El realismo ingenuo


El realismo ingenuo

«El realismo ingenuo afirma simplemente que las cosas existen independientemente de la conciencia, y que son exactamente tal como nosotros las pensamos. Tiende a la afirmación de esta realidad y no se plantea siquiera el problema.  En  este  realismo  ingenuo  se  admiten  como  objetivos muchos datos o elementos que en realidad proceden del sujeto, y a éste se lo considera como meramente pasivo y fiel reflejo del mundo exterior. Este realismo es propio del niño, del hombre primitivo no civilizado, y también  del hombre común que ni siquiera se plantea el problema de la posibilidad  del  error en  sus  conocimientos.   Pero   este   realismo
ingenuo es fácilmente superado ante una primera reflexión crítica, como ya lo reconocieron los filósofos griegos y los primeros filósofos escolásticos.»[0]

«El realista ingenuo sostiene que cuando vemos un objeto y sus propiedades, en condiciones normales, es precisamente eso lo que vemos.»[1]

« El realismo ingenuo se identifica con el naturalismo filosófico en el sentido de que el punto de partida es la existencia de la naturaleza. Es la posición intuitiva, del “sentido común”. El realismo sustenta que el conocimiento es posible sin necesidad de suponer que la conciencia impone a la realidad determinados conceptos o categorías. Desde el enfoque metafísico, el realismo considera que las cosas existen realmente, con independencia de la conciencia y del sujeto que las conoce.

El realismo ingenuo, supone que el conocimiento es una reproducción exacta de la realidad; mientras que el realismo científico – también designado crítico o empírico – indica que no es posible equiparar directamente lo percibido con lo realmente conocido, sino que previamente hay que someterlo a un análisis racional.

Respecto al “realismo ingenuo”, se puede mencionar la posición de John R. Searle que tiene dos componentes. El primero es el denominado realismo metafísico (1991) y que últimamente lo ha calificado de realismo externo (1995-97)»[2]

Santo Tomas de Aquino, creo que entendió inteligentemente que «Existen verdades accesibles a la razón natural humana y otras que escapan a esa capacidad. Esto es debido al modo que utiliza el ser humano para conocer que es la abstracción de las formas. Cuando el conocimiento humano puede captar la esencia de una cosa, la conoce. Para ello, primero tiene que captarla por los sentidos y después abstraer su forma. Todos los seres naturales pueden ser captados de forma sensible y su forma puede ser abstraída por el entendimiento, pero no sucede lo mismo con la forma de Dios; de ahí que el entendimiento humano no pueda captar la esencia divina con la sola luz de la razón natural. Esto no quita para que a partir de los efectos, las cosas creadas, el ser humano pueda deducir la necesidad de la existencia de su creador, Dios. La razón puede demostrar que Dios existe, sin embargo no puede por sí sola saber nada de su esencia. Así pues, hay “verdades divinas accesibles a la razón humana” ( la existencia de Dios), y “ otras que sobrepasan en absoluto su capacidad” ( aquellas que versan sobre la esencia de Dios y que sólo pueden ser conocidas porque Dios nos las ha revelado).

Lo mismo que una persona simple no entendería los razonamientos complejos de la ciencia y no por ello la ciencia sería falsa, ya que lo que fallaría sería la capacidad del entendimiento del hombre simple, igualmente no podemos decir que la palabra revelada sobre la esencia de Dios sea falsa porque la capacidad del entendimiento humano no llega a descubrirla..  » [3]

Notas

[0] MANUEL GARCÍA MORENTE ,LECCIONES PRELIMINARES DE FILOSOFÍA, págs. 110-111, citado por  Hebe H. R Vidal, Fundamentos de Filosofía,p. 111, libreria Huemul, 1970,Bs.As, Argentina

[1] http://independencia.blogia.com/2004/120601-defensa-del-realismo-ingenuo.-1-parte.php

[2] realismo filosófico,Wikipedia
[3] http://bachiller.sabuco.com/filosofia/hfilosofia/tomas_de_aquino.htm
About these ads

Los comentarios están cerrados.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 2.168 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: