50 millones de Cristianos Protestantes en China.

50 millones de Cristianos Protestantes en China.

·· Asia

biblia_china_210209Shanghai, China – La Policía de Shanghai obligó recientemente a cristianos de esta localidad a cerrar una Iglesia en Casas. Observadores de China han señalado que el régimen de este país está intentando controlar nuevamente las actividades religiosas.

Como metrópolis internacional, Shanghai siempre ha sido parcialmente tolerante con los Templos Cristianos. De acuerdo con un reciente informe de boxun.com, sitio de noticias chinas en el extranjero, la policía de Shanghai presionó al propietario del local de la Iglesia Wanbang para que finalizara el contrato de alquiler, luego de intentar frustradamente impedir una conferencia interna.

El Reverendo Bob Fu, presidente de la Asociación de Ayuda a China (CAA por sus siglas en inglés) en los Estados Unidos, dijo que la Iglesia Misionera Wang planeó inicialmente una reunión interna con sus miembros, pero que su plan habia sido interferido por la policía.

“La policía local trató de presionar al Pastor de la Iglesia Misionera Wang pocos días antes de la conferencia. El pastor dijo que no iba a cancelarla ya que sería una conferencia interna”.

“La policía dijo que debía ser cancelada, entonces la iglesia accedió y no realizó la reunión en ese lugar. En vez de esto, la realizaron en otro lugar. La policía estaba obviamente muy disgustada y se vengó presionando al dueño de la propiedad para que cancelara el contrato de alquiler”, según afirma el Reverendo Fu.

Observadores internacionales informan que la policía había estado vigilando esta iglesia. El reverendo Fu comentó que la iglesia estuvo funcionando en Shanghai por varios años sin problemas.

“La iglesia ha existido por bastante tiempo y nunca ha tenido conflictos con el gobierno. Siempre han tratado de cumplir con las leyes y participar activamente en trabajos comunitarios. Enviaron muchos miembros a ayudar a reconstruir en las áreas de desastre, luego del devastador terremoto en Sichuan el 12 de mayo de 2008. Ahora la policía les priva el derecho de reunión y está suprimiendo la iglesia simplemente por una conferencia interna”.

El señor Zan Aizhong, escritor independiente y cristiano, dijo a Radio Free Asia (RFA) que a pesar de que el régimen comunista ha reprimido constantemente a organizaciones individuales cristianas, la represión varía de un área a otra. El gobierno es usualmente más tolerante en las grandes ciudades como Shanghai.

“Es mejor en las ciudades grandes. La frecuencia de la represión es mayor y más brutal en el campo. Rara vez se ve en Shanghai”, afirma Zan.

CAA reveló recientemente un documento secreto de la provincia de Hubei que pedía “hacer avances en controlar los sitios de las reuniones cristianas privadas y detener el caos y las condiciones anormales creadas por las actividades cristianas”.

El reverendo Fu dijo que hay varias señales que muestran cómo el régimen aparentemente ha intensificado la supresión de la Iglesia en Casas.

Según él: “Este es un año de inconformidad social en China, y en estas circunstancias, las autoridades han intensificado la vigilancia y represión de las Iglesia en Casas no registradas. Creo que el incidente de la Iglesia Misionera Wanbang ocurrió también debido a esta situación”.

Se calcula que en China hay aproximadamente unos 50 millones de Cristianos Protestantes, entre los cuales sólo una pequeña cantidad admite pertenecer al grupo de las Tres Iglesias Patrióticas controladas por el régimen.

Un alga revela las claves de la formación de la vida compleja

Un alga revela las claves de la formación de la vida compleja 

Febrero 23, 2009

volvox
Un ejemplar del alga verde ‘Volvox aureus’. – PNAS

Miguel G. Corral- El Mundo Digital

De una forma semejante a la que llevó, en 1953, al entonces doctorando Stanley L. Miller y a su director Harold Urey a rastrear en un laboratorio el orígen de las primeras moléculas orgánicas formadas en la Tierra, un equipo científico de la Universidad de Arizona ha buceado en el árbol filogenético de un grupo de algas verdes microscópicas, llamadas Volvox, para establecer los pasos fundamentales de la formación de los organismos multicelulares de este grupo en la Tierra.

Los investigadores, dirigidos por el especialista en biología evolutiva Matthew D. Herron, no sólo han podido esclarecer los grandes cambios que operaron en el ancestro unicelular del género hasta que concluyó la formación de la primera forma de vida multicelular de este tipo de algas, sino que, además, han conseguido determinar en qué momento de la Historia de la Vida operó cada transformación. Esto ha permitido al equipo de Herron datar el orígen multicelular de estos organismos hace alrededor de 234 millones de años, en lugar de hace entre 50 y 75 millones de años, como se creía hasta el momento.

Aunque la fecha de aparición se retrasa sustancialmente hay que tener en cuenta que por aquel entonces (pleno triásico) ya andaban por la superficie terrestre los primeros dinosaurios. Aún así, el trabajo podría orientar futuras investigaciones dirigidas a esclarecer el orígen multicelular de las plantas y los animales.

Además, según afirman los investigadores en el trabajo, publicado en la revista científica Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS), la mayor parte de los cambios que ocurrieron en el desarrollo de estas algas tuvieron lugar durante una temprana y rápida (en términos de millones de años, por supuesto) explosión que tuvo lugar poco después de la divergencia entre las formas uni y multicelular.

El reloj de la vida multicelular

En los 34 millones de años después de esta separación tuvieron lugar gran parte de las transformaciones que darían con la forma multicelular que conocemos en la actualidad. Hace 223 millones de años tuvo lugar el primer gran cambio. Las células hijas de una forma de vida parecida a las actuales Chlamydomonas, que debieron separarse, quedaron atrapadas en una matriz común. A partir de ese momento se sucedieron de forma rápida los cambios.

Hace unos 211 millones de años, se produjo la primera citoquinesis incompleta en el grupo de algas, es decir, que, tras una división celular, las paredes de ambas células hijas no se cerraron completamente quedando unidas por puentes de citoplasma (el líquido que contiene el interior de las células). Además, algunas de las células resultantes rotaron para que sus órgánulos locomotores quedaran orientados hacia el mismo lado y el organismo, ya multicelular, tuviese un sistema locomotor más efectivo, parecido al flagelo que impulsa a los espermazoides pero formado por muchos filamentos.

Poco después, tan sólo unos 11 millones de años, se produjo el cambio de forma corporal definitivo, lo que produjo una especialización definitiva de las células que formaban el organismo. Por último hace unos 180 millones de años se dio el primer paso hacia la diferenciación de las células reproductoras y las somáticas o no reproductoras.

El equipo de Herron sugiere que este primer modelo bien documentado podría ayudar a comprender la formación de los ancestros multicelulares de animales y plantas, ya que este mismo proceso se ha producido en la Historia de la Vida docenas de veces.

Fuente: oldearth.wordpress.com

El genoma del neandertal confirma que podía hablar

El genoma del neandertal confirma que podía hablar 

Un equipo internacional de investigadores, con participación española, consigue secuenciar el ADN del pariente más próximo del humano moderno

neander
Entrada de la cueva de Vindija (Croacia) donde se hallaron los restos secuenciados

NUÑO DOMÍNGUEZ – Público Digital

Darwin estaría emocionado. El mismo día en que el científico cumpliría 200 años, un grupo de investigadores ha presentado el primer borrador del genoma del hombre de neandertal, nuestro pariente más cercano en la larga cadena de la evolución.

La secuencia genética contiene el 60% de todo el genoma del neandertal, que ha sido extraído de fósiles encontrados en varios yacimientos europeos, incluido El Sidrón, en Asturias.

El líder del equipo, el biólogo del Instituto Max Planck de Antropología Evolutiva Svante Pääbo, ha señalado que el próximo paso será ver si las teorías evolutivas de Darwin son aplicables a este eslabón de la evolución. “Queremos averiguar si hubo selección natural, si algo cambió en nuestros ancestros que marcó la diferencia en la forma en la vivimos y nos reproducimos”, señaló.

El segundo gran reto será establecer un catálogo exhaustivo de cambios que incluya diferencias genéticas entre humanos modernos y neandertales. Aunque a simple vista son obvias, las diferencias genéticas entre humanos y otros homininos son una porción diminuta de sus genes. De hecho, se estima que compartimos el 99% de nuestros genes con nuestros parientes más próximos.

Hibridación improbable

Pääbo presentó los primeros resultados del su proyecto en el congreso de la Asociación Americana para el Avance de la Ciencia (AAAS), que se celebra hasta el próximo lunes en Chicago. Pääbo indicó que el neandertal no ha dejado apenas rastro en nuestro genoma. “Aunque aún no se sabe el porcentaje, la cantidad de rasgos específicos del neandertal que comparte el humano actual es diminuta”, señaló.

La otra gran pregunta es si los ancestros de los humanos actuales dejaron rastro en el genoma neandertal, es decir, si ambas especies se cruzaron. Los neandertales se extinguieron hace unos 30.000 años y su presencia se solapó con la del hombre actual, el Homo sapiens. Pero aún es pronto para saber si, hace miles de años, hubo un encuentro íntimo entre ambas especies.

Lo que sí se conocen son dos detalles algo aleatorios que Pääbo ha podido corroborar. El neandertal adulto podía hablar, y no bebía leche. Pääbo y su equipo han comprobado que el neandertal comparte con el hombre modificaciones en el gen FOXP2, que está relacionado con la capacidad para hablar.

“No hay razones para pensar que no pudieran articular de la forma en que nosotros lo hacemos”, señaló el científico. Pero eso no significa que tuviera un lenguaje tal y como lo conocemos hoy, pues el habla es resultado de una infinidad de factores que no depende de un solo gen, matizo el científico. También carecía del gen que permite al hombre adulto digerir correctamente la leche.

Mosaico de épocas

El genoma presentado este jueves en Chicago no corresponde a un solo individuo, sino que es un mosaico de varios ejemplares y épocas. En total, se han analizado más de 1.000 millones de muestras de ADN. La mayor parte procede de huesos encontrados en la cueva de Vindija, Croacia. El equipo ha comparado estos fósiles con otros encontrados en Alemania, Rusia y la cueva de El Sidrón, en Asturias.

De esta última se han utilizado restos de neandertales que vivieron hace 43.000 años. Pääbo resaltó la importancia de los fósiles asturianos debido la total asepsia con que fueron obtenidos por el equipo de Javier Fortea, catedrático de Prehistoria de la Universidad de Oviedo. “Es un yacimiento único que ha sido excavado en condiciones perfectas” dijo.

Las muestras recogidas en Alemania proceden de un ejemplar que fue hallado en 1856 en el valle de Neander y que dio nombre a la especie. El último grupo de fósiles se remonta 60.000 años y fue hallado en la Cueva de Mezmaiskaya, Rusia.

Este primer borrador incluye 3.000 millones de bases pero, gracias a refinadas técnicas, solo se ha necesitado un gramo de hueso para obtener todo el genoma. El equipo usó una nueva tecnología desarrollada por la compañía estadounidense 454 Life Sciences, que en 2007 secuenció el genoma de James Watson, uno de los descubridores del ADN.

A pesar del constante avance de la tecnología, hay cosas que aun no son posibles. Y es que, respondiendo a un periodista, Pääbo descartó que las técnicas actuales hagan posible clonar al neandertal para traerlo de nuevo a la vida.

El creacionismo divide a Estados Unidos

El creacionismo divide a Estados Unidos 

Febrero 20, 2009

clase

En las escuelas de EEUU está prohibido hacer proselitismo religioso

Público Digital

Charles Darwin sigue dando que hablar, 200 años después de su nacimiento. La efeméride del científico británico, autor de El origen de las especies se cumple mañana, y su teoría sobre la evolución y la selección natural continúa encendiendo ásperos debates. Una de las sociedades más polarizadas es la estadounidense, dividida entre los que piensan que Dios creó al hombre a su imagen y semejanza, tal y como cuenta la Biblia, y los que apuestan por la evolución a lo largo de los siglos.

La balanza se inclina ligeramente hacia el lado de los primeros. Así lo reflejan de forma coincidente diversas encuestas realizadas durante las últimas dos décadas. Las pequeñas variaciones en las cifras se deben, según los expertos, a la forma en cómo se plantean las preguntas. También se ha detectado cierta confusión entre los términos creacionismo el clásico sostiene que Dios creó al hombre y al mundo en una semana, tal y como narrael Génesis y evolucionismo basado en las teorías de Darwin. A ambos hay que sumar el de diseño inteligente, que niega al naturalista británico al señalar que el desarrollode formas de vida tan complejas como las que conocemos no se ha podido dar mediante la evolución si no por la intervención de una fuerza superior, un diseñador.

Explicar las dos visiones

Los sondeos más recientes, de Gallup en 2005 y del Pew Research Center en 2006, arrojan números parecidos: el primero señala que el 44 % de los ciudadanos favorece el creacionismo y el segundo lo cifra en un 42 %. Por el contrario, los estadounidenses que creen en la evolución suman el 26 %, según el Pew, y el 14%, de acuerdo con Gallup. Pero en esta brecha tiene que ver la forma en cómo se formulan las preguntas. Por ejemplo, la encuesta de Gallup ofrece tres opciones, dos de ellas sugieren la intervención de Dios en la creación y la otra la niega de forma tajante. De ahí que, según los expertos, en una sociedad mayoritariamente fundada en creencias religiosas la balanza se incline hacia los creacionistas. La del Pew Research Center no menciona expresamente a Dios, dando más margen a una interpretación científica. Además, dentro de los creacionistas hay quienes admiten algún grado de evolución.

Sobre la polémica batalla que libran los creacionistas para que sus teorías se puedan enseñar en las escuelas públicas algo que está ahora prohibido por hacer proselitismo de una religión en concreto, la mayoría de los estadounidenses, alrededor de un 60%, está a favor de que se expliquen las dos visiones. Un 38 % quisiera que solo se enseñara el modelo creacionista.

La confianza en Darwin por religiones

- 81% de los budistas: los ciudadanos estadounidenses que practican el budismo son, según la encuesta del Pew Research Center, los que creen en mayor porcentaje en la teoría de la evolución, con un 81%. Los hindués (80%) y los judíos (77%) les siguen a escasa distancia.

- 58% de los católicos: los creyentes católicos piensan, en su mayoría (58%), que la teoría de la evolución “es la que mejor explica los orígenes de la vida en la Tierra”, según formula la pregunta de la encuesta. Los protestantes les siguen, con un 51%.

- 8% de los testigos de Jehová: menos del 10% de los Testigos de Jehová que viven en EEUU cree en la teoría de la evolución formulada por Darwin.

Visto en oldearth.wodpress.com

El Papa acierta y se equivoca ¿y nosotros?

viernes, 20 de febrero de 2009

El Papa acierta y se equivoca ¿y nosotros?

Enric Capó, España

Lo que pasa en el Vaticano es cosa de la Iglesia Católica y, en principio, no nos habría de afectar; pero en este mundo globalizado en el que vivimos, todos estamos relacionados con todos y nada de lo que pasa a otro ser humano nos es ajeno. Y esto es especialmente cierto en lo que se refiere a las iglesias cristianas, aquellas que tienen como referente a Jesús de Nazaret. Por tanto, siempre nos preocupa el testimonio cristiano en el mundo, venga de donde venga, ya sea de los evangelicales de los EEUU, como del integrismo, cada vez más acentuado, que nos llega del Vaticano.

Hoy nos referimos concretamente a la reintegración en la Iglesia Católica de los lefrebistas, unas 150 personas, con 49 sacerdotes y 4 obispos. Ellos representan la parte de la Iglesia Católica que se opuso a las declaraciones del Concilio Vaticano II, al acercamiento de la iglesia a la problemática social y a la libertad religiosa. Entre sus postulados encontramos un antisemitismo feroz –especialmente expresado por el obispo Williamson- y la vuelta a las formas antiguas del culto: la lengua latina y la misa de espaldas al pueblo.

El pasado 22 de enero, el Papa alzó la excomunión que pesaba sobre este colectivo que se había separado de la Iglesia Católica en 1988. Obispos, sacerdotes y pueblo han sido reintegrados a la Iglesia Católica y se les ha concedido algunos privilegios. Eso ha provocado fuertes protestas por parte del ala progresista de la iglesia, pero está en línea con la política que el Papa ha mantenido desde que fue elegido para el cargo. Ya en la Declaración Dominus Iesus, del 6 de agosto del 2000, el que entonces era cardenal Ratzinger, menospreció a las iglesias protestantes, negándoles el reconocimiento como tales. También en la línea reaccionaria, el 7 de julio de 2007, el Papa publicó unmotu propio que autorizaba la misa en latín según el misal romano de Pío V, de 1570. Últimamente también ha tratado de re-interpretar, en clave conservadora, el Concilio Vaticano II.

El conocimiento de lo que pasa entre bastidores en el Vaticano nos explicaría en gran parte estas decisiones y este conservadurismo de un teólogo tan acreditado como Ratzinger que fue muy influyente en las sesiones del Concilio Vaticano II. La derecha religiosa, muy conservadora, se está instalando en el Vaticano, el centro de poder de la Iglesia Católica. Y también en otras iglesias. Cuando analizamos quienes son los que organizan y asisten a las grandes concentraciones religiosas, encontramos allí a los cristianos más reaccionarios y fundamentalistas. Ellos pesan mucho entre los grupos de presión que se dan en las iglesias y no es extraño que el Papa –y los que tienen responsabilidades semejantes en otras iglesias- se inclinen hacia este sector más conservador, marginando a los otros –por ejemplo a los defensores de la doctrina de la liberación. Los conservadores son las personas con las que se puede contar.

Por esto, me parece correcto decir que el Papa, con esta decisión de alzar la excomunión a los lefebristas, ha acertado; pero al mismo tiempo decimos que se ha equivocado. Si sólo miramos de cerca, a la conveniencia inmediata, la decisión es acertada. Estamos viviendo tiempos del triunfo de la derecha religiosa. En los EEUU, y también aquí, hay una oleada de conservadurismo que se manifiesta de formas muy diversas, pero que domina todo el panorama religioso. En el campo católico, en nuestro país, donde hay mucha diversidad, los que arman más ruido son los portavoces de la Conferencia Episcopal, encabezada por el cardenal Rouco Varela, y la emisora de radio la COPE. Entre nosotros, los protestantes, después de la llegada masiva de emigrantes y del acceso al poder de dirigentes muy influidos por los evangelicales norteamericanos, se dan actitudes muy rancias. La derecha religiosa da dividendos. Si la consigna es crecer y llegar a ser poderosos e influyentes, entonces la opción es la conservadora e, incluso, la fundamentalista.

Pero, a la larga, esta actitud no tiene futuro, por lo que el Papa también se equivoca. Lo que es falso lo será siempre y, por mucho que dure una mentira o una falsedad, el tiempo llega a ponerla de manifiesto. Más importante que un éxito humano y una inflación religiosa, que tanto gusta a las iglesias, es la honestidad personal y la búsqueda de la verdad última de las cosas. Y en esto, los cristianos de todas las denominaciones deberíamos estar de acuerdo. En la expresión de la fe no hay nada que sea más importante que la autenticidad. Cuando nos movemos a nivel de conveniencias personales o nos ponemos al servicio de la institución, estamos inaugurando un camino que Cristo no caminará nunca con nosotros. Quizás nos dé satisfacciones humanas y nos podremos gloriar de los objetivos alcanzados, pero estaremos lejos del pueblo que Dios escogió para anunciar su evangelio de paz y reconciliación.

Enric Capó

Fuente: Lupaprotestante

Ciencia y Biblia

Ciencia y Biblia

José Ángel Fernández, España

Esta semana he visto una entrevista curiosa. Ha sido con un doctor en astrofísica que forma parte del Museo de la Creación (Creation Museum) de Kentucky, un museo creado por los creacionistas norteamericanos con la intención de mostrar cómo fueron los primeros años después de la creación del mundo. Si paseamos por el museo lo que encontramos es una tremenda mezcla de ideas sin ninguna base científica para apoyarla a excepción de lo que leemos literalmente en algunos libros de la Biblia. En la entrevista se pudo escuchar una gran contradicción, un argumento circular típico de aquellos científicos que pretenden mantener una lectura literal de los textos bíblicos. “Si encontraras que las evidencias científicas te llevan en una dirección contraria a la lectura que haces de los textos bíblicos, ¿qué harías?”, se le pregunta al doctor en astrofísica. Y este responde: “Yo soy científico porque la Biblia apoya la ciencia; Dios nos ha dado este mundo y nos ha dado una razón para buscar e investigar respuestas en él. Sin embargo, si las claras evidencias científicas me llevaran en dirección contraria a mi lectura de la Biblia, me quedaría con la Biblia”. Uno se queda un tanto frío ante la respuesta de este doctor creacionista: si sólo podemos aceptar las evidencias científicas que no contradicen nuestra lectura literal de la Biblia, ¿para qué vamos a investigar en absoluto? ¡Quedémonos con la Biblia y dejemos la ciencia a un lado! (con todas las consecuencias que ello implica).

Por si acaso alguien no lo sabe, los creacionistas son cristianos que ven la necesidad de elegir entre las teorías científicas y la verdad bíblica y reaccionan de forma bastante fuerte en contra de aquellos que se limitan a aceptar una armonización entre ambas. Y esta necesidad de elegir entre ellas alcanza un punto muy caliente cuando hablamos de la teoría de la evolución de Darwin. Como escribe Henri Morris, un conocido autor creacionista:

Uno puede ser cristiano y evolucionista, tanto como uno también puede ser un cristiano ladrón, o un cristiano adúltero, o un cristiano mentiroso. Es absolutamente imposible que aquellos que declaran creer en la Biblia y seguir a Cristo puedan aceptar la evolución”.

El concepto de evolución aún llena el corazón de muchos cristianos de asco y repulsión porque, según dicen, no hace una distinción clara entre los seres humanos y el resto de los animales y porque no parece hacer justicia al relato de la creación en el libro del Génesis. Algunos van incluso más lejos. Para Ken Ham, otro autor creacionista, la teoría de la evolución “destruye el mismo mensaje del evangelio”. Para Ham los cristianos que aceptan la evolución “probablemente no han pensado bien acerca de las consecuencias lógicas de esa posición”. Según argumenta este autor, la evolución contradice las afirmaciones claras e inequívocas que aparecen en el libro del Génesis acerca de Adán y Eva y el origen del pecado y la muerte:

La Biblia enseña claramente que cuando Dios creó a Adán y Eva el mundo era perfecto. No había muerte ni derramamiento de sangre. Pero por el pecado de Adán Dios trajo la muerte como juicio del mundo… Si crees en la evolución has de creer que Dios usó muerte y derramamiento de sangre a través de los siglos, durante millones de años, como medio para crear al ser humano. Esto destruye el mensaje del evangelio. La respuesta está en el Génesis – no hay lugar para la evolución en la Biblia”.

Algo similar encontramos en los escritos de D.T. Gish, otro escritor creacionista:

“Nadie de esos que creen en la evolución, sean ateos, teístas o cualquier otra cosa, creen también en el relato bíblico de la creación de Eva. Es rechazado como un relato falso porque, según dicen, el hombre y la mujer evolucionaron juntos de algún tipo de criatura con forma de mono durante millones de años. Simplemente deciden no creer las Escrituras en este punto. Sin embargo, los autores del Nuevo Testamento apoyan plenamente la verdad literal del relato de la creación de Eva”.

Me consta que esta forma de pensar no es, ni mucho menos, un fenómeno puramente norteamericano o que existe únicamente en esas iglesias del otro lado del charco sino que abunda también en nuestras iglesias evangélicas. Me atrevería incluso a decir que esta forma de pensar, lejos de estar en decadencia, está creciendo en las iglesias. De hecho, y a modo de prueba, si entramos en muchas librerías evangélicas y buscamos libros que traten el tema de la evolución desde un punto de vista cristiano, la gran mayoría de libros que encontramos proceden de una única perspectiva que considera la teoría de la evolución como errónea y contraria a los relatos bíblicos, eliminando así de sus estanterías la amplia gama de posturas que existen dentro del Cristianismo, algunas de ellas contrarias pero otras favorables al concepto de la evolución. No deja de ser triste que en muchos casos tengamos que aprender otros idiomas y salir de España (o quizá entrar en librerías procedentes de otras ramas del Cristianismo distintas a la protestante) para encontrar libros escritos por científicos cristianos que aceptan la teoría de la evolución y que, de hecho, no ven ningún conflicto entre ciencia y fe. Es muy preocupante el hecho de que un joven cristiano tenga que comprar libros de no creyentes para ser informado acerca de temas como la evolución desde un punto de vista equilibrado y científico por no tener acceso a libros de autores cristianos y evolucionistas como Francis Collins, John Polkinghorne, Alister McGrath o Kenneth Miller. Resulta ciertamente irónico que el propio Calvino, uno de los padres de la Reforma, comentara en su tiempo acerca de cuánto envidiaba a aquellos que podían estudiar fisiología y astronomía, ya que tal estudio permitía un contacto directo con las maravillas de la creación de Dios. Me da la impresión de que gran parte del Cristianismo evangélico de hoy, hijo de aquella Reforma, ha decidido olvidar ese amor por la ciencia por miedo a perder una falsa seguridad intelectual que mantiene su fe viva.

Sería bonito – y digno – que las librerías cristianas, precisamente aquellos centros destinados a ofrecernos y mostrarnos sin ningún tipo de polarización la amplia gama de posibilidades que existe hoy día dentro del Cristianismo para que podamos tomar una decisión informada acerca de lo que queremos creer, tuvieran en sus estanterías libros que trataran el tema de la evolución desde un punto de vista cristiano y desde varias perspectivas distintas, tanto positivas como negativas. Visto que muchas de estas librerías no están por la labor, vamos necesitando ya grupos cristianos que tomen la responsabilidad de traducir y escribir libros y artículos orientados a informar a los cristianos de que el Cristianismo es mucho más variado y ofrece lecturas muy diversas tanto de los relatos bíblicos como de la relación entre ciencia y fe. Y si cerramos nuestros ojos a esta necesidad en nuestro afán por proteger la visión unidimensional que conocemos y que queremos fomentar a nuestro alrededor nos arriesgamos a generar un Cristianismo poco informado y capaz de atraer únicamente a aquellos que prefieren respuestas precocinadas a hacer el esfuerzo de pensar por sí mismos.

Fuente: Ciencia y Biblia

Europa pone a punto el mayor telescopio espacial de la historia

23/2/2009 Edición Impresa CIENCIA

Europa pone a punto el mayor telescopio espacial de la historia

  1. • El ‘Herschel’, que despegará en abril, tiene un espejo de 3,5 metros de diámetro
  2. • Podrá observar lejanas radiaciones indetectables desde la Tierra o el ‘Hubble’
Si desea ver el gráfico en PDF haga click en la imagen.
Si desea ver el gráfico en PDF haga click en la imagen.
ANTONIO MADRIDEJOS
BARCELONA

Un espejo de 3,5 metros de diámetro, bastante más que el Hubble, y una capacidad para observar en todo el espectro infrarrojo, donde no llega la visión humana, convertirán al observatorio espacial Herschel en la herramienta más precisa de la historia dedicada a escrutar las regiones más frías y lejanas del Universo. Este prodigio de la tecnología europea, resultado de 20 años de trabajo, ya ha comenzado los preparativos para el lanzamiento, previsto para el 16 de abril. “Lo que descubriremos cambiará nuestra visión de muchos procesos que intervienen en la evolución del Universo”, se muestra convencido José Cernicharo, investigador del Instituto de Estructura de la Materia del CSIC (Madrid) y uno de los jefes científicos de la misión.
El nuevo satélite de la Agencia Europea del Espacio (ESA) es un cilindro metálico de 7,5 metros de alto y 3,3 toneladas de peso que carga en su interior varios elementos de última generación. Lo más espectacular es el espejo de observación, el mayor jamás puesto en órbita, constituido por una pieza de cerámica muy ligera y resistente. Los restantes instrumentos del satélite se servirán del gran ojo para analizar el cosmos.
Debajo del espejo se sitúa el elemento de mayor tamaño, el criostato, un bidón termal con 2.000 litros de helio líquido que garantizarán el frío extremo necesario para trabajar. Por ejemplo, el telescopio operará en un ambiente con temperaturas inferiores a –200°, pero el objetivo es llegar a –270°, cerca del cero absoluto. Dentro del criostato, protegidos del calor exterior, se encuentran sumergidos los tres grandes elementos científicos de la misión, llamados HIFI, PACS y Spire, que se dedicarán a descifrar los datos recibidos por el espejo. Los instrumentos requieren temperaturas tan gélidas porque las galaxias que se quieren captar son extremadamente frías.

SOLO PARA OTROS OJOS
“Lo que hace único al Herschel es la ventana del espectro electromagnético que puede explorar”, prosigue el investigador del CSIC. Mientras que el Hubble está preparado para observar la misma luz que detectan nuestros ojos –el espectro óptico–, el Herschel trabajará en un dominio que incluye todo el infrarrojo lejano y longitudes de onda submilimétricas. “Ello le permitirá observar el Universo más frío, en particular las zonas de nacimiento de estrellas y objetos formados poco después del Big Bang. Esa ventana está cerrada a los telescopios terrestres porque nuestra atmósfera actúa como un muro que no deja pasar ningún fotón”.
Además de Cernicharo, la participación española en el Herschel incluye también a otros investigadores del Instituto de Estructura de la Materia del CSIC, como Jesús Martín-Pintado, así como del Instituto de Astrofísica de Canarias y el Observatorio Astronómico Nacional. Entre las empresas están Alcatel Espacio, Crisa, CASA, Sener, GMV y Rymsa.
El Herschel nos ayudará a entender mejor cómo se formaron y evolucionaron las galaxias en el universo primigenio y, en general, los procesos que dan lugar a estrellas y cometas. “¿Fueron las primeras galaxias como las que vemos ahora?, ¿las estrellas se forman primero y luego se juntan para formar galaxias o es al revés?”, son algunas de las cuestiones que la ESA espera responder. Las observaciones, además, incluirán objetivos más cercanos, como cometas, planetas y satélites. Nadie duda ya de que el astrónomo alemán William Herschel (1738-1822), descubridor de Urano y de los rayos infrarrojos, entre otros méritos científicos, estaría orgulloso de comprobar que una de las joyas de la astronomía europea lleva su apellido.

Anteriores Entradas antiguas

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 2.193 seguidores