE LOS CONCEPTOS DEL TITULAR DE LA AMIA
Por Christian Sanz

orthodoxjewish

Aunque no suelo mencionarlo, soy profesor de Problemática Religiosa Contemporánea en el Círculo de la Prensa, una de las escuelas más prestigiosas de periodismo del país. Se trata de una materia muy interesante que me permite analizar, junto a mis alumnos, tópicos como la discriminación y los estereotipos, amén de exponer sobre de las grandes religiones y su impacto en la vida cotidiana.

Toda vez que tocamos el tema de los clichés, aparecen en clase una serie de prejuicios respecto a ciertas religiones o etnias, que desmenuzamos entre todos, a efectos de derribar ciertos mitos. Es uno de los momentos más entretenidos y fructíferos, ya que, desde el conocimiento y el sentido común, develamos las falacias que se tejen en torno a este tema.

Es algo que sucede en general cuando estudiamos el judaísmo. No dejan de asombrarse los alumnos cuando observan que el dogma en el que creen los judíos -el Tanaj, especialmente la Torá (el Pentateuco)- es idéntico a lo que dice el Antiguo Testamento católico y que, contra sus propios prejuicios, sus costumbres están estrechamente vinculadas a la solidaridad y el buen comportamiento social.

Siempre les digo que, aunque tenemos ciertas diferencias con aquellos que profesan el judaísmo, las coincidencias que nos unen son aún mayores. Mi frase final siempre es la misma: “hay que trabajar sobre lo que nos hace parecidos, en lugar de ampliar las mínimas brechas que nos separan”.

Acto seguido, hacemos un interesante trabajo de análisis sobre cómo los medios generalizan y discriminan a ciertas religiones, especialmente en Europa. La mayoría de los alumnos se sienten decepcionados por ver la elocuencia del mal manejo de la información -vemos ejemplos concretos- y suelen asegurar que no cometerán el mismo error cuando se reciban de periodistas.
Esto alienta una gran esperanza hacia mi persona y me ayuda a creer que algunos prejuicios puedan derribarse en un futuro cercano.

Retroceso perseguirás

Hace unos días, el flamante titular de la AMIA, Guillermo Borger, aseguró en una entrevista realizada por un importante matutino, que haría una gestión dirigida a reforzar “el papel de la AMIA como representante de los judíos genuinos”. En tal sentido, descalificó implícitamente a aquellos que profesan el judaísmo desde el “reformismo” o el “conservadurismo”.

Las palabras de Borger generaron una innecesaria polémica que, en lugar de aclararse, cada día parece acrecentarse más, no sólo dentro de la colectividad judía, sino también a nivel social. ¿Quiénes son judíos “genuinos”? ¿Por qué esa discriminación negativa en un momento en el que hace falta diálogo y entendimiento?

Es duro pero necesario recordar que el genocida Adolfo Hitler hablaba de la “pureza” de la raza mientras asesinaba a millones de personas, y no sólo judíos, también gitanos, homosexuales y otros no “puros”. El debate posterior a la finalización de la Segunda Guerra mundial permitió la creación de la Organización de las Naciones Unidas y de docenas de movimientos civiles a favor de la igualdad de los derechos entre seres humanos. Nacieron allí los lineamientos de los Derechos Humanos tal y como los conocemos hoy.

Fue lento pero incesante el camino que permitió llegar a niveles increíbles de convivencia social y que culminó cuando se descifró gran parte del mapa del genoma humano, lo cual permitió concluir que, gracias al increíble porcentaje de similitud entre las personas, no se puede hablar más de “razas”, sino de una sola “raza humana”.

En este contexto aparecieron las anacrónicas palabras de Borger para retrotraernos a un pasado que ya tendría que haber quedado sepultado bajo los escombros del conocimiento científico y social. ¿Para qué volver a añejas diferencias ya superadas por el saber?

Independientemente de la respuesta que podamos encontrar, sería interesante esclarecer un tema que suele ser tabú dentro del judaísmo y que tiene que ver justamente con la “pureza” del judío.

Aquellos que profesan la religión judía se dividen esencialmente en dos grupos, sefardíes y askenazíes. Aunque los sefardíes son descendientes de aquellos judíos que vivieron en la Península Ibérica hasta 1492 -y que están ligados a la cultura hispánica mediante la lengua y la tradición-, luego de la fundación del Estado de Israel en el año 1948, el término se empezó a usar para designar a los de origen distinto al askenazí, conocidos por ser los judíos asentados en la Europa central y oriental -principalmente en Alemania, Polonia, Francia, Ucrania y Rusia- hacia comienzos del siglo X.

Su procedencia está relacionada a un pueblo euroasiático de origen caucásico: los kázaros, los cuales, de judíos “puros”, como veremos a continuación, no tienen nada.

A convertirse que se acaba el mundo

En los siglos VII, VIII y IX, los kázaros lograron conformar un imperio de gran extensión pero fuertemente descentralizado por tratarse de un pueblo eminentemente nómada. Estos eran regidos por un rey que comprendió que la principal amenaza que había sobre su pueblo era la de verse asimilados por alguno de los dos imperios políticos, militares y culturales euroasiáticos de la época: por una lado, el cristiano Imperio Romano Oriental regido desde Bizancio y, por el otro, el islámico Califato de Bagdad.

A través de una complicada trama de casamientos políticos, los kázaros supieron insertarse en el poder bizantino, pero siempre eligieron mantener su orgullosa independencia, uno de cuyos pilares era no haberse jamás subordinado ni al cristianismo bizantino ni al Islam, a sabiendas de que en aquellos tiempos que la religión era el factor de poder de gran importancia política y social.

Es así que los reyes kázaros desde su ciudadela en la ciudad de Itil a orillas del Mar Caspio, tomaron una medida revolucionaria, sin precedentes históricos, y única: en el año 740, los kázaros se convirtieron en masa al judaísmo como estrategia para frenar las peligrosas presiones cristiana y musulmana.

Con el devenir de los siglos, los descendientes de los nómades kázaros se expandieron hacia Rusia, Ucrania, Bielorrusia, Polonia e ingresaron a Europa Central y Occidental a través de Rumania y Alemania llegando a tener amplia presencia en algunas de las principales ciudades de Europa.

Adrián Salbuchi, destacado investigador de cuestiones vinculadas a Medio Oriente, asegura que, “con el tiempo, desarrollaron costumbres y leyes particulares, que les diferenciaron en ciertos temas de los sefardíes, llegando incluso a crear una lengua propia, el yídish, surgida de la combinación de los dialectos germanos de su región con influencias eslavas y hebreas. En vísperas del Holocausto, los askenazíes representaban más del 90% del total de los judíos del mundo“.

Concluyendo

Como puede verse, no hay manera de hablar de “judíos genuinos”, toda vez que la mayoría de ellos no lo son por herencia de sangre, sino por conversión. ¿Esto resta mérito al judío no genuino? Definitivamente, no.

Es evidente que, más importante que esa supuesta “pureza” es su propia convicción del dogma judío y el buen comportamiento ético derivado de este. Poder entender algo tan sencillo como esto, representa la clave para acercar al judaísmo a otras culturas y tradiciones, y elimina las barreras que nos separan a la hora de tratar de entender a aquel cuyas costumbres muchas veces no terminamos de entender.
Encerrarse en una postura caprichosa como la de Borger no ayuda en absoluto a la convivencia mutua y termina por alentar los falaces prejuicios contra el judío.

En momentos en que el mundo parece haber enloquecido por completo, es hora de hacer caso al consejo que doy a mis alumnos: trabajemos sobre nuestras coincidencias, son muchísimas más que nuestras disidencias.

Christian Sanz

Comentario:

Es un tema muy interesante, y que despierta pasiones encontradas.
Los judios, tienen origenes etnicos diversos, asi estan los falachas etiopes y somalies, que pasan por ser descendientes de negros niloticos,o sudaneses con alguna influencia semitica menor, los judios chinos o hindues con algun origen en el medio oriente, y afluencias etnicas locales, y los judios arabes(los mas directamente emparentados con los hebreos biblicos) los sefaradies descendientes de judios tambien dasporicos, pero con cierta influencia etnica de pueblos europeos y norteafricanos de la cuenca mediterranea. y finalmente la mayor comunidad al interior del judaismo y tambien la mas polemica por su origen: los askenazim.

Desde el año 2000 existen fuertes estudios en el area de la genetica y anteriores estudios en historia, antropologia y linguistica, que avalarian un origen mixto que con predominio de ancestros europeos y no solamente kazaros,habria conformado su genesis.

La diaspora fue parcial y no absoluta hace algo mas de 2000 años, de hecho los palestinos descienden en parte de hebreos biblicos. bueno hacia el siglo 6 se habian establecido en renania y alsacia pequeñas comunidades judaicas de origen diasporico provenientes del mediterraneo romano europeo, su funcion era comercial, con la expansion de cierta economia mercantil bajo el naciente orden feudal se expandieron hacia el este(pero no eran muy numerosos), tambien desde grecia en la misma epoca hacia el norte de los balcanes y con un origen similar a las comunidades renanas.

En el siglo 11 se produce la destruccion del imperio kazaro, y estos judios por adopcion(originariamente caraitas, luego talmudicos) y de origen ugrofines(como los hungaros los bulgaros y los lapones) y no tartaro mongol, se dirigieron al oeste(superaban ampliamente en numero a las corrientes del sur y del oeste) en un proceso de de amalgamamiento que dura mas de 5 siglos absorven a las corrientes de tipo diasporica del sur y el oeste(mas o menos semiticas) estableciendo en polonia su centro de mayor difusion desde el siglo 16.

No es que los asquenazies no tengan ancestros del medio oriente(lo cual esta demostrado) sino que el elemento converso eslavo, kazaro y mediterraneo europeo(heredado atraves de judios mediterraneos y sefaradies que se establecieron en europa oriental y contribuyeron a edificar la cultura yiddish-askenazim) fue superior al semitico diasporico, tambien hubo conversiones de usureros cristianos eslavos y germanos al judaismo del siglo 11 al 18 inclusive, por una cuestion economica.

Hoy el 75 % de los judios del mundo son askenazim(sigen siendo mayoria a pesar de ser ellos las mayores victimas del holocausto) pero con un muy importante componente europeo(diverso, no solo Kazaro), los estudios de adn mitocondrial y nuclear confirman esto y tenderian a coincidir con la antropologia y la historia, en un origen mixto(que incluye semitas del medio oriente para llamarlos de alguna manera) pero un predominio de conversos por razones politicas y economicas.esto no le agrada a los sionistas mas foribundos, pero persistir en tal obsecacion no los ayuda a conocer su rica historia.

Horacio

 

Anteriores Entradas antiguas