La crítica textual


La crítica textual

Descargar ( la-critica-textual.pdf )

Los libros del Nuevo Testamento han sido entregados por medio de millares de copias.Aunque Dios inspiró a los escritores del Nuevo Testamento el ni guió milagrosamente la mano de los copistas.La crítica textual intenta contrariar los inevitables errores de los escribas y recuperar la verdadera forma del texto. Muchos errores se cuelan sin intención en el texto y no son difíciles de detectar.

Otras modificaciones textuales fueron hechas intencionalmente, usualmente por escribas bien intencionados y estos no resaltan tan claramente. Sin embargo, aún en estos casos un crítico textual es una ciencia bien fundada, nuestro texto es seguro y el fundamento textual de nuestra fe permanece inquebrantable 1

La Alta Critica:

Es una corriente teológica que estrictamente usando elementos razonativos, analiza minuciosamente parte por parte, para tratar de decir si los textos Bíblicos son fidedignos, inspirados, como también dar una explicación a las interrogantes Bíblicas haciendo uso de la metodología de las ciencias en general, todo prueba que no tenga una explicación racional, pasara a conformar parte de la duda, hasta que sea demostrado que es verdad (a la forma de hacer el análisis teológico es que se denomina alta critica). No es una fraternidad teológica como las que tenemos por ejemplo en Latinoamérica (FTL), como por ejemplo. Por el desarrollo de las ciencias en general muchos estudiosos especialmente Europeos en su gran mayoría y provenientes de canteras de las Iglesias reformadas y estudiosos de la religión en su gran mayoría tienen este particular método de interpretación y análisis…

Una de las primeras escuelas de teología contemporánea la denominada de Tubinga es el punto inicial donde desarrolla este tipo de quehacer teológico, actualmente hay expositores de esta corriente que no necesariamente pertenecen a dicha escuela teológica. Definitivamente la expresión ecuménica de la Iglesia [Católica] como ente organizativo no tiene nada que ver con la alta critica, pero esta situación no limita que mucha gente ecuménica de la Iglesia asimile este tipo de quehacer teológico…Por el profesionalismo de su labor investigativo, serán muy críticos en demostrar que los elementos sean fidedignos y coherentes dentro de cada palabra que contiene las sagradas escrituras, y trataran de demostrar que parte es un original y cual fue un añadido.

También los elementos históricos que incidieron en las diferentes reescrituras de la Biblia, haciendo relucir la característica del aporte de los escritores, más allá de la palabra revelada por Dios. Son teólogos de esta corriente, con su particular manera de observar la Biblia. Usan la metodología científica (Ciencias sociales, históricas, arqueológicas, antropológicas, literarios, semionológicos).” 2

a. Objetivos de la crítica textual 3   

 

  • Reconstruir la historia de la transmisión del texto.
  • Restaurar el texto en su estado original en la medida en que esto es posible.

 

Desde que comienza a imprimirse el texto griego del NT en el siglo XVI empieza a darse un esfuerzo de los editores por basar su trabajo sobre códices griegos valiosos, confrontando las lecturas variantes. Más tarde se empieza ya a compilar variantes en trabajos eruditos. Pero la crítica textual como ciencia sólo comienza a principios del XIX con Griesbach que establece ya la metodología, y cataloga las familias de los manuscritos según su proximidad textual. Es el primero que se aventura a abandonar el textus receptus.

La crítica textual alcanza su madurez en la obra de Von Tischendorf (1815-1874), el descubridor del códice sinaítico.

Tischendorf publica grandes ediciones del texto griego con aparato crítico amplio.

Desde entonces se ha sucedido un conocimiento mucho más completo de códices hasta entonces desconocidos, se han discernido relaciones de unos códices con otros hasta agruparlos en familias, y se ha mejorado la criteriología para discernir las lecturas originales más verosímiles.

Famosas ediciones críticas del Nuevo Testamento griego son las Westcott y Hort (1881), la edición monumental de Von Soden en 1902-10.

La edición de bolsillo más asequible y más veces reimpresa es la de Nestlé. En España tenemos una magnífica edición crítica del Nuevo Testamento a cargo del P. J. M. Bover, SJ (1943)“

b. Criterios usados en crítica textual 4

Una vez que hemos recogido los manuscritos, ¿cómo sabemos qué manuscrito es más fiable? ¿Cómo determinamos que la forma bajo la que aparece una palabra en un manuscrito es preferible al testimonio de otro manuscrito? Para determinar la lectura más fiable, los críticos recurren a varios criterios:

1. Criterio geográfico: teniendo en cuenta que los manuscritos se difunden en los lugares donde penetra el cristianismo, hay que preferir la lectura que sea idéntica en el mayor número de lugares alejados entre sí.

2. Criterio genealógico: si podemos demostrar que hay una lectura en un manuscrito, que los demás manuscritos dan por supuesta, debemos preferir la lectura de aquel manuscrito a la de éstos últimos.

3. Criterio literario-estilístico: hay que preferir la lectura que está más acorde con la estructura literaria o la perspectiva teológica de un autor.

Dentro de las posibles, siempre hay que decantarse por:

La más breve.

La “lectio difficilior”, es decir, la que tiene un sentido más difícil de entender, puesto que la tendencia de los amanuenses es siempre de acomodar el sentido para hacerlo más asequible. Así, la lectura que tiene más garantías de ser original es la más difícil de entender.

c. Importancia de las variaciones textuales:

Existe un gran número de variantes en los manuscritos, pero este número es certificado al contar todas las variantes en todos los manuscritos.

Cuando esto se entiende la cifra mayor de diferencias textuales no parece atemorizadora. La mayor parte de las variantes esta formada de detalles mínimos, sean errores obvios del escriba o cambios ligeros en la ortografía, la gramática o el orden de las palabras. Estos, no son de consecuencias para nuestro texto.

Otras variantes pueden tener considerable peso en nuestro texto, pero no están respaldadas por las autoridades textuales antiguas.Unas cuantas variantes presentan problemas para nuestro texto, pero no son imposibles de resolver. Aunque lo fueran, puesto que su número es tan pequeño, no deben ser piedras de tropiezo para nuestra fe” 5

Neil R.Lightfoot considera “útil mencionar tres tipos de variaciones textuales, clasificadas en relación con su importancia para nuestro texto presente en el Nuevo Testamento 6

d. El problema de las variantes textuales

De los más de 3.000 manuscritos que poseemos del NT, apenas habrá un solo versículo en el que coincidan a la vez todos los manuscritos palabra por palabra o letra por letra. Cabe encontrar más de 300.000 variantes en el NT. ¿Cuál de ellas escoger? ¿Cómo recomponer las palabras exactas tal como salieron de la pluma del escritor sagrado en el original autógrafo?

Sobre este tema versa la ciencia que denominamos crítica textual. A pesar de esta primera impresión penosa de los cientos de miles de variantes, sin embargo, al profundizar, nos damos cuenta de que muchas de estas variantes se detectan inmediatamente como errores del copista, y pueden descartarse sin más. Podemos decir que hoy día tenemos seguridad sobre el texto original del Nuevo Testamento en más de un 90% de su extensión.

Del 10% restante, del que puede caber alguna duda, la inmensa mayoría de las variantes no afectan para nada al sentido de los textos, sino sólo al orden de dos palabras, a la presencia o ausencia de una partícula.“7

e. Tipos de Variaciones:

1. Variaciones triviales: que no tienen ninguna consecuencia en el texto. La gran mayoría de lecturas variantes en el manuscrito tiene que ver con asuntos triviales, muchos de ellos tan finos que no pueden ser representados en la traducción.

Ligthfoot dice que”tenemos abundancia de información que nos capacita, hasta en asuntos triviales, para hacer una decisión concreta en cuanto a la lectura probable del texto original, y aunque no tuviéramos esa información, si estuviéramos completamente a ciegas con referencia a cosas tales como ortografía, orden de las palabras y otras minucias semejantes, ni así estaremos en peligro de perder la revelación Divina.

Las variaciones accidentales, pueden venir de confusión de letras; la haplografía consiste en simplificar algo que estaba duplicado; la diptografía que consiste en duplicar algo que era simple. Tanto la haplografía como la diptografía pueden afectar a una letra, una palabra, o un párrafo entero. Es frecuente saltarse una línea, o saltarse una línea cuando dos líneas terminan en la misma palabra (homoteleuton).” 8

2. Variantes sustanciales: que no tienen consecuencias para el texto. No es que las variantes textuales puedan ser desechadas a la ligera. Algunas variantes incluyen no solamente una o dos palabras, sino todo un versículo o hasta varios versículos.

Ciertamente variantes de esta clase son mas que triviales. Debería añadirse rápidamente, sin embargo que estas variantes de un carácter sustancial no afectan nuestro texto actual. No lo afectan porque no son apoyados por los textos textuales mas autoritativos. Ej: Juan 7:53-8:11; Lc. 6:5; Hch. 8:37; I Juan 5:7

Cambios intencionales, pueden nacer del deseo de modernizar alguna palabra que ha quedado arcaica, o de corregir algún error geográfico o sintáctico, o de explicar con una glosa algo que no se entiende bien, o de censurar alguna palabra o concreto que puede resultar extraño o malsonante. También son frecuentes los cambios intencionales nacidos del deseo de armonizar una lectura con la lectura paralela de otros textos sinópticos. Pueden nacer del deseo e modernizar una palabra que ya ha quedado arcaica.” 9

3. Variantes sustanciales que tienen peso en el texto: Ej: Marcos 16:9-20

d. Restauración del texto del Nuevo Testamento. 10

El texto de nuestro Nuevo Testamento actual es un texto reconstruido o restaurado. Ha sido reconstruido por la erudición moderna de Tres líneas de testigos independientes: los manuscritos, las versiones y los escritos de los cristianos primitivos (Padres de la iglesia).

En 1516 Erasmo editó y publicó un texto basado en unos cuantos manuscritos tardíos. En 1550 Robert Estieme, o Stephanus, publicó una hermosa edición del texto griego que estaba destinada a convertirse en el Texto Recibido (Tetxus receptus). Sin embargo, fue casi idéntico al texto de Erasmo. Por mas de 300 años el texto recibido continuó siendo impreso y ampliamente aceptado. Una gran época de avance textual fue marcada con la publicación en 1881 de un texto griego revisado.

Este texto restaurado fue editado por Westcott y Hort, y mantiene hoy con ligeras modificaciones, una posición de primera clase en su campo. Todas las nuevas ediciones del texto y casi todas las nuevas traducciones dependen fuertemente de Westcott-Hort.

El 12 de mayo de 1881, dos amigos y colaboradores de mucho tiempo publicaron el primero de dos volúmenes intitulado “El Nuevo Testamento en el griego original”

Fue un texto completamente nuevo, revisado o reconstruido. El 4 de septiembre apareció el segundo volumen del texto griego con el subtítulo de Introducción y Apéndice, escrito por Hort.

En el año 1893, la Sociedad Bíblica Americana publica la traducción de Henry Banington Pratt, misionero presbiteriano en Colombia y México, conocido como Versiòn Moderna.

Esta versión en español se realiza con la consulta a eruditos ingleses y estadounidenses, y con el aporte de varios eruditos sudamericanos. No se sabe que texto griego usó, pero sin duda tenía a la vista el de Westcott y Hort. Esta Biblia no fue muy apoyada y el pueblo evangélico siguió usando la tradición de Reina Valera fiel al texto Recibido.

Notas Bibliográficas utilizadas

Comprendamos como se formó la Biblia,Pag. 102-103, Neil R.Lightfoot,Editorial Mundo Hispano.

http://forocristiano.iglesia.net/anterior/000014.html

3http://www.upco.es/personal/jmmoreno/cursos/EScritura/Teologia/texto.htm

4http://www.auladebiblia.com/introduccion/tema5/tema5.html

5Comprendamos como se formó la Biblia,pag.113-114,Neil R.Lightfoot,Editorial Mundo Hispano.

6Comprendamos como se formó la Biblia,pag.106-109,Neil R.Lightfoot,Editorial Mundo Hispano.

7http://www.upco.es/personal/jmmoreno/cursos/EScritura/Teologia/texto.htm

8http://www.upco.es/personal/jmmoreno/cursos/EScritura/Teologia/texto.htm

9http://www.upco.es/personal/jmmoreno/cursos/EScritura/Teologia/texto.htm

10.Comprendamos como se formó la Biblia,pag.115-116,Neil R.Lightfoot,Editorial Mundo Hispano.

 

About these ads

Los comentarios están cerrados.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.994 seguidores

%d personas les gusta esto: